Tecnología > tecnología

Subastan una obra de arte creada con inteligencia artificial que "pinta" retratos en tiempo real

Se trata de una máquina inventada por Mario Klingemann y será vendida en Londres al mejor postor

Tiempo de lectura: -'

12 de febrero de 2019 a las 14:00

Sotheby's -una prestigiosa casa de subastas en Reino Unido- venderá a su mejor postor la obra de Mario Klingemann, titulada Memories of Passersby I, creada con inteligencia artificial dentro de la subasta de Arte Contemporáneo. El evento tendrá lugar el próximo 6 de marzo en Londres con un precio de salida de entre 34.000 y 45.000 euros.

La obra está formada por un mueble de madera que contiene un ordenador dotado con inteligencia artificial y dos pantallas enmarcadas. En ellas se visualizan los retratos creados en tiempo real por la máquina; rostros imaginarios de hombres y mujeres.

A diferencia de los trabajos con inteligencia artificial que se han exhibido o vendido anteriormente, esta obra no muestra un producto final curado por humanos, es una obra de inteligencia artificial completamente autónoma y la segunda pieza con estas características en ser vendida en subasta.

El sinfín de imágenes que aparecen en las pantallas no siguen una coreografía predefinida, es el resultado del análisis que realiza la inteligencia artificial en tiempo real: la máquina contiene todos los algoritmos necesarios para generar retratos nuevos siempre que esté funcionando, sin repeticiones.

Si bien los retratos fueron comparados con obras de Francis Bacon, los pares de retratos fueron en realidad influenciados por obras de entre los siglos XVII y XIX, así como por la propia inclinación de Klingemann por los trabajos surrealistas de artistas como Max Ernst.

El artista indica que la obra contiene un dispositivo "muy avanzado" tecnológicamente que crea pinturas en tiempo real, bajo la mirada del espectador, lo cual le parece "mágico".

Además, Klingemann comentó que las redes neuronales son "los pinceles" que utilizó para desarrollar esta obra. La máquina va creando nuevos retratos que cambian y desaparecen, mientras aprende de sí misma y se va retroalimentando.

"Por supuesto, para mí es difícil soltar la obra al mundo sin estar a su lado, pero confío en que está preparada para seguir creando retratos de forma infinita, como siempre había imaginado. Espero que cuando alguien se siente delante de las pantallas y vea pasar estos rostros fugaces, tenga la misma sensación que yo", explicó el artista.

"La naturaleza del arte contemporáneo es sobrepasar los límites que fueron y serán redefinidos durante siglos. El arte generado con inteligencia artificial es una innovación que se ganó su lugar en los libros de historia del arte. El trabajo de Klingemann es el comienzo de una nueva y emocionante era", declaró la encargada de la subasta.

 Fuente: Europa News

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...