Economía y Empresas > RELACIONES LABORALES

En documento al gobierno, OIT reitera postura sobre ocupaciones

Sostiene que debe permitirse ingreso de los no huelguistas al lugar de trabajo durante la medida

Tiempo de lectura: -'

01 de noviembre de 2017 a las 05:00

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) comunicó nuevamente al gobierno su postura acerca de la ocupación de lugares de trabajo, argumentando que se debe permitir el ingreso de los empleadores y empleados no huelguistas a las instalaciones de la empresa durante las medidas. La postura de la OIT coincide con la de los empresarios, que vienen reclamándolo desde 2010, y se contrapone con la del PIT-CNT, que afirma que la idea es anacrónica.

La polémica sobre las ocupaciones lleva varios años en el organismo luego de una queja presentada por las cámaras empresariales. La OIT ya había realizado en 2010 varias sugerencias a Uruguay sobre el sistema de relaciones laborales donde mostró su postura respecto a esa medida sindical. Siete años después y luego de varias idas y vueltas, ratificó lo expresado.

En 2006, el gobierno elaboró el decreto 165 y allí señaló a la ocupación como una extensión del derecho de huelga. En 2009, se aprobó la Ley de Negociación Colectiva. Las dos normas vieron la luz con la disconformidad del sector empresarial. Por eso, la Cámara de Industrias (CIU) y la Cámara de Comercio elevaron en 2009 una queja a la OIT contra el decreto de las ocupaciones y varios aspectos de la ley. Entonces comenzó un largo proceso.

En 2010, la Comisión de Libertad Sindical de la OIT envió un documento al gobierno con ocho sugerencias a aplicar en el sistema de relaciones laborales. La que se refería a las ocupaciones señalaba que "el ejercicio del derecho de huelga y la ocupación del lugar del trabajo deben respetar la libertad de trabajo de los no huelguistas, así como el derecho de la dirección de la empresa de penetrar en las instalaciones de la misma".

A su vez, expresaba que el gobierno "debe velar" por el respeto de esos principios.
Algunas de las consideraciones del organismo internacional fueron tomadas en cuenta por el gobierno. Pero en el caso de las ocupaciones el decreto se mantuvo.

Este año, el reclamo de los empresarios volvió a la carga y se reactivó la queja ante la OIT al entender que el derecho de los no huelguistas durante las ocupaciones —como así también otros aspectos referidos a la Ley de Negociación Colectiva— aún no habían sido tenidos en cuenta.
Con el reclamo nuevamente planteado era prácticamente un hecho que el caso de Uruguay fuera analizado en la 106ª Conferencia Internacional del Trabajo efectuada en junio en Ginebra. Y allí el país podría ser incluido en una lista negra, integrada por países que no respetan derechos laborales y libertades sindicales.

Previo a eso se realizó una serie de negociaciones y el Ministerio de Trabajo elaboró un escrito para que fuera analizado en el organismo. Allí había un capítulo que marcaba limitaciones a los piquetes y las ocupaciones.

Entonces, las cámaras empresariales solicitaron que la queja no fuera tratada en la conferencia. Y quedó establecido que una comisión de expertos de la OIT analizaría el escrito y emitiría un comentario.
Finalmente, la respuesta de la OIT llegó al Ministerio de Trabajo el viernes 20 de octubre, según informó El País. Ahora, ya está en poder del sector empresarial y el PIT-CNT.
Según confirmó El Observador, en ese escrito el organismo internacional mantiene su postura sobre las ocupaciones. Es decir, la de permitir el ingreso de trabajadores no ocupantes y de directivos de la empresa al establecimiento mientras se realiza la medida. Sin embargo, el PIT-CNT ha mostrado su posición contraria al respecto.

Consultado por El Observador, el presidente de la CIU, Washington Corallo, recordó que la queja en la OIT lleva más de siete años presentada. Indicó que cuando asumió el presidente Tabaré Vázquez por segunda vez, en marzo de 2015, junto con el ministro de Trabajo, Ernesto Murro, las cámaras estuvieron de acuerdo en otorgar dos plazos para no reactivar la queja. "Nadie puede decir que no hubo intenciones de dialogar y buscar soluciones", dijo.

Añadió que actualmente, la postura sigue siendo la misma. "Estamos buscando qué puntos que pide la OIT puedan ser acordados entre las partes para tratar de sacar a Uruguay de la lista negra", señaló. En ese sentido, el lunes 6 de noviembre representantes de la CIU y de la Cámara de Comercio se reunirán con el ministro Murro.

Además está previsto que el lunes 13 de noviembre llegue a Uruguay el director general de la OIT, Guy Ryder. La visita es en respuesta a la participación del presidente Vázquez como orador en la apertura de la 106ª conferencia. Durante esa visita, el sector empresarial establecerá contactos con el jerarca para intercambiar sobre el documento.
"Apostamos a las reuniones. Tal vez allí pueda surgir alguna solución; si no la hay seguiremos apostando a solucionar el diferendo", sostuvo Corallo.

Por su parte, el presidente del PIT-CNT, Fernando Pereira dijo en declaraciones a Radio Carve que lo que pretende la OIT solo se puede concebir desde un escritorio. "Sería lo mismo que decir sin que nada cambie, que a partir de mañana las hinchadas de Peñarol y Nacional van a la misma tribuna", agregó.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...