Nacional > PATRIA POTESTAD

Un bebé muerto y una madre a la Justicia: el caso al que el Sistema de Cuidados no llegó

La principal política de esta administración no tiene soluciones para padres que trabajan en la madrugada

Tiempo de lectura: -'

28 de agosto de 2019 a las 05:03

El 1° de marzo de 2015, el presidente Tabaré Vázquez dio un discurso que se emitió en cadena nacional sobre las principales líneas programáticas de su segundo mandato, que comenzaba ese día. El segundo pilar que se transformó en el buque insignia del gobierno fue la creación del Sistema Nacional Integrado de Cuidados (SNIC), ya que "la calidad de una sociedad se refleja en cómo cuida a los más vulnerables", explicó Vázquez como argumento para ejecutar el proyecto.

El sistema, aprobado por ley, promueve la corresponsabilidad de género y entre generaciones en las tareas de cuidados, capacitando y especializando a las personas que las realizan, con el objetivo de generar un "modelo corresponsable de cuidados, entre familias, Estado, comunidad y mercado", según indica su presentación.

Sin embargo, hay lugares a los que el estado aún no llega. 

Este sábado 24 de agosto, una mujer dejó a sus cuatro hijos solos en la madrugada porque debía ir a trabajar. La hija mayor de 12 años quedó a cargo de sus hermanos, y el más pequeño, un bebé de seis meses, murió de forma súbita. La madre fue condenada por omisión de patria potestad, ya que la fiscal Flavia Cedrés entendió que la mujer faltó a su deber de cuidados más allá de que el fallecimiento se haya dado por causas naturales.

Según recogió El País, la imputada abandonó a los niños durante unas horas para ejercer la prostitución. "Yo no tenía que haberlos dejado solos. Pero lo hice porque no tenía dinero", dijo ella ante Cedrés, horas antes de ser imputada, y añadió:  "Yo dudaba en ir o no ir. Me ofrecieron un buen dinero. Entonces mi hija de 12 años me dijo que fuera, que ella se quedaba cuidando a sus hermanos. Por eso fui".

Pero este no es un caso aislado en el país. El responsable del Sistema de Cuidados, Julio Bango, dijo a El Observador que en Uruguay "hay miles de adolescentes que cuidan a sus hermanos o hijos" y que esa situación pone arriba de la mesa "un montón de cuestiones".  

Actualmente, el SNIC cuenta con dos servicios desarrollados para el cuidado de niños hasta tres años por fuera del horario escolar. Para padres y madres que estudian en liceos nocturnos se creó un grupo de trabajo constituido por el Consejo Directivo Central, el Ministerio de Desarrollo Social y el Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay, con espacios de cuidados para hijos de estudiantes mientras asisten a clases. Son servicios socioeducativos cercanos a centros educativos de ANEP (liceos y UTU) que brindan cobertura en horarios en que los centros de atención a la infancia no la contemplan.

Por otra parte, funcionan nueve centros de educación y cuidados de sindicatos y empresas. Según la web del SNIC, son espacios "para niñas y niños que concilia la inserción laboral de sus madres y padres, promoviendo la corresponsabilidad social y de género en las tareas de educación y cuidado a la infancia". El Estado se hace cargo del salario de los cuidadores y la empresa financia la infraestructura en donde funcionará el centro.

Bango dijo que están conversando con las empresas para generar prácticas que pueden favorecer "a madres y padres que trabajan de noche" para que puedan rotar sus horarios y compatibilizar el cuidado de sus hijos. Sin embargo, el caso de esta madre que ejerce la prostitución es "complejo" y "queda fuera de estos servicios", afirmó Bango.

"Trabaja de forma independiente y a altas horas de la noche", mencionó el sociólogo. A su vez, afirmó que la misma situación pasa con trabajadores de cualquier profesión que tengan turnos nocturnos, como la Policía o el personal de la salud. 

Consultado sobre las alternativas que podrían generarse para estos casos, el jerarca afirmó que no conoce "un servicio (de cuidados) que funcione a las tres de la mañana", y volvió a remarcar la importancia de generar rotaciones en los puestos de trabajo para que se pueda compatibilizar el cuidado nocturno con el trabajo. 

"Es más complejo con trabajadores independientes", destacó.

En lo que respecta a la primera infancia, según datos de Presidencia de diciembre de 2018, el SNIC llega a 13.250 niños hasta tres años, y unas 4.608 personas que se encuentran en situación de dependencia -con discapacidad y adultos mayores- cuentan con un asistente personal, que en muchos casos es financiado de forma total o parcial por el Estado, dependiendo de la capacidad de pago del hogar y la carga de cuidados. Asimismo, 832 personas cuentan con servicio de teleasistencia mediante un sistema central de respuesta.

El sistema formó a 3.000 personas para la asistencia a la primera infancia en Centros de Atención a la Infancia y la Familia (CAIF). A estos centros que funcionan durante el día pueden asistir niños hasta tres años, priorizando a familias en situaciones de pobreza y vulnerabilidad.

Soluciones a futuro

Bango aseguró que el SNIC está desarrollando una estrategia de servicios y cuidado infantil que busca aumentar la cobertura y contemplar la situaciones de trabajadores independientes que desempeñan tareas durante la madrugada.

"Estamos pensando en la capacitación de babysitters, para generar una solución a personas que no puedan pagarla". La idea es formar cuidadores que puedan concurrir al domicilio del trabajador para cuidar a sus hijos durante el horario laboral. "Esto implica desarrollar una política de subsidios para las personas que necesiten el servicio" y sean de bajos recursos. 

Este plan es, por el momento, una idea para desarrollar a futuro, ya que en la actualidad el SNIC no está "en condiciones presupuestales para plantear políticas de recursos". 

"Estamos en medio de una campaña electoral, y se está discutiendo el presupuesto social. Es importante que la sociedad sea la que decida qué solución le podemos dar", afirmó.

"Un disparate"
Sobre la decisión judicial de imputar a la madre del bebé fallecido, Bango opinó que los poderes del Estado no pueden estar exentos de críticas y en este caso, entiende que la resolución del Poder Judicial es "un disparate".  
"Un niño fallece de muerte súbita y se toma la decisión judicial que se toma. El mismo día hubo un caso de un niño que se ahogó en una piscina y fue un accidente, como lo fue éste", sostuvo.

 

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...