Fútbol > SELECCIÓN

El día que Fonseca le salvó a Tabárez un partido contra Corea

De la agónica victoria de 1990 al presente 28 años han pasado y el técnico celeste dijo que “Corea evolucionó mucho desde entonces”

Tiempo de lectura: -'

11 de octubre de 2018 a las 09:48

No quedaba más tiempo. Uruguay había realizado los dos cambios. El equipo jugaba a la desesperada en procura del triunfo que le permitiera acceder a los octavos de final del Mundial de Italia 1990.

La celeste, que ese día jugó de blanco, tiró un arsenal en cancha compuesto por Carlos Aguilera, Enzo Francescoli, Antonio Alzamendi, Ruben Paz, Sergio Martínez y Daniel Fonseca. Ya había salido Ruben Sosa.

Seis hombres para atacar a una Corea del Sur que se aferraba al empate.

Un joven Fonseca encaró por derecha y le cortaron el paso. Se jugaban los descuentos cuando llovió el centro al área. Dos coreanos quedaron juntos y Fonseca libre por detrás de ellos. Una inocencia propia de otros tiempos. Y Fonseca metió el cabezazo que clasificó a Uruguay que en la siguiente ronda quedó eliminado por Italia.

Han pasado 28 años de aquel partido. Y el técnico celeste, Óscar Tabárez, dijo que Corea, su rival del viernes, evolucionó considerablemente desde aquel entonces.

“Creo que desde aquellos momentos del año 90 hasta ahora, a mi manera de ver ha habido una evolución grande del fútbol coreano. Uno respalda la integración del plantel del Mundial (de Rusia 2018) y hay muchos jugadores de buena estatura y eso lo adjudicó a la evolución que han tenido en el fútbol juvenil y el fútbol mayor han seleccionado, han trabajo y han conseguido objetivos. Además se ve en el roce internacional porque además del jugador del que hablamos (Song) hay otros que conviven con las ligas de alta exigencia y con la competitividad que hay no es fácil. Por ahí veo la evolución. Muy pocos saben lo que va a pasar en el mundo del fútbol dentro de 10 años”, expresó el técnico celeste en conferencia de prensa brindada en Seúl.

Tabárez fue consultado por enfrentar a un equipo que será dirigido por uno de sus exdirigidos como el portugués Paulo Bento.

“Es una de las cosas que voy a experimentar en esa visita a Corea, yo lo tuve a él en el año 1998 como jugador del club Oviedo de España, ya era un futbolista internacional de prestigio en su país y tuvimos una buena relación aunque no fue muy larga pero he estado pendiente de todo lo que ha hecho como entrenador en el fútbol después de retirarse. Ha hecho las cosas bien y estoy deseando verlo para saludarlo”.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...