21 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,25 Venta 39,75
22 de octubre 2023 - 9:09hs

La Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) responsabilizó al estado de Colombia por la desaparición forzada de un ciudadano ocurrida en 2002 en la ciudad de Medellín durante la denominada "Operación Orión" ideada y ejecutada en forma conjunta por el Ejército y paramilitares.

El tribunal, con sede en San José de Costa Rica, determinó que Arles Edisson Guzmán fue desaparecido por paramilitares del Bloque Cacique Nutibara (BCN) que "actuaban en conjunto con colaboración de las autoridades estatales" durante el gobierno del presidente derechista Álvaro Uribe (2002-2010).

"Los crímenes cometidos por el BCN, en este caso, son atribuibles al Estado colombiano debido a que los hechos se presentaron en un contexto comprobado de relacionamiento entre agentes estatales y grupos paramilitares en la fase de consolidación de la 'Operación Orión'", destacó el organismo continental.

Más noticias

La "Operación Orión" fue ordenada durante el primer mandato de Uribe (2002-2006) con el fin de golpear a grupos vinculados a guerrillas en barrios populares de Medellín, operativo durante el que se produjo la desaparecieron forzada de unas 300 personas, según organizaciones de derechos humanos.

La sentencia del tribunal destaca que de la operación participaron paramilitares de ultraderecha y bandas de narcotraficantes, y considera que bajo el pretexto de un plan de recuperación social, "se dieron desapariciones forzadas, detenciones arbitrarias, atentados contra la vida y la integridad personal, amenazas de muerte, y desplazamientos de los habitantes de la comuna indicada".

En el caso de Guzmán, dos personas vestidas de civil en un taxi llegaron el 30 de noviembre de 2002 a su lugar de trabajo y lo llevaron para "responderle unas preguntas" a "su patrón", reseñó. Desde entonces se encuentra desaparecido.

“Los hechos indican que hay una coincidencia entre el modus operandi del BCN y las circunstancias de la desaparición", afirmó la CIDH.

Además de la desaparición forzada, la Corte también concluyó que el estado de Colombia "violó los derechos a las garantías judiciales, a la protección judicial, al derecho a conocer la verdad respecto a lo sucedido", motivos por los que también fueron víctimas la compañera de Guzmán, Luz Enith Franco, y el resto de su familia.

(Con información de AFP)

 

Temas:

Colombia

Seguí leyendo

Te Puede Interesar