The Sótano > THE SOTANO/ EDUARDO ESPINA

La bestia avanza

El huracán Irma va a producir mucha destrucción

Tiempo de lectura: -'

07 de septiembre de 2017 a las 04:55

Las imágenes captadas desde lo alto del huracán Irma por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (National Oceanic and Atmospheric Administration o NOAA) son impresionantes, pues revelan el tamaño de lo que los puertorriqueños no llaman huracán, sino "la bestia".

Hacía casi cuatro décadas que sobre el Océano Atlántico y el Mar Caribe no se veía semejante tamaño de tormenta, cuyos vientos han alcanzado una velocidad de casi 298 kilómetros por hora.

El último huracán con fuerza superior fue Allen, en 1980, cuyos vientos llegaron a tener una velocidad sostenida de 305 kilómetros por hora. Allen es hasta la fecha el huracán atlántico en haber sido por mayor cantidad de tiempo categoría 5.

Con esa denominación se mantuvo por varios días en el golfo de México. Si bien luego perdió fuerza al tocar la costa texana, provocó un total de 290 muertos, y pérdidas por una suma que a la fecha de hoy sería unos US$ 4 mil millones.

Desde ahora, hasta que pierda intensidad, Irma va a producir mucha destrucción. Lo que tiene sorprendido a meteorólogos y científicos dedicados al estudio del clima es la rapidez con que tanto Irma como el anterior, Harvey, han desarrollado su poder letal.

Si bien los radares hacían suponer que desde su inicio el pasado 30 de agosto de la costa oeste de África, cerca de las islas de Cabo Verde, Irma tenía el potencial de convertirse en tormenta tropical poderosa, pocos pudieron prever la magnitud que tomaría en corto lapso de tiempo, convirtiéndose en el primer gran huracán en desarrollarse en la parte este del Océano Atlántico, desde Julia en 2010.

La costa oeste estadounidense, sobre todo el sur del estado de Florida, se prepara aterrorizada para sufrir el impacto de la monstruosa tormenta, cuyo poderío llevó a decir a algunos de los habitantes de las zonas amenazadas que se trataba de uno categoría 6, error producto seguramente del pánico, pues el tipo más alto de huracán es 5.

Habrá que ver, entre hoy y mañana, qué dirección toma el fenómeno meteorológico y si, por primera vez en muchos años, dos zonas geográficas del mismo país, ambas ampliamente pobladas, sufren en poco margen de tiempo la llegada de dos huracanes con histórico poder destructor.

Comentarios