Economía y Empresas > PERFIL

El empresario que aprendió a no "perder el foco"

El fundador de Inetsat está inmerso en el mundo del software desde que tenía 13 años. Hoy su empresa tecnológica Inetsat está presente en casi 30 países

Pablo Salomón aprendió a no tentarse a ir más allá de los límites propios de cada negocio o empresa

Tiempo de lectura: -'

30 de mayo de 2018 a las 05:00

Joaquín Symonds
Especial para El Observador
 
Desde que era adolescente Pablo Salmón desarrolló sistemas que, en principio, fueron usados por algunos familiares pero con el paso del tiempo pasaron a usar "desde consultorios médicos hasta videoclubs". Hoy está al frente de la tecnológica Inetsat, que trabaja en el rubro de transmisión de señales de TV para casi 30 países.
 
Además de ser ingeniero informático egresado de la Universidad Católica, el actual CEO de Inetsat fue parte del equipo de Adobe en Estados Unidos gracias un programa de pasantías y afirma que esta experiencia fue vital como forma de complementar sus estudios: "Allí estuve con gente de primer nivel, algunos hacia ya décadas que estaban en el mundo de la programación y software".
 
El puntapié para que Salomón optara por el rubro informático fue un programa de intercambio que realizó en sexto año de liceo, cuando emprendió rumbo a Estados Unidos por primera vez. Esto sucedió en los años 90 cuando internet en Uruguay no existía de forma masiva. "Para los uruguayos el término internet refería a un terminal verde que se utilizaba para conectarse a servidores de las universidades y acceder a la información", recordó.
 
El primer emprendimiento de Salomón se dio en el año 1999 cuando fundó espaciointeractivo.com, un social network que era utilizado por 13.000 uruguayos que se convirtió en el portal más usado en del país en aquel momento. Salomón se dio cuenta de que "el modelo de negocio no era rentable".
 
Fue así que decidió cambiar el rumbo, a pesar de que se mantuvo al frente de la compañía, y comenzar a comercializar el software. Luego de 10 años en el mercado, la compañía que surgió como un portal fue vendida a capitales extranjeros.
 

Una alternativa al satélite

Salomón encontró una nueva oportunidad de negocios en el área de distribución de señales de televisión, donde pudo constatar que no se estaban registrando grandes cambios. "Había un centro de transmisión donde se genera una señal, esta se envía a un satélite para que el cableoperador sintonice ese satélite y lo envíe a través de un decodificador", explica Salomón.
 
Se dio cuenta de que, salvo los informativos o programas de deporte, la mayoría de la programación es pregrabada y se repite muchas veces a lo largo del mes. Fue así que fundó la empresa Inetsat, que surgió con el fin de enviar archivos de audio, video, gráficos, subtítulos hasta equipos que se encuentren en la cabecera de los cableoperadores y generar una señal directamente a los distribuidores de la señal. "Nos planteamos ser una alternativa al satélite y abaratar costos", comentó el empresario.
 
Cuando la idea estuvo plasmada, el pensamiento del fundador no iba más allá de que "algún canal chico se iba a interesar" pero para su sorpresa el interés llegó de la cadena HBO, después vino Fox y más empresas multinacionales.
 
La idea no se acaba en la sustitución de satélite: "en el caso de HBO nos utilizó para transmitir la señal desde un centro alternativo, en caso de que la red de transmisión central fallara". Además, la empresa creó una "subseñal" que tiene el fin de enviar programación especializada para cada país. "Está pensado para aquellos países, por ejemplo, donde la publicidad de alcohol está prohibida y las empresas no pueden emitir su programación de manera normal", afirmó Salomón. Después de cinco años en el mercado, su dueño afirma que "las cosas se dieron de manera inesperada" porque encontraron un nicho que era poco explotado.
 
Hoy en día están trabajan para clientes en todo el mundo. "Estamos en casi 30 países e identificamos 11 grupos fuertes en lo referido a la transmisión de señal de TV, hoy en día trabajamos para ocho de esas multinacionales", comentó con orgullo Salomón.
 

No desviarse

Si bien dentro del rubro al que se dedica hay muchas oportunidades, Salomón cree que "no hay que perder el foco" porque es preferible mantenerse como los mejores en su nicho. Esto implica una inversión "constante".
 
A pesar de que Pablo Salomón ha tenido propuestas para vender la empresa, esto no está en los planes en el corto plazo. "Aprendí muchas lecciones que me permitieron seguir un camino sin sobresaltos", subrayó. Uno de ellas fue el hecho de "enfocarse en lo que realmente importa" para no tentarse e ir más allá de los límites propios de cada negocio o empresa.
 
Hoy Inetsat está afianzada pero los primeros años fueron demandantes: "cuando empecé me gasté todos mis ahorros y eso no me alcanzó pero hoy en día el estrés en ese sentido ya no existe". Uno de los mayores retos que enfrenta el empresario es estar lejos de su familia cuando se va de viaje. "Se me hace difícil estar lejos por mucho tiempo", concluyó.
 

Animarse a jugar en las grandes ligas

Actualmente la compañía uruguaya Inetsat compite con empresas que “son 100 veces más grandes” y esto implica que el trabajo del equipo sea agotador y tenaz para poder estar a tono en el resto del mundo. “Tengo que dar cinco o seis vueltas al año para llegar a donde están los clientes”, afirmó el CEO de Inetsat. Salomón tiene pensado crecer en varias líneas dentro del rubro, la primera de ellas es aumentar la cantidad de clientes sin perder de vista mejorar el producto para los que ya lo están usando. A través de las grandes multinacionales, la empresa posee proyectos en países como Estados Unidos. “Sin la ayuda de estas grandes empresas, hubiera sido muy difícil haber llegado”, afirmó.
 
Asimismo, el equipo de Inetsat está explorando en proyectos que incluyan inteligencia artificial con el fin de que el producto sea evaluado de manera inteligente y automatizada.
 
“Si bien no hay nada concreto, creemos que es una herramienta que ha mejorado mucho y debe ser mirada con seriedad de cara al futuro”, reflexionó el empresario.
 
 
 
 
 
 
 
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...