Polideportivo > PERFIL #8M

Johanna Bracco: 22 años de ciclismo y premios de menos dinero por ser mujer

Tiene 34 años y lleva 22 en el ciclismo uruguayo donde consiguió logros históricos pero donde no cobra ni percibe premios por carreras ganadas

Tiempo de lectura: -'

08 de marzo de 2019 a las 05:00

Una cicatriz en la pierna, un dolor de espalda que renace en cada jornada de estrés. Una trenza que vuela en el medio de un pelotón de hombres. Una bicicleta tatuada en la pierna derecha. Johanna Bracco, ciclista de 34 años, es una mujer valiente que se abrió camino en un mundo de hombres y que hoy lucha con su talento para generar mejoras e igualdad en el deporte que ama.   

“De chiquita acompañaba a mi padre que siempre andaba dando una mano en el Club Fénix. La culpa es de ellos. ‘Vos tenés que correr’, me decían, pero yo les decía que no. Hasta que empecé a ir a ver a mi primo que corría en Codecam y vi un montón de chicas y dije: ‘Si ellas pueden, yo también”’. En Navidad me regalaron mi primera bicicleta y después no paré. Tenía 11 años”, cuenta Bracco a Referí en su casita ubicada sobre la ruta 8. 

“El problema del ciclismo femenino es que después del Codecam que es la escuelita para hombres y mujeres, no hay juveniles ni categoría sub 23 y hay que dar el salto directo a primera, lo cual es muy difícil”, explica. 

“Hace 22 años que hago ciclismo y he notado la evolución de la inclusión de las mujeres pero nos falta tener un mejor calendario. Falta que se haga explotar todo el potencial que hay para que esto sea una fiesta, como pasa con el ciclismo de varones”, agrega esta especialista en velocidad. 

Bracco revela que uno de los grandes secretos de su carrera fue formarse entre varones: “Siempre me metí en el pelotón como si fuera uno de ellos y eso me ayudó a saber cuándo embalar y a perderle el miedo a la velocidad en las bajadas. En la pista también. Me encerraban y eso me ayudaba a mantener el equilibrio. Entrenar con hombres me hizo más rápida, más fuerte y me sacó el miedo”. 

Pero miedo, lo que se dice miedo, no puede sentir alguien que cuando tenía 14 años fue atropellada por un auto en reversa cuando venía en pleno embalaje. 

“Fue en una avenida en Varela. Sufrí desplazamiento de las tres primeras vértebras, traumatismo de cráneo y pérdida de conocimiento. Me salvé porque ese día mi madre me dijo que llevara casco ya que antes no se entrenaba con casco”. 

Lo primero que pensó cuando recuperó la conciencia fue en el tiempo que le demandaría volver a entrenar: “Me llevó un año, estuve dos meses con collarete hasta que las vértebras volvieron al lugar. Dolía mucho, incluso hoy al correr me duele mucho la espalda porque las últimas vértebras no quedaron en el lugar y cuando ando nerviosa o estresada se me inflama el nervio ciático y duele mucho”. 

En Paysandú se cayó junto con varios ciclistas y se le incrustó un plato en la pierna. “Cinchaban la bici y me cinchaban la pierna. Estuve todo un día sacándome piedras de los brazos y las piernas”. Sin embargo, casi por acto reflejo, enseguida agrega: “Pero es lindo esto”. 

El “esto” es su vida. Levantarse a las 6 de la mañana, hacer tres o cuatro horas de fondo a puro pedal, irse a trabajar a una empresa donde vende motos y bicicletas, pasar a buscar a su hija Mía –de siete años– por la escuela y encargarse de las tareas del hogar.

“Cuando tenés un trabajo no entienden mucho de qué se trata la vida del ciclista: no podés estar parado, no podés caminar, no podés subir escaleras. Cuando vienen otras chicas a competir llegan descansadas y rodeadas de otro tipo de estructuras y yo he corrido contra profesionales cuando venía de descargar un camión de bicicletas. Eso sí, en el lugar donde ahora trabajo me han auspiciado en viajes y contemplan mi rol de deportista”, explica Bracco quien comenzó a correr por Alas Rojas pasando por San Antonio de Florida hasta desembarcar el año pasado en Ciudad del Plata. 

“Es el único equipo que tiene un ómnibus para hombres y otro para mujeres. Hay 11 asistentes para darnos todo lo que precisamos y tenemos toda la indumentaria necesaria. Es realmente un lujo”, comenta la ciclista que es uno de los grandes créditos nacionales que se presentarán desde este viernes en la primera e histórica edición de Rutas de América femenino. 

“Un buen ejemplo de cómo se tienen que hacer las cosas es el Tour Femenino que organiza Juan Werner desde hace tres años con competidoras internacionales de gran nivel”, dice. 

En esa prueba, hasta la fecha, la más prestigiosa para las damas nacionales, Bracco ganó el premio de la cima y tuvo la malla de mejor uruguaya en su primera edición (2017) hasta perderla en el último día en la contrarreloj, mientras que en 2018 y 2019 ganó el premio sprinter. “Soy la única uruguaya en ganar premios especiales en el Tour”, comenta. 

También fue, junto con Cinthia Martínez en el Campeonato Panamericano de pista de 2008 disputado en el Velódromo de Montevideo, la primera ciclista uruguaya en ganar una medalla a ese nivel. Ambas fueron bronce en la prueba de velocidad por equipos: “Fue el triunfo más importante de mi carrera. Después ninguna mujer uruguaya ha vuelto a ganar una medalla panamericana”.  

Para Bracco, al circuito femenino de la Federación le falta mucho. “El año pasado hacían pruebas en lugares muy alejados de apenas 30 minutos de duración. Se generan muchos gastos para ir a correr pruebas muy cortas y poco exigentes. Por eso el año pasado me fui a Argentina”.  

Corrió sola el Tour de San Juan en diciembre y terminó quinta en otra excelente actuación.

Pero no fue esa la primera vez que brilló en el extranjero. En 2010 fue a probar suerte a Europa, a Girona: “La primera carrera la gané, en Toledo, donde llega la Vuelta de España. Gané otra carrera con una subida final de 10 kilómetros. Me fue bárbaro, pero volví porque extrañaba”. 

Por aquellos tiempos, ganar una carrera equivalía a € 500. El año pasado, por estas tierras, se negó a correr una prueba que había ganado en 2017 porque el premio para los varones era de $ 30 mil y para las damas no había nada. Cosas de ser mujer y deportista en Uruguay.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...