Fútbol > NACIONAL

El proyecto de fútbol profesional de Nacional, el mal comienzo y el futuro

Los tricolores cambiaron su apuesta, miran a los juveniles, y le firmaron un contrato a Munúa a dos años; ahora necesitan paciencia, en tiempos de inestabilidad por los resultados

Tiempo de lectura: -'

11 de agosto de 2020 a las 05:00

En otro momento de la institución, el clásico del domingo hubiera generado inquietud en Nacional. El equipo dirigido por Gustavo Munúa no pudo sostener la ventaja que había logrado (1-0) y con un futbolista más durante 28 minutos, terminó 1-1 ante Peñarol. Sin embargo, después de cinco meses sin fútbol y con un club que cambió su matriz en el fútbol profesional, con una apuesta a los juveniles y una reducción del presupuesto, desde la institución se enfocan en no apartarse del objetivo que se plantearon con la llegada de Gustavo Munúa a quien le confiaron un proyecto a dos años.

El presidente de Nacional, José Decurnex, confía en que los tricolores puedan superar el mal arranque del Torneo Apertura, en el que están ubicados en la decimotercera posición, y terminar la temporada con una remontada que lo lleve a definir el título, tal como ocurrió el año pasado cuando los albos fueron campeones.

Ni bien finalizó el clásico, luego de una discreta actuación del equipo de Gustavo Munúa, el titular tricolor dijo que el resultado y la situación de los albos en el Apertura, en el que no han ganado en cuatro fechas, no le preocupa “para nada”.

“Estamos en el proceso y el camino correcto”, dijo Decurnex en rueda de prensa, en la que agregó que confía en que Nacional definirá el Campeonato Uruguayo.

“Es un campeonato de 37 fechas, estos campeonatos se definen sobre el final y así lo estamos tomando”, sostuvo.

En el Apertura, los tricolores llevan tres puntos en 12 disputados. En la tabla solo están por delante de Plaza, Deportivo Maldonado y Danubio, y con la misma cantidad de puntos que Fénix. El equipo de Munúa perdió en el debut ante Rentistas y empató frente a Cerro Largo, Wanderes, y este domingo ante Peñarol.

Nacional aún no ganó en el marco local, además perdió la final de la Supercopa ante Liverpool, si bien en la Copa Libertadores está invicto con dos triunfos en dos partidos, ante Estudiantes de Mérida en el Gran Parque Central y frente a Alianza Lima en Perú.

Optimismo y cambio de chip

En el arranque del Apertura, tras cuatro fechas, en materia de puntos y partidos empatados los números de Munúa son iguales al del argentino Eduardo Domínguez el año pasado, quien había ganado la Supercopa ante Peñarol, pero fue cesado en la quinta fecha, por sus malos resultados en la competencia local y porque en el inicio del torneo había comprometido la suerte de su equipo para el resto de la temporada.

En esta temporada 2020, la situación en Nacional es diferente y existe tranquilidad, luego de cortar el tricampeonato de Peñarol tras la gran campaña de Álvaro Gutiérrez que llevó al título luego de una remontada, como la que espera repetir Decurnex este año.

“Estoy seguro que vamos a terminar el campeonato peleando”, agregó el presidente tricolor a la hora de reflexionar sobre el futuro.

Este año, Nacional enfocó al club en un nuevo proyecto de fútbol profesional, en el que apuesta a las juveniles y le extendió a Munúa un contrato por dos años.

La intención de los albos es invertir el concepto del fútbol profesional del club: hasta la llegada de Decurnex, Nacional tenía un presupuesto de US$ 1.100.000 en su plantel principal. La actual directiva lo redujo a US$ 490.000.

¿Cómo lo hicieron? Topearon los salarios, nadie gana más de US$ 30.000, redujeron al mínimo los contratos de futbolistas mayores de 30 años y apostaron a la cantera (70% de los integrantes del plantel son de las formativas). Además, mejoraron los salarios de los juveniles para que se sientan valorizados.

Con este proyecto, Nacional pretende volver a tener en el final de esta temporada y en 2021 un plantel con la base de jugadores oriundos, cuya ficha pertenezca 100% al club, lo que les permitirá tener capacidad de venta (todos los ingresos quedarán en el club) y reducir los altos salarios que pagan a jugadores que llegan desde otros países u otros clubes.

Esta nueva política que eligió Nacional para su fútbol profesional requiere de paciencia y de trabajo, porque se trata de una apuesta a largo plazo.

“Hay que seguir trabajando, creo que se están haciendo muy bien las cosas. El objetivo nuestro es ganar el campeonato. Son 37 fechas, recién van cuatro. Lo que queremos es llegar a fin de año con la posibilidad de ser campeones”, reiteró.

De todas formas, el triunfo en un clásico no es un asunto menor. El presidente tricolor dijo que hubiera sido “importante” haber ganado el partido ante Peñarol para arrancar esta etapa post coronavirus con una victoria.

El análisis de Decurnex: “Desatención fatal”

Decurnex también analizó lo que fue el partido clásico y señaló que una “desatención fatal” dejó a Nacional sin los tres puntos. “Pero creo que Nacional jugó bien, intentó jugar por momentos”, agregó el directivo, quien señaló que los “nervios” se sintieron y que fue “difícil” volver a luego de cinco meses y con un clásico. “Los dos (equipos) nos jugábamos todo porque habíamos arrancado bastante mal el campeonato”, sostuvo.

Además, valoró la defensa de Nacional que no tuvo a Guzmán Corujo por lesión y que obligó a Munúa a colocar a Mathías Laborda y Agustín Oliveros como centrales. “No fue una defensa improvisada, estaba confiando en que iba a funcionar bien y así fue”.

Por último, Decurnex reiteró que el club va por “el camino correcto” y pidió a los hinchas “que estén tranquilos”.

“Lamentablemente, se nos escapó un clásico que lo teníamos, pero un error nos costó muy caro. Pero el equipo mostró una forma de juego, mostró energía, mostró presión, temple, y hay que seguir trabajando. Vamos bien”, dijo el mandamás tricolor.

Se “magnificó” la irrupción de hinchas en Los Céspedes

Decurnex también se refirió a la irrupción de hinchas el sábado a la mañana en Los Céspedes, donde el plantel de Munúa realizaba el último entrenamiento, un hecho que rompió el protocolo sanitario establecido para la vuelta del fútbol.

“Son las cosas que te pueden pasar”, expresó. “Se magnificó un hecho que fue que un grupo de gente que entró a Los Céspedes y que muy rápidamente lo sacamos a través de la gente de seguridad. No fue más que eso”, señaló el presidente, quien agregó que “no hubo contacto (de los hinchas) con los jugadores”. Sin embargo, en las imágenes se puede observar al futbolista Sebastián Fernández en contacto con los hinchas.

El plantel de Nacional, que tuvo libre este lunes, regresa el martes a Los Céspedes y el sábado a la hora 15 visita a River Plate en el Saroldi, por la quinta fecha del Torneo Apertura y se verá ante uno de los aspirantes al título.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...