Opinión > EDITORIAL

El problema de las tres íes

Tiempo de lectura: -'

18 de octubre de 2019 a las 05:00

Los estudios de tres economistas expertos en el combate a la pobreza, cuyos autores fueron reconocidos el lunes 14 con el Premio Nobel de Economía 2019, deberían ser fuente de inspiración para impulsar una nueva orientación de las políticas sociales.

La Real Academia de las Ciencias de Suecia explicó que los trabajos de los economistas residentes en Estados Unidos Abhijit Banerjee (originario de la India), Esther Duflo (Francia) y Michael Kremer (EEUU) introdujeron con éxito un novedoso enfoque que dio respuestas confiables para combatir la pobreza mundial.

Las respuestas a preguntas muy pequeñas y manejables sobre los problemas concretos, permitieron hacer intervenciones más efectivas para mejorar los resultados educativos o en la salud infantil.

Así se pudo descubrir que la falta de recursos no explica los problemas de aprendizaje en países de bajos ingresos, sino una enseñanza que no está suficientemente adaptada a las necesidades de los alumnos.

Estudios in situ en la India evaluaron el impacto de diferentes formas de ayuda en escuelas carenciadas, lo que permitió comprobar que los estudiantes que accedían a tutorías tenían mejores resultados escolares en matemática y lectura en comparación a otros grupos que en su lugar recibieron comida o más textos escolares –que solo tuvo un impacto positivo entre los mejores alumnos–. Se trata de realizar un diseño adecuado para obtener las respuestas precisas a preguntas milimétricas que se obtienen en investigaciones de campo.

Nos parece un novedoso enfoque que permite entender mejor el fracaso de las políticas sociales del país apegadas a instrumentos asistencialistas o que no dan una respuesta adecuada a la fractura social, a una marginación muy arraigada que se desenvuelve desde hace muchas generaciones en un ambiente de exclusión.

Y eso requiere, como bien dijo en julio pasado Mercedes Clara, de una larga experiencia en el campo social y una referente del candidato oficialista, Daniel Martínez, la necesidad de “cruzar la frontera”.

Hay que entender de verdad la vida de las familias más desfavorecidas y evitar repetir viejos clichés.

En 2011, Banerjee y Duflo explicaron en el libro Repensar la pobreza, que el error de la mayoría de los expertos es defender posturas que están contaminadas por dos formas de entender el mundo: los que creen en el instrumento del gasto social y pretenden que los pobres hagan lo que creemos que es bueno para ellos; y los que se oponen a la ayuda con el argumento de que corrompe a los gobiernos y viola el derecho a la libertad.

Los economistas defienden una alternativa diferente: comprender en profundidad los problemas específicos que afligen a los pobres e intentar identificar las vías más efectivas para intervenir.

Pero para ello hay que desterrar el problema de las “tres íes” que explica también el error del Frente Amplio: ideología, ignorancia e inercia. 

Un cambio radical de perspectiva, dicen ambos economistas, exige salir de los despachos y estar dispuestos a examinar sin prejuicios y remitirse a las pruebas verificables. Solo así es posible tratar de resolver los problemas concretos de la gente más necesitada.

Es un enfoque que escucha con atención al otro, es paciente y avanza paso a paso en cada problema específico.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...