Economía y Empresas > Artículo IV

FMI sugiere al gobierno medidas fiscales adicionales para corregir el déficit

Sin nuevas acciones, estima que se incumplirá con la meta prevista de 2,5% del PIB para 2020

Tiempo de lectura: -'

13 de diciembre de 2018 a las 05:02

El Fondo Monetario Internacional (FMI) recomendó al gobierno que aplique nuevas medidas fiscales si quiere alcanzar la meta de un déficit fiscal de 2,5% del Producto Interno Bruto (PIB) para 2020. Esas acciones deberían llegar por el lado de una reducción del gasto público y ser equivalentes a 0,3 puntos porcentuales del producto.

El organismo culminó la misión de la Consulta del Artículo IV que anualmente realiza sobre la coyuntura económica del país y divulgó sus principales consideraciones. El documento fue presentado por la jefa de la misión, Pelin Berkment, y marcó como una recomendación de política preservar la sostenibilidad fiscal.

Allí, indicó que sin medidas adicionales será difícil alcanzar la meta de las autoridades de un déficit fiscal de 2,5% del PIB para 2020. Añadió que se prevé que el déficit consolidado disminuya a 3,7% del producto para 2018, excluyendo el efecto de los cincuentones, mientras que para 2019 y 2020 se espera que descienda  0,2 puntos porcentuales por año debido a la baja de los costos casi fiscales de la intervención cambiaria y los gastos corrientes, como resultado de la nueva ronda de negociación salarial. De ahí en adelante, dijo el FMI, sin medidas adicionales, el déficit se estabilizaría en 3,3% del PIB, exceptuando los cincuentones.

En otro pasaje, el organismo señaló que para mantener la credibilidad y atenuar los riesgos fiscales sería prudente implementar medidas para poner en orden el endeudamiento en una senda descendente. “Si se cumplieran las metas presupuestarias, la deuda del sector público no financiero se reduciría a 49% del PIB en cinco años y volvería a su nivel promedio entre 2012 y 2014 (alrededor de 44% del PIB) en 10 años”, expresó.

“Sin embargo, esto implicaría introducir medidas por 0,8 puntos porcentuales del PIB hasta 2020 (una mejora total de 1,2% del PIB) en un período electoral y con desaceleración económica, los cual sería difícil”, reconoció. Por tanto, según el FMI, las autoridades locales deberían introducir medidas de ajuste equivalente a 0,3 puntos porcentuales del PIB, que permitirían una mejora total de 0,5% del producto en 2019, para poner el endeudamiento en una senda descendente y de esa forma reforzar el compromiso con la sostenibilidad fiscal.

A su vez, indicó que la consolidación fiscal podría venir de una reducción del elevado gasto público corriente, ya que eso permitiría atenuar el impacto negativo de la consolidación en el crecimiento económico.

“El incremento de las tarifas debería estar determinado por la estructura de costos y las necesidades de inversión de las empresas públicas. En el mediano plazo, mejoras adicionales en la eficiencia del gasto social son necesarias para crear el espacio fiscal necesario para financiar el incremento del gasto en inversión”, dice la declración. En diálogo con la prensa, Berkment, dijo que el gobernó uruguayo mostró compromiso en cumplir con las metas fiscales previstas. Agregó que el riesgo fiscal se encuentra en un escenario manejable, pero en un nivel alto y por eso es necesario reducirlo.

Crecimiento de 1,9% para 2019

En otro orden, el escrito indicó que las perspectivas de expansión han empeorado, pero permanecen estables en relaciones con los países vecinos. En ese sentido, estimó que el crecimiento se modere a 2,1% en 2018 y a 1,9% el año próximo.

Eso refleja una desaceleración del consumo durante el segundo semestre de este año por la depreciación del peso, la disminución de la confianza del consumidor y el menor crecimiento de los salarios reales y una reducción de ingresos por turismo y exportaciones de bienes en el primer semestre de 2019, debido a la esperada contracción de Argentina y a la apreciación del peso respecto de sus socios regionales.

El documento del FMI añadió que la economía uruguaya ha mostrado resiliencia y logrado diferenciarse de sus países vecinos. Afirmó que Uruguay se encuentra bien posicionado pera resistir el deterioro del contexto externo. Sin embargo, agregó, el mantenimiento de su resiliencia depende de la credibilidad de su política económica y eso requiere poner anclas fiscales y monetarias, el novel de la deuda en una trayectoria descendente y retornar la inflación al rango meta.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...