Básquetbol > BÁSQUETBOL

Trouville estrena su joya con Bohemios

El rojo presentó las excelentes obras de su estadio y este miércoles se reanuda la Liga

Tiempo de lectura: -'

29 de noviembre de 2017 a las 05:00

La tribuna de madera y la "torcida" ya son historia en el estadio de Trouville, el escenario de los rojos de Pocitos, que cuenta con un nuevo y actualizado diseño que hoy será estrenado de forma oficial en el partido ante Bohemios.

Los trabajos en el gimnasio del predio de la calle Chucarro finalizaron días atrás y el club ya presentó su coqueto escenario,que hoy tendrá su apertura a los socios, hinchas y simpatizantes.

El presidente del club, Álvaro Rodríguez, señaló a Referí que al ingresar al estadio de la calle Chucarro y ver cómo quedó sintió orgullo. "Fue llegar a algo que queríamos todos los socios e hinchas de Trouville desde hace tiempo. Sentimos orgullo de haberlo podido hacer con el apoyo de los hinchas".

Las principales reformas fueron en las tribunas y debajo de estas. "Había una tribuna de madera y otra que estaba vieja y torcida, y se cambiaron", indicó Rodríguez, quien también destacó los gimnasios que se instalaron. "Debajo de las tribunas hay un gimnasio social que va a ser utilizado por socios y bajo la otra hay uno que va a ser para los profesionales de básquetbol, más los equipos de rugby y fútbol del club".

Más comodidad

Con respecto al aforo, se mantiene aproximadamente el mismo número, con 785 lugares para ver los partidos en las butacas. "Entraba más gente, pero no te dejan vender más entradas", comentó el titular de la T, quien destacó que sí se ganó en comodidad.

"Hay baños y escaleras nuevas y los accesos cambiaron. Por la tribuna Wenzel, que antes entraban solo los butaquistas, ahora van a entrar todos los hinchas de Trouville y la hinchada visitante lo hace por otro lado, con escaleras y accesos distintos, separados", señaló Rodríguez.

El monto de las obras rondó los US$ 500 mil. Para cubrirlo, Trouville optó por distintas alternativas. Una de ellas fue la ley 18.833 de Promoción del Deporte, la cual mediante la Comisión de Promoción de Deporte (Comprode) permite que empresas apoyen a clubes e instituciones deportivas a cambio de exoneraciones fiscales.

Además, el club dispuso de un fondo destinado a la remodelación. "Teníamos la venta de butacas desde hace años y la mitad de lo que se percibía por esa venta estaba en una cuenta en un banco. Además hubo un crédito que sacamos en el Banco Itaú; con todo eso llegamos", agregó.

La remodelación contó con el apoyo de toda la directiva y tuvo una comisión de obra formada por los dirigentes Ricardo Escardó, Juan Abó y Marcelo Irastorza.

Se trata de una de las grandes reformas que marcaron el actual predio de la T, que a principios de los años de 1970 fue techado cuando todavía tenía piso de bitumen.

Luego, en 1973, se le puso parquet. A principios de 2000 volvió a tener una remodelación con la Tribuna Wenzel, detrás de uno de los aros en donde se vendieron palcos, y al poco tiempo se le puso el piso flotante.

Esta noche (20.15) ante Bohemios será el primer juego oficial en el flamante gimnasio en el retorno de la actividad de la Liga Uruguaya tras el parate por las Eliminatorias.

"Pese a que no comenzamos bien, esperemos que se llene. Ojalá", dijo Rodríguez. Las obras y el clásico hacen ilusionar a un equipo que se ajustó en lo deportivo para crecer en lo institucional.
REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...