Ciencia > Astronomía

"Poca gente entiende qué es un agujero negro", dice la Nobel de Física

"Puedo pensar en ello matemáticamente, de manera abstracta, pero formar una imagen es muy difícil, porque el espacio y el tiempo se mezclan", expresó Andrea Ghez sobre el objeto de estudio que le dio la distinción

Tiempo de lectura: -'

06 de octubre de 2020 a las 14:36

Cuando se le pregunta a la profesora de astronomía estadounidense Andrea Ghez, una de las tres ganadoras del Premio Nobel de Física 2020 otorgado el martes, cómo explica a niño qué es un agujero negro, responde: "Un objeto cuya fuerza gravitatoria es tan intensa que nada puede escapar, ni siquiera la luz ".

"Muy poca gente entiende qué es un agujero negro, pero mucha gente está fascinada con ellos", reconoce Ghez a la AFP desde California, una hora después de convertirse en la cuarta mujer en recibir el Nobel de Física.

El grupo de investigadores con los que trabaja desde hace 25 años celebró este verano boreal haber medido el agujero negro supermasivo situado en el centro de la Vía Láctea, el llamado Sagitario A*. Para ello usaron telescopios gigantescos situados en Hawái y realizaron innumerables cálculos.

"Es muy difícil definir un agujero negro", coincide. "Las leyes de la física cerca de un agujero negro son tan diferentes de las de la Tierra, que no tienes intuición de qué estás buscando".

"Puedo pensar en ello matemáticamente, de manera abstracta, pero formar una imagen es muy difícil, porque el espacio y el tiempo se mezclan".

La forma de "ver" un agujero negro, ya que no son visibles, es observar el efecto que tiene sobre los objetos que están a su alrededor.

En este caso, las estrellas. Ghez afirma que después de 25 años tiene un mapa mental muy preciso de las estrellas que giran alrededor de Sagitario A*.

"Las estrellas son como los niños. Conocemos sus nombres pero cambian un poco cada año", ejemplifica.

"Destrozaría"

La Academia Sueca afirma que una persona no sentiría nada si cayera en dentro de un agujero negro pero esa aseveración es matizada por Ghez: "No sobreviviríamos. Si cayéramos con los pies hacia adelante en un agujero negro, lo primero que sucedería es que la fuerza gravitatoria sería mucho más fuerte en los pies que en la cabeza, lo que nos destrozaría. Así que no sentiríamos nada porque ya no existiríamos, no sobreviviríamos".

Ghez, doctorada por la Caltech en 1992, está en la Universidad de California, en Los Ángeles, desde 1994, donde codirige el Centro Galáctico. Se muestra convencida de que, con el tiempo, irá desentrañado los secretos que guardan los agujeros negros.

"Esta es un área de la física donde el ritmo de los descubrimientos se está acelerando porque la tecnología evoluciona a máxima velocidad. Y, francamente, sabemos muy poco".

Hace dos años, la canadiense Donna Strickland ganó el Premio Nobel de Física, y antes que ellas, solo dos mujeres lo lograron, en 1963 (Maria Goeppert Mayer) y 1903 (Marie Curie). Mientras que más de 200 hombres han recibido este galardón.

La física "ha estado dominada durante mucho tiempo por los hombres, pero cada vez hay más mujeres que ingresan a esta disciplina. Estoy encantada de poder ser un modelo a seguir para las mujeres jóvenes”, concluye la científica.

AFP

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...