The Sótano > THE SÓTANO

Las radios uruguayas, la música que no se irradia, y una mojarra eléctrica

El notable grupo colombiano Mojarra Eléctrica se presenta este miércoles en la sala Zitarrosa de Montevideo con entrada gratuita

Tiempo de lectura: -'

18 de noviembre de 2019 a las 16:17

En los últimos años en distintas salas montevideanas se han presentado grupos y solistas de primer nivel, los cuales, sin embargo, no cuentan con la popularidad ni la fama de los Rolling Stones, Paul McCartney, Ed Sheeran y Bryan Adams, quienes también estuvieron en nuestro país no hace tanto. Me refiero al maliense radicado en París, Salif Keita, uno de los grandes músicos de nuestra época, el italiano Jovanotti, y los texanos de Austin, Spoon.

Han sido visitas inesperadas y contra corriente pues, salvo quienes mediante internet se mantienen al tanto de lo que pasa en otras partes fuera del circuito comercial, pocos tienen acceso a su música, ya que las radios uruguayas son hoy de una pobreza extrema en cuanto a programación musical.

De haber sido Uruguay uno de los países latinoamericanos cuyos habitantes tenían mayor acceso a música de todas partes, se ha caído en la chatura, con la cancha flechada en la misma dirección: la que lleva a la mediocridad. En décadas recientes ha habido una paulatina devastación en materia creativa y los resultados están a la vista. La carencia en cuanto a ejercicio de la imaginación no podría ser más grande.

Hubo una época –algunos, pocos, quizás han de acordarse– en que las radios uruguayas estaban en sintonía con lo que pasaba musicalmente en el resto del orbe. Eran los tiempos de Radio Independencia, de Radio Panamericana, de CX 32, Radio Sur, donde estaba Hamlet Faux a la una de la tarde, y que después se llamó Radiomundo, de CX 26, con Meridiano Juvenil, de CX 30, “La Radio”, con Carlos Martins, de CX 42 Radio Ciudad de Montevideo, con Nelson Marvin, y sobre todo con el notable, por decir poco, Rubén Castillo en CX 8 Radio Sarandí, cuyos programas fueron una enciclopedia musical universal, en tanto daban cabida a canciones de España, Francia, Italia, Inglaterra, Brasil, Argentina, Canadá, Alemania, Estados Unidos, cualquier país que aportara una música innovadora.

Con su gran gusto musical, Rubén Castillo fue el Wikipedia de la radiotelefonía uruguaya. Esos tiempos gloriosos tuvieron una posdata en la década de 1980 con la apertura de Eldorado FM 100.3, la última radio con criterio musical que hubo en Uruguay. Luego de su cierre comenzó la decadencia, hasta llegar a los tiempos actuales, con locutores que no saben usar el subjuntivo y con emisoras sin criterio estético. Tal como podemos comprobarlo a diario, en ese panorama con abundante falta de imaginación y rigor estético, resulta imposible ponerse al tanto de lo que está pasando en música en otras partes del planeta, donde la vida de la creación artística sigue moviéndose al ritmo de ciertos parámetros de calidad y exigencias.

Por lo tanto, resulta rarísimo que con semejante panorama, con puertas cerradas para la música que propone cosas nuevas, puedan igual llegar a estos confines artistas de primera como los mencionados (Salif Keita, Jovanotti, Spoon) y también ahora el excelente combo colombiano Mojarra Eléctrica, que el miércoles próximo se presenta en Montevideo. Sofisticados practicantes de lo que David Byrne (quien no hace mucho tocó en Montevideo) considera “world beat” o “world music”,  Mojarra Eléctrica rompe estereotipos, incorporando en su generoso sonido diferentes procedencias rítmicas eficaces a la hora de acuñar un estilo único, en el cual “lo latino” se convierte en algo más bien “universal”. América Latina y África coinciden, pero también emerge el poderío del jazz del Blue Note neoyorkino.

Considerado por la revista Shock como el “mejor grupo de fusión” de la actualidad,  Mojarra Eléctrica se sale de lo convencional, pero no para caer en el facilismo tal como lo practican indiscriminadamente algunos de sus compatriotas exitosos del momento (Maluma y J. Balvin), sino para proponer un sonido difícil de encasillar, tal cual lo hicieron los estadounidenses Parliament, Dazz Band, Ohio Players, y a su manera también Earth, Wind & Fire, en la década de 1970.

La calidad  de los colombianos destaca por méritos propios. No en vano, su segundo álbum, Raza, de 2006, recibió cuatro asteriscos por parte de la revista Rolling Stones, en tanto la prestigiosa revista colombiana Semana lo eligió como uno de los diez mejores álbumes de ese año. Comentó el crítico Juan Carlos Garay: “Mojarra Eléctrica reúne el virtuosismo de Yehudi Menuhin, la creatividad de los Jazz Messengers y la fuerza de Aerosmith”.

Con 18 años de trayectoria, el grupo originario de Bogotá cuenta con nueve integrantes, quienes son maestros en la ejecución de sus instrumentos y que en base a talento innovador logran relatar la epopeya viva de ritmos que han encontrado una nueva vida al unirse con otros. Esta apabullante maquina musical incluye la presencia de tambor alegre, tambora, platillos de latón, guasas, maracón, marimba de chonta, batería, bajo, guitarra eléctrica, clarinete, saxofón soprano, saxofón tenor, instrumentos que acompañan a la voz líder y a un rapero.

Mojarra Eléctrica pone el virtuosismo de sus integrantes a disposición de una música pegadiza, pero no reiterativa ni obvia. Es un crisol arrollador de ritmos, una ecléctica mezcla de beats (afro, rock, jazz, rap y música tradicional colombiana), con la fuerza sonora como para impresionar y hacer bailar hasta las piedras. Su nuevo disco se llama Poder para la gente. El grupo se presenta en la sala Zitarrosa este miércoles 20 de noviembre, a las 20 horas, en su primera visita a Montevideo. El recital, al que se podrá ingresar sin costo alguno, es parte del Plan de Promoción de Colombia en el Exterior de la Embajada de Colombia en Uruguay.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...