Cargando...
¿Cómo puede influir la luna al momento de conciliar el sueño?

Estilo de vida > DORMIR BAJO LA LUNA

¿Puede la luna llena afectar nuestro sueño?

La influencia de la luna en los seres humanos ha sido durante años un misterio que la ciencia todavía intenta comprender

Tiempo de lectura: -'

16 de febrero de 2022 a las 13:25

La influencia de la luna sobre los habitantes de la Tierra ha sido la fuente de misterios, leyendas y algunas certezas durante años. Desde las leyendas que contaban que los hombres se podían convertir en lobos bajo su luz, pasando por la creencia de que puede volvernos un poco "lunáticos", hasta el descubrimiento de su relación con los ciclos femeninos y la fertilidad.

Pero, ¿qué pasa con el sueño? La ciencia, como de costumbre, ha tratado de resolver el misterio. Y aunque todavía no hay un acuerdo, hay cada vez más evidencia que indica que la latencia del sueño, el tiempo que tardamos en quedar dormidos, puede variar de acuerdo a los ciclos lunares.

En 2013 investigadores de la Universidad de Basilea, en Suiza, liderados por Christian Cajochen, encontraron evidencia de una "influencia lunar" en un estudio que desarrollaron con voluntarios que dormían en condiciones de laboratorio siendo evaluados mediante electroencefalogramas.

De acuerdo con la investigación, publicada en 2013 en la revista Current Biology, de alguna manera los sujetos estaban "sintonizados de forma natural" con los ciclos de la luna. Los voluntarios durmieron en promedio 20 minutos menos y tuvieron un 30% menos de sueño profundo durante los días previos a la luna llena. "El ciclo lunar parece influir en el sueño humano", dijo Cajochen y agregó: "incluso cuando uno no ve la Luna y no está al tanto de la fase lunar actual".

Recientemente los argentinos Leandro Casiraghi y Horacio de la Iglesia en conjunto con científicos de las universidades de Washington y Yale volvieron sobre el tema. La investigación, publicada en Science Advances en 2021, confirmó que en los días previos a la luna llena las personas duermen más tarde y por menos tiempo.

Pero la investigación fue un poco más allá, y comparó el comportamiento ambientes naturales y altamente urbanizados. Para sorpresa de los investigadores, los resultados no fueron muy disímiles.

El análisis, que comenzó en 2016, incluyó el seguimiento de los ritmos del sueño de casi cien habitantes de comunidades de pueblos originarios Toba y Q´uom en Formosa mediante pulseras de monitoreo. Luego, el resultado se comparó con un estudio realizado en 2018 en más de 400 estudiantes de Seattle, una ciudad estadounidense de más de 720 mil habitantes y altamente industrializada.

"El objetivo era averiguar si la cantidad del sueño tenía relación con la intensidad de la luz de la luna, según su fase, y si había variaciones entre un entorno natural o uno acostumbrado a la luz artificial. Los investigadores, a priori, pensaban que en un entorno natural la incidencia de la luna sería mayor, ya que allí, por la ausencia de luz eléctrica, las diferencias de luminosidad de la luna son más pronunciadas", explica un artículo del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas de Argentina (Conicet).

Lo curioso es que, a diferencia de lo que los científicos podían pensar a priori, tanto en el entorno natural como en el urbano el resultado fue similar. “En los dos casos pudimos ver una modulación en la duración y el momento en el que las personas se van a dormir. Vimos que la duración del sueño de cada sujeto era mayor en los días previos a la luna nueva y menor un poco antes de la luna llena, con una amplitud promedio de 50 minutos. Y lo mismo sucedía con el momento en que las personas se van a dormir: la gente se va a dormir más tarde en luna llena, y antes en luna nueva, con una amplitud promedio de media hora”, explicó Ignacio Spiousas, investigador del Conicet y responsable del modelado estadístico del estudio.

Los resultados despiertan nuevas interrogantes. ¿Qué es lo que podría generar este efecto sobre el sueño? En un principio se pensaba que podría estar vinculado al efecto de la luz que refleja la luna, sin embargo es una teoría que quedó descartada a partir de las investigaciones. No está claro si se tata de un efecto de la gravedad ejercida por la luna sobre nuestros organismos, de un ritmo biológico endógeno o un resultado de años de adaptación a las noches más luminosas de luna llena. 

La relación entre las fases de la luna y los minutos que te podés quedar mirando el techo antes de dormirte todavía son un misterio, pero al ciencia poco a poco se va haciendo camino. 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...