Agro > MERCADOS

Baja demanda y clima lluvioso en EEUU castigan a la soja en Chicago

Atraso en la siembra de maíz puede generar más área para la soja y los futuros no paran de caer

Tiempo de lectura: -'

02 de mayo de 2019 a las 21:08

La conjunción de la baja demanda y el clima lluvioso estadounidense sigue castigando a los futuros de la soja, que no paran de caer en Chicago. En Uruguay se cosecha a todo ritmo antes de las lluvias previstas para el fin de semana, con una gradual fijación de negocios.

Este jueves los contratos de soja volvieron a caer extendiendo el patrón negativo de marzo y del primer cuatrimestre del año en el que el rojo fue de casi 9%. El contrato julio –de referencia para los negocios locales– testeó el piso de US$ 310 por tonelada.

En Estados Unidos las lluvias en regiones productoras clave retrasan la siembra de maíz, elevando las especulaciones sobre un pasaje de área del cereal para soja. Al cierre de marzo el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) proyectó una caída de 5,1% en el área de soja que hoy está en dudas, debido al retraso tanto en la siembra de maíz como de trigo de primavera.

 

 

La demanda por la soja estadounidense sigue débil, lo que eleva el temor sobre que los stocks en ese país sean aún más elevados de los que prevé el USDA.

Según los datos del USDA, hasta el jueves 25 de abril las exportaciones cumplidas de soja estadounidense estaban 26% por debajo de un año atrás, cuando la proyección oficial apunta a un descenso de 11,9% en las ventas externas en el ciclo 2018/2019 que cierra en agosto.

Esta semana hubo una ronda de conversaciones entre los principales negociadores chinos y estadounidenses en Beijing. Habrá nuevas reuniones la semana próxima en Washington. Si bien hay versiones que apuntan a que estaría cerca un acuerdo, lo cierto es que los chinos siguen comprando soja a precios más competitivos en América del Sur.

 

 

En Uruguay los trabajos de cosecha avanzan fuerte en las principales áreas y a partir de las próximas semanas vendrá la recolección de los cultivos sembrados más tarde, que deberían tener un menor rendimiento.

En general, se mantienen las estimaciones sobre un rendimiento promedio del orden de 2.700 kilos por hectárea que podrían llevar la producción a un volumen cercano a los 3 millones de toneladas, según las estimaciones más optimistas de operadores privados.

Con valores que caen a los US$ 280 por tonelada o menos, las fijaciones –especialmente en primas contra Chicago– se van dando gradualmente por presión de cosecha y necesidades financieras por parte de los productores.

Hay algunas opciones para fijar primas ahora y entregar más adelante en el año con negocios directos a puerto y con menor costo de flete por pos cosecha.

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...