Tecnología > Redes Sociales

¿Qué dicen los precandidatos en Twitter?

Twitter es la herramienta fundamental que utilizan los políticos para llegar a la mayor cantidad de gente; una inteligencia artificial analizó cómo la usan 10 políticos uruguayos

Tiempo de lectura: -'

15 de septiembre de 2018 a las 05:00

Los incendios de California se están magnificando y empeorando por las malas leyes medioambientales que no están permitiendo que haya grandes cantidades de agua disponibles para ser utilizadas de forma adecuada“, indicó a principios de agosto el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en su cuenta de Twitter.

Ese estado sufrió un incendio que comenzó el 27 de julio en la zona de Mendocino y se convirtió en el más grave de la historia de California. Luego de varios días, Trump criticó las leyes medioambientantes desde su perfil. Pero este es solo un ejemplo del rol que cumple la red social en la cotidianidad del mandatario. Para Trump, descargarse en su cuenta de Twitter es moneda corriente. Allí hace comunicados formales, críticas y todo lo que uno puede imaginarse. 

Las redes sociales, y sobre todo Twitter, son una herramienta necesaria para los políticos de todo el mundo. Trump no es más que uno entre tantos, aunque su caso es bastante extremista. En este momento, en que internet es parte de la vida diaria de las personas, estar sumergido en las plataformas termina siendo la manera de llegar a la mayor cantidad de audiencia. 

Pero, ¿qué sucede con los políticos uruguayos y las redes sociales? Si bien la mayoría de los uruguayos se caracterizan por tener un perfil más reservado y por no exponerse tanto como los de otros países, los políticos y los personajes más mediáticos deben hacerlo para llegar a un público masivo. 

¿Qué sucede entre los políticos en las redes sociales?

A fines de octubre del próximo año se llevarán a cabo las elecciones presidenciales en Uruguay. En plena previa, algunos referentes de los partidos políticos ya se pronunciaron como candidatos, mientras que otros están en boca de muchos como posibles postulantes. 

Héctor Cotelo, ingeniero en informática y especialista en Business Analytics y creador de un algoritmo que posicionó a los jugadores de la selección uruguaya de fútbol según sus índices de popularidad en redes sociales, hizo un análisis del comportamiento en Twitter de 10 precandidatos: Verónica Alonso, Jorge Larrañaga y Luis Lacalle Pou, del Partido Nacional; José Amorín Batlle, Ernesto Talvi y Fernando Amado, del Partido Colorado; Daniel Martínez y Carolina Cosse, del Frente Amplio; Pablo Mieres, del Partido Independiente, y Edgardo Novick, del Partido de la Gente. Lo hizo a través de un sistema de procesamiento del lenguaje natural que procesó tuits durante seis meses (ver Metodología). El tamaño reducido del país lleva a que los ambientes sean chicos y la política no escapa a la regla. Siendo todo tan reducido, lo lógico sería pensar que entre estos 10 políticos existe una relación profesional, o que al menos eso sucede con la mayoría de ellos. Sin embargo, Cotelo encontró que no es así. Son muy pocos los que se siguen mutuamente y los que siguen a la mayoría.

Para ser exactos, el único que sigue a todos sus colegas es Jorge Larrañaga. Mientras que a él lo siguen todos menos Carolina Cosse, que únicamente sigue a Daniel Martínez. “Vemos claramente que el más amoroso es Larrañaga (ya que sigue a todos), la más dura a la hora de demostrar su cariño es Cosse”, indicó Cotelo. 

Por otro lado, los candidatos más “populares” son Larrañaga, Mieres y Amorín con ocho seguidores cada uno entre sus competidores. Mientras que la menos popular es Cosse. Si se mide la cantidad de lazos que efectivamente existen sobre la cantidad de lazos que podrían existir, la cantidad de lazos entre 10 entidades hace posible 90 vínculos. De los 90 vínculos, solo se registra el 76% del total. Si no se tuviera en cuenta a Cosse, que está mucho menos conectada, se alcanzaría el 90%. 

A su vez, Martínez sigue a Novick, pero este no lo sigue. Algo similar sucede con Amado, que es seguido por Novick y Talvi pero él no los sigue. Mientras que Alonso sigue a Amorín, pero él no a ella. “Son los amores no correspondidos de la política”, concluyó bromeando el ingeniero.

Los políticos y sus publicaciones

Más allá de quién sigue a quién, ¿qué tanta actividad tienen en Twitter los precandidatos uruguayos? Entre enero y julio de este año, el que tuiteó más fue Pablo Mieres, con un total de 974 tuits. Lo siguió Lacalle Pou, con 881, y luego Amorín Batlle, con 858. El que menos escribió en ese periíodo fue Edgardo Novick: solo lanzó 53; Carolina Cosse, por su parte, tuiteó 107 veces. 

En ciertos momentos, sin conocerse la causa, algunos protagonistas aumentaron sus tuits de forma abrupta. Por ejemplo, en marzo Lacalle Pou escribió 31 tuits, pero en abril llegó a los 241. Lo mismo pasó con Mieres, que venía publicando entre 44 y 58 tuits por mes, pero en junio publicó 221 y en julio, 485. 

¿Quién interactúa más?

Para comprender qué tan influyente es un candidato no basta con que cuente con muchos seguidores, sino que hay que ver la interacción que tienen con sus publicaciones. Si se habla en estos términos, Amorín es el que tuvo más: 171.342 interacciones, 13.264 de las cuales fueron comentarios, 60.004 retuits y 98.074 favs. Lo siguió Lacalle Pou con 109.756 interacciones, 5.475 comentarios, 30.814 retuits y 73.467 favs. Por el contrario, el que menos interacción tuvo fue Novick, con 6.567 casos; 685 de los cuales fueron comentarios, 1.365 retuits y 4.517 favs. 
“Puede ser medio injusto, ya que si medimos en términos absolutos es muy probable que el que haya tuiteado más haya cosechado mayor cantidad de retuits, favs, comentarios”, aclaró el ingeniero.

Por ello, los resultados varían al hacer un promedio de los favs, comentarios y retuits de una publicación. En este caso, es Lacalle Pou quien tuvo más interacción y le sigue Talvi. En último lugar queda Amado.

Provocar y ser provocado

Según una heurística de la red social, si un tuit tiene más comentarios que favs o retuits refleja una connotación negativa. Es decir, por algún motivo el usuario no se sintió a gusto y lo criticó ante los demás. Cotelo los define como mensajes “provocativos”.

En este análisis, Amado encabezó la lista con una cantidad de 58 tuits provocativos, mientras que Martínez tuvo 31. Por último quedó Talvi, con solo dos mensajes.

Palabras y más palabras

Otro de los aspectos que analizó la inteligencia artificial diseñada por el ingeniero fue ver cuáles son las palabras o las expresiones que más se repiten en los tuits de los precandidatos. La palabra que más pronunciaron los 10 fue “más”, que queda totalmente sujeta al resto de la oración. En segundo lugar estaba la expresión “Uruguay merece más”. Amorín la dijo un total de 594 veces. 

Como palabra más significativa, en quinto lugar está gobierno. Sin embargo, está más dividida y no todos la dicen; Mieres es el que la utiliza más en sus publicaciones. Luego, Cotelo hizo una división entre palabras negativas y positivas. Para eso, utilizó un diccionario ya existente configurado mediante un algoritmo de inteligencia artificial, que indica si una palabra tiene connotación positiva o no. Esto, según el experto, hay que agarrarlo con pinzas, ya que la palabra fuera de contexto puede no tener el mismo valor. Por ejemplo, “seguridad” tiene una connotación positiva, pero es probable que la utilicen de forma negativa. Larrañaga es el que más la usa. 

Al analizar la relación entre palabras positivas y negativas de cada candidato, Larrañaga es el que habla de manera más positiva, mientras que Amorín es el más negativo.
Aún falta para las elecciones, pero es probable que durante el 2019 los políticos den que hablar en Twitter.

Metodología

Para indagar sobre este tema, Héctor Cotelo acudió a un procesamiento de lenguaje natural, un sistema que suele utilizarse tanto para generar como para analizar texto humano. Asimismo, sirve para indexar páginas web, entre otras funcionalidades. 

El primer paso fue obtener los datos. Para ello, tuvo que scrapear la página de Twitter, es decir, transformar el contenido no estructurado en datos estructurados para almacenarlos en una base a datos. “Gracias a esta herramienta logré hacer una ‘receta’ (casi) ideal que extrae los datos (casi) exactamente como los quiero”, sostuvo Cotelo.
Luego extrajo todos los tuits realizados entre el 1º de enero hasta agosto de 2018.

Posteriormente, implementó una serie de cálculos e insertó información de una base de datos, lo que permitió obtener resultados más rápidos mediante programación. 

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...