23 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,25 Venta 39,65
9 de agosto 2023 - 17:14hs

Las autoridades de Moscú han presentado un nuevo libro de texto que busca justificar la guerra contra Ucrania y acusa a Occidente de intentar destruir a Rusia.

Sergei Kravtsov.
Getty Images
El libro escolar impulsado por el ministro de Educación ruso, Sergei Kravtsov, es el primero en mencionarl la invasión de Rusia a Ucrania.

Según fragmentos del libro publicados por los medios de comunicación rusos, a partir de ahora se enseñará a los estudiantes que la civilización humana podría haber llegado a su fin si Vladimir Putin no hubiera iniciado su "operación militar especial" contra Ucrania.

El libro de texto, titulado "Historia de Rusia, 1945 a principios del siglo XXI", tiene como coautor al asesor presidencial Vladimir Medinsky, exministro de Cultura ruso.

Se trata del primer libro de historia aprobado oficialmente para su uso en las escuelas rusas que menciona acontecimientos tan recientes como la invasión a gran escala de Ucrania, que comenzó en febrero de 2022.

A partir de septiembre, este libro se estudiará en el último curso de los colegios secundarios en Rusia, a los que asisten alumnos de entre 17 y 18 años.

El libro de texto afirma que "Occidente está obsesionado con desestabilizar la situación dentro de Rusia" y, para lograr este objetivo, las potencias occidentales difunden una "evidente rusofobia".

Vladímir Putin.
Getty Images
El libro presenta a Ucrania como un Estado agresivo.

Además, el libro dice que Occidente empezó a "arrastrar" a Rusia a diversos conflictos con el objetivo último de destruir el país y apoderarse de sus riquezas minerales.

El libro repite varios lugares comunes de la propaganda del Kremlin y presenta a Ucrania como un Estado agresivo dirigido por extremistas nacionalistas y manipulado por Occidente, que supuestamente utiliza el país como "ariete" contra Rusia.

Según el libro, Ucrania es poco más que una invención occidental creada para fastidiar a Rusia. Incluso la bandera azul y amarilla de Ucrania fue supuestamente inventada por los austriacos deseosos de convencer a los ucranianos de que son diferentes de los rusos.

La narrativa rusa

El libro de texto también está plagado de distorsiones y manipulaciones.

Por ejemplo, describe el ataque inicial de Rusia a Ucrania en 2014 como un levantamiento popular de los residentes del este de Donbás que "querían seguir siendo rusos" y a los que se unieron "voluntarios" de Rusia.

No menciona el material y el personal militar que Rusia envió a Donbás en ese momento ni en los ocho años siguientes.

El libro sostiene que una razón clave para la invasión a gran escala en 2022 fue la posibilidad de que Ucrania se uniera a la OTAN.

Si Ucrania se hubiera unido a la alianza y luego "hubiera provocado un conflicto en Crimea o Donbás", dice el libro de texto, Rusia se habría visto obligada a librar una guerra contra toda la alianza de la OTAN.

"Esto habría sido posiblemente el fin de la civilización. No se puede permitir que esto ocurra", dice el libro de texto.

Sin embargo, la adhesión de Ucrania a la OTAN era entonces, y sigue siendo ahora, una posibilidad lejana.

El libro de texto también afirma de manera falsa que antes de la anexión rusa de Crimea en 2014, Ucrania tenía planes para convertir Sebastopol -la sede de la Flota del Mar Negro de Rusia- en una base de la OTAN y que más tarde Kiev dijo que quería adquirir armas nucleares.

Una mujer sentada frente a un edificio dañado por un ataque con misiles rusos.
Getty Images
En 2006 solo el 30% de los residentes en Ucrania mencionaba el ruso como lengua materna, según el Centro Razumkov.

Mentiras sobre la lengua

Otra afirmación falsa del libro de texto es que, hasta 2014, el 80% de la población de Ucrania consideraba el ruso su lengua materna.

Según una encuesta publicada por el reconocido Centro Razumkov en 2006, solo el 30% de los residentes en Ucrania mencionaba el ruso como lengua materna, mientras que el 52% afirmaba que el ucraniano era su lengua materna.

En una aparente referencia a la gran cantidad de material digital que implica a las fuerzas rusas en las atrocidades cometidas en Ucrania, el libro de texto advierte a los estudiantes que sean conscientes de "una industria global que fabrica clips escenificados y fotos y vídeos falsos".

"Las redes sociales y los medios de comunicación occidentales difunden con demasiado entusiasmo información falsa", dice el libro de texto en un capítulo sobre la "operación militar especial".

Las autoridades rusas han detenido a varios activistas que acusaron a las tropas rusas de atacar a civiles en Ucrania.

Por ejemplo, Ilya Yashin, crítico con el Kremlin, ha sido condenado a ocho años y medio de prisión tras hablar en directo por internet de presuntos crímenes de guerra rusos en la ciudad ucraniana de Bucha.

El libro de texto critica las sanciones occidentales impuestas a Rusia tras la invasión de Ucrania y las presenta como un intento de "destruir la economía rusa".

También argumenta de manera errada que estas sanciones "violan todas las normas del derecho internacional que a Occidente tanto le gusta citar".

Al mismo tiempo, el éxodo de las empresas occidentales de Rusia tras la invasión a gran escala se presenta como una "fantástica oportunidad" para los empresarios rusos.

Línea
BBC

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Te Puede Interesar