Cargando...
La presidenta Argimón en su primer día en funciones

Nacional > recorrida por la rural

El día de Argimón en el Prado: fue activista, abuela y presidenta

Acordó con Lacalle Pou que estos días mantendrá su agenda social y en su primer día visitó stands de mujeres rurales, emprendedoras, jóvenes de UTU y participó en premiaciones

Tiempo de lectura: -'

18 de septiembre de 2021 a las 05:00

Este viernes fue el primer día en el que todos los que la vieron le dijeron “presidenta”. Por primera vez Luis Lacalle Pou se fue del país por más de 48 horas y Beatriz Argimón ocupará su rol en Torre Ejecutiva hasta el viernes 24 de setiembre. 

Según contó a El Observador, se levantó a las 6:30 horas de la mañana y leyó los diarios, como todos los días. Luego se trasladó a la Expo Prado. Allí visitó emprendimientos de mujeres, stands de jóvenes, pasó tiempo con su familia y allegados. El sol y sus seguidores la acompañaron durante toda la jornada en la que fue activista, abuela y presidenta de la República.

Recorrió todo el predio del Prado de tacos altos y a alta velocidad, tan así que sus custodias corrían detrás de sus rápidos pasos. Se daba vuelta en cada grito de ‘presidenta’, que fueron muchos y se sacó más de cien fotos.

Como acordó con el presidente Lacalle Pou, estos días estará avocada a los temas sociales de su interés, y los stands que eligió visitar este viernes fueron en esa línea. El primero al que se dirigió fue al del Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL) donde mujeres del interior del país le mostraron sus productos y le contaron cómo los realizaban. La presidenta tiene la premisa de que con independencia económica se acaba la violencia doméstica. Su principal intención es ayudarlas a poder visibilizar su producto ya que, según dijo, generalmente es lo que les falta.

Argimón en un emprendimiento de lana femenino

También se detuvo en el stand de la Embajada de Reino Unido, donde la embajadora Faye O’ Connor la guió por varios emprendimientos sustentables, recorrida que también acompañó la primera dama Lorena Ponce de León –quien la recibió al grito de ‘presidenta, presidenta’- y a la que, sobre el final, se sumó el ministro de Ambiente, Adrián Peña. Lo que más sorprendió a la presidenta fueron unos vasos que aparentaban ser de plástico, pero estaban hechos de maíz.

Faye O'Connor, Lorena Ponce de León, Argimón y su marido

La embajadora O'Connor, Argimón y el ministro Peña

Sobre el mediodía, estuvo en el espacio de la UTU donde escuchó a dos jóvenes estudiantes de comunicación social que le transmitieron su sentido de pertenencia a la institución. Luego, Argimón llamó al sistema político a hacer autocrítica. “Los chiquilines aman la UTU y la gente no la conoce”, expresó.

No iba con papel y lápiz, pero mientras caminaba, tenía siempre cerca a Victoria Vera, prosecretaria del Senado, a quien le iba pidiendo que registrara los diferentes pedidos y temas en los que trabajará después. Por ejemplo, la comercialización de la lana. Vera era una integrante de la extensa comitiva que la acompañó. Rondaban las 13 personas, la mayoría mujeres. Las excepciones eran el chofer, el encargado de comunicación y uno de los edecanes.

A la hora de almorzar, Argimón cumplió con una parada obligada de todos los años: el Servicio de Ayuda Rural del Uruguay (SARU) una asociación civil sin fines de lucro que desde 1955 se dedica a ayudar a los jóvenes del medio rural con escasos recursos. Allí, acompañada por su marido, hija, nieto y otros familiares, descansó durante más de una hora.

Argimón con las meseras voluntarias de SARU

Mientras pasaban las bandejas con parrilla, papas fritas y alguna verdura, Argimón almorzó pollo y papa al plomo. De postre, sus acompañantes probaron postres con chocolate, pavlovas de frutas y flan. La presidenta comió frutillas. El brindis –que se hizo con refrescos- sucedió entre bromas: felicitaron a una de sus asesoras que recibió el premio de Mujer del Año en su lugar, a un edecán que fue quien piloteó el Hércules que trajo el nuevo radar para el aeropuerto de Carrasco, y sobre el final, alguno dijo que había que brindar ‘por la presidenta’.

Después de almorzar llevó a su nieto Felipe a ver a los corderitos, luego de que el niño le pidiera ver a los animales “de verdad”. 

La única compra que hizo –lo eligieron juntos y su marido pagó- fue una mochila de la Casa Slytherin en el stand de Harry Potter en el área de la Embajada Británica, para alguien de su familia.

Sobre el final de la jornada acompañó la premiación de los criollos. En el ruedo fue recibida con abrazos y felicitaciones por parte del secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado, el ministro y subsecretario de Salud, Daniel Salinas y José Luis Satdjian, y también recibió un reclamo político que generó que la custodia de la presidenta se acercara para saber qué sucedía.

La presidenta Argimón junto al secretario Delgado, el ministro Salinas y el subsecretario Satdjian

El hombre le pidió por favor que apurara el trámite de la ley de tenencia compartida que propusieron las senadoras de su partido Graciela Bianchi y Carmen Asiaín. Argimón, que tuvo reparos al texto original le respondió cordialmente –aunque sin entrar en detalles específicos- que se están realizando algunas modificaciones para que pueda aprobarse. Más tarde, en diálogo con El Observador la presidenta expresó: “Hay miradas distintas pero se está trabajando mucho. No quiero hacer comentarios porque no formo parte de la comisión y sería una falta de respeto. Si las modificaciones que legisladoras del grupo del partido (se efectúan), sí, claro” lo apoyaría. 

Si bien fue una de las protagonistas indiscutidas de la jornada –se sacó cerca de 100 fotos-, en una ocasión tuvo que presentarse. Una señora se acercó a abrazarla, pero se la confundió y la presidenta tuvo que aclararle: “Hola, yo soy Beatriz Argimón, ¿vinieron a pasear?”, le preguntó. La mujer asintió y se fue sonriendo.

La agenda de la presidenta

Abandonará por unos días el Palacio Legislativo y se sentará en el piso 11 de la Torre Ejecutiva. Luego de una reunión de una hora y 20 con Lacalle Pou, definieron que ella continuará su agenda, aunque pondrá énfasis en perfil social. Especialmente, se dedicará a optimizar los detalles del proyecto para la primera infancia y el aporte de la Rendición de Cuentas. También planea tener reuniones con ministerios del área social.

Será la senadora Graciela Bianchi quien la reemplace en la presidencia de la Cámara de Senadores. Consultada sobre si le dio alguna recomendación, consejo o pedido, Argimón dijo: “No, Graciela tiene experiencia parlamentaria. No es necesario. Ayer hablé con Graciela, dejé todo firmado lo que había llegado. Es un cambio mecánico”.

Durante el día, la mayoría le dijo ‘presidenta’, pero algún trabajador la llamó ‘presidente’ y ella igual agradeció. ¿Prefiere que la llamen ‘presidenta’? “Está cambiando. La Real Academia no había visualizado este tema todavía y entonces era 'el presidente'. Yo lo dejo mucho librado a lo que la gente siente. Me parece que las cosas no salen con fórceps, tienen que ser naturales y fue avanzando el tema de ‘presidenta’”.  

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...