Cargando...
La astrólogo Ludovica Squirru

Estilo de vida > LIBRO

El pronóstico de Ludovica Squirru para los signos del horóscopo chino en 2023

En la obra de casi 450 páginas, Ludovica comparte sus predicciones de cada uno de los doce signos para el año del conejo de agua

Tiempo de lectura: -'

23 de enero de 2023 a las 14:43

Ludovica Squirru Dari publicó su nuevo libro Horóscopo chino 2023, que encuentra a la astróloga en la portada acompañada por cinco conejos. 2023 será el año del conejo de agua. En la obra, de casi 450 páginas, Ludovica comparte sus predicciones para cada uno de los doce signos, con sus diferentes elementos, tanto a nivel general como mes a mes

A continuación, el pronóstico general para el tránsito de cada signo en el año del conejo, disponible en el libro publicado por Ediciones B, del grupo editorial Penguin Random House. 

Rata

"La rata sentirá el llamado de su amigo roedor, el conejo. La energía agua, concentrada en riñones y el aparato reproductor vendrá en excesos, y con eso aumentará su velocidad, capacidad para improvisar y anticipar los movimientos de los que probablemente serán enemigos imaginarios. Cuidado con la imaginación. Necesitara ser más prudente ya que la ansiedad que la caracteriza se volverá en su contra, particularmente durante la segunda mitad del año. También será un año propicio para encontrar pareja y retenerla, al menos durante el tiempo de hormonas y enamoramiento. Caerá simpática, renovará amistades y tendrá buenas oportunidades de trabajo que podrían implicar una vida profesional más estable", escribió Ludovica.

Búfalo

"Todos los asuntos quedarán pendientes, como si la carrera por la vida se llevara a cabo en arenas movedizas. El búfalo tendrá que buscar ayuda, no podrá hacer nada por sí solo. En casos graves, los que sean patriarcas y grandes hombres de negocios o políticos podrían pasar por una racha de mal agüero. Necesitarán llevar de amuleto a sus abogados y contadores. El año será más benéfico para los que deseen hacer caso a su cuerpo, que busquen el placer en lo mundano y lo pequeñito. Así, en el camino del justo medio, podrán pastar tranquilos, a menos que se les meta entre oreja y oreja algún pensamiento demasiado ambicioso. WU WEI, este no es el año para salir al ruedo", advierte la astróloga. 

Tigre

"El tigre tiene la capacidad extraordinaria de aparentar que no le duele caer. Tratar de ocultar lo que siente después de un año agitado y en ocasiones hasta trágico no es recomendable en estos tiempos; primero, porque la gente ya está acostumbrada a escucharlo protestar todo el tiempo, y segundo, porque los que sí quieren escucharlo son más empáticos que en décadas anteriores, en especial los jóvenes nacidos en este siglo. Todo girará alrededor de sus emociones y de cuán receptivo esté con respecto a la ternura, la aceptación de los errores propios y cuando no se estacione en el pasado, y logre ver que el futuro le sonríe", se lee en el libro.

Conejo

"Los conejos no resienten tanto su año propio, salvo en momentos clave: cuando cumplen 24 (los chinos dicen que entonces comienza la adultez) y cuando llegan a los 60 años", señala Ludovica. "El fenómeno se llama ben ming nian 本命年, que significa “en esta vida” o “año propio”. El año de conejo de agua afectará a los conejos de 1963, porque este ben ming nian representa la suma de todas las experiencias al haber vivido un ciclo de sesenta años completo. Los longevos conejos de 1927 y los de 1987, que también poseen energía fuego, podrán reflexionar sobre lo que les es indispensable y lo que ya les pesa en exceso. Los demás conejos aprenderán a no dejarse explotar, y en muchos casos serán el ejemplo a seguir. Bienvenidos a su año propio”, concluye la escritora.

Dragón

"Las relaciones con el signo del conejo son extrañas. Por un lado, cuando estos dos se conocen, crece un gran cariño entre ellos y no es extraño que formen matrimonios, amoríos y amistades que duran años; pero cuando hablamos del calendario chino, y nos referimos a los días, horas, meses y años del dragón junto al conejo, su influencia provoca un sinfín de situaciones que, si bien son interesantes, pueden atraer problemas de todo tipo", sostiene Ludovica. "Los tiempos más complicados serán febrero y marzo. Por el lado amable, el dragón ganará una mayor disposición para la disciplina. Por el lado desagradable, podría alejarse de los amigos más fieles y cambiarlos por amistades más superficiales", continúa la astróloga.

Serpiente

"El año anterior fue muy complicado, así que las serpientes llegarán al año nuevo completamente agotadas. Pero tomarse un año sabático representa un verdadero lujo en estos días. Debido a la combinación de energías del año del conejo de agua, la serpiente tiene por delante un año más complicado que el del tigre. Todo lo que se haga en los 365 días que siguen a partir del 22 de enero repercutirá en su libertad de movimiento, ya sea por cuestiones de salud pública y mental, asuntos económicos e incluso legales, o por cuidar de familiares ya ancianos o hijos, sobrinos o nietos. Le será difícil salir de casa, ver amigos, ser puntual. WU WEI, todo es pasajero", escribió Ludovica sobre las personas con signo serpiente.

Caballo

"El año del tigre rompió las riendas. De todos los signos del zoo chino, es posible que el caballo sea el que más resintió la cuarentena comenzada por la rata y continuada hasta estas fechas. El conejo será benevolente. Compañero de parrandas y amores, le dará la oportunidad de lucir las crines, estrechar herraduras, llevar amores y amistades al carrusel. Este será un año también práctico, la salud resultará primordial y tendrá la capacidad de discernir entre urgencia e importancia. Tal vez los equinos de 1966 sean los más conscientes de esto y por fin una luz les indique qué es lo que deben que hacer. Los demás caballos podrán volar como Pegaso adonde les dé la gana", indica el libro. 

Cabra

"Considerando lo ocurrido en los últimos tres años, podemos decir que a las cabras las acompaña el mejor ángel guardián", asegura la autora. "Sin embargo, este año podría ser ligeramente complicado debido a que la cabra es una de las compañeras de la tríada de madera, formada por los signos del conejo, el chancho y ella misma. Cuando el año del jefe de cualquier tríada llega, los otros dos signos necesitan estar siempre alerta, no permitir que la fortuna, buena o destructiva, los arrastre; deben mantener los pies en la tierra. En este caso, el conejo es el líder de la tríada de madera, esa energía provoca valor e ira. La cabra tendrá mucha fuerza, pero necesita fijarse sobre qué o quién aplica esa fuerza", advierte.

Mono

"El año del conejo pondrá alas en los pies del ya ágil mono. Todas las oportunidades que perdió o los retos que temió enfrentar volverán, aprovecharlos solo dependerá del interés que tenga por construir o reconstruir para el futuro; ese tipo de oportunidades vuelven pocas veces en la vida. En cuanto a asuntos familiares, el mono se impacientará fácilmente y dejará a la gente sin oportunidad de réplica o disculpa. El camino a la paz mental se construirá con comunicación, por lo cual se les recomienda buscar ayuda profesional: un buen terapeuta, un buen médico, un buen contador, un buen abogado; el dinero no faltará, no se preocupen", sostiene Ludovica.

Gallo

"El año opuesto se llama Sui Po en chino, que significa “año roto”, “rompe año” o “edad vieja”. Los gallos pasarán por el año opuesto inmersos en lo que expresan esas traducciones, y por eso les pedimos especialmente que traten de tomarse un año sabático", recomienda la astróloga. "Pidan ayuda a sus amigos o por lo menos lleven un proceso de terapia serio, que los tome de la mano a lo largo de un año del conejo que no le dará tregua. La combinación de energías les ofrecerá la oportunidad de deconstruirse: observarán sus virtudes y defectos de la misma manera en que un crítico especializado observa una película", se lee en "Horóscopo chino 2023".

"Deconstruirse significará para el gallo tocar fondo, desarmar lo que no sirve y rescatar lo que es esencialmente bueno, útil y bello", añade el texto.

Perro

"El perro viene de buscar explosivos en campos minados. Los signos afines al tigre –perro y caballo–, tuvieron un año muy difícil, así que este año será un poco más calmo, no por falta de sucesos importantes, sino porque enérgicamente el perro estará más claro en lo que necesita y en cómo llegar a salvo a la meta deseada sin perder nada en el camino", dice el libro.

"El conejo atrae influencia positiva por parte de mujeres mayores, instituciones y escuelas, por lo que este es un buen año para perros estudiantes o perros que quieren volver a la escuela. Los demás canes necesitarán agrupar fuerzas para mudar pelaje y dejar la cucha", continúa.

Chancho

"La energía del año del conejo pondrá a trabajar arduamente a la cabra y al chancho, porque enérgicamente el conejo manda en la tríada que forman esos signos y sube la energía madera, la cual se expresa por medio de la ira y el valor. Durante estos meses será difícil aprender a desprenderse y dejar de controlar lo que hacen sus seres amados, sobre todo para los chanchos que se dediquen a los negocios, la política y la milicia. Los chanchos que se dediquen al arte, la literatura y la danza vivirán más en paz, pero es importante que sepan buscar su inspiración en la calma que traen la meditación, una dieta saludable y amores menos intensos", termina la autora.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...