Estilo de vida > BLOG DELICATESSEN

Los colores de la vida

La psicología del color es un campo de estudio que está dirigido a analizar el efecto del color en la percepción y la conducta humana

Tiempo de lectura: -'

13 de agosto de 2019 a las 05:00

Por Jaime Clara*

Cuando era chico –hace muchos años por cierto- escuché a alguien decir que cuando uno sueña en colores, su ánimo es el mejor, y si en cambio sueña en blanco y negro, seguramente está triste y deprimido.

Esta afirmación nunca tuvo un sustento científico, sin embargo, la repetí, irresponsablemente durante mucho tiempo. Luego, cuando la actividad periodística me permitió tener contacto con profesionales, pregunté varias veces por aquella afirmación, y como era de esperar, nadie tuvo ninguna explicación lógica.

Según un estudio de la revista American Psychological Association, antes de la invención del televisor, es decir, con anterioridad a 1915, la mayoría de los sujetos aseguraba soñar en colores. Sin embargo, a partir de esta fecha los encuestados empezaron a recordar sus sueños en escala de grises. Cuando llegó la televisión en color, los sueños también volvieron a teñirse de tonalidades. En concreto, el 80% de los encuestados menores de 30 años afirma soñar en colores, algo que los autores de la investigación atribuyen a que nunca han visto la televisión en blanco y negro. Lo cierto es que, en ningún caso, se puede relacionar el estado de ánimo con la forma en que uno sueña.

Siempre ha sido interés de la ciencia, indagar sobre la incidencia de los colores en nuestra vida cotidiana. Hace tiempo vi un documental donde se informaba que el color azul es un inhibidor del apetito. Si se decora un comedor (paredes, mesas, vajillas, tonalidades de la luz, cubiertos, entorno, etc) se tiende a comer menos cantidad, sin perder el disfrute de los alimentos.

Una encuesta realizada hace algún tiempo, trabajó sobre este asunto. Los colores tomados como reflejo de la personalidad, los estados de ánimo, los sentimientos y las emociones. Un estudio, realizado entre la empresa Dove, en asociación con el Pantone Color Institute estudió el vìnculo entre el color y los efectos en la actividad neuorológica y fisiológica en diferentes aspectos de la vida personal. Fue en el marco de la campaña de Dove Invisble Dry, cuando se realizó una encuesta a través de una aplicación web donde se propuso indagar como sienten, viven y se expresan las uruguayas a través de los colores. Cerca de siete mil personas participaron del estudio que concluyó que el 42% de preferencias, el azul índigo es el color favorito. En segundo lugar se ubicó el magenta, con 30% y el 29% lo obtuvo el rojo. Si lo vinculamos con el documental al que hacìa referencia, es lógico que se identifique a este color, con la tranquilidad, y el desasosiego. El azul desencadena la producción de melatonina, un químico producido por el cerebro que ayuda a relajarse y sentir serenidad.

Un poco de historia

La psicología del color es un campo de estudio que está dirigido a analizar el efecto del color en la percepción y la conducta humana. Desde el punto de vista científico, se está en pleno desarrollo, sin embargo, el estudio de la percepción de los colores se ha transformado en una materia constante en el campo del diseño gráfico, la cartelería, la arquitectura, la publicidad, la señalética, entre tantas disciplinas.

En el portal español www.psicologiadelcolor.es, se cuenta que “entre muchos ejemplos, en la antigua China los puntos cardinales eran representados por los colores azul, rojo, blanco y negro, reservando el amarillo para el centro. De igual forma, los mayas de América central relacionaban Este, Sur, Oeste y Norte con los colores rojo, amarillo, negro y blanco respectivamente. En Europa los alquimistas relacionaban los colores con características de los materiales que utilizaban, por ejemplo rojo para el azufre, blanco para el mercurio y verde para ácidos o disolventes. Uno de los primeros estudiosos que analizó las propiedades del color fue Aristóteles, que describió los “colores básicos” relacionados con la tierra, el agua, el cielo y el fuego. Plinio el viejo abordó el tema del color en el libro 35 de Historia Naturalis, que constituye un conjunto que puede considerarse el tratado de historia del arte más antiguo que ha llegado hasta nosotros. En el siglo XIII Sir Roger Bacon registró sus observaciones sobre los colores de un prisma atravesado por la luz, atribuyendo el fenómeno a las propiedades de la materia. Con posterioridad a éste, entre los siglos XIV y XV, Cennino Cennini escribe el que sería el más famoso tratado de técnicas artísticas en las que hace cuidadosas observaciones acerca de los colores.”

El relato continúa haciendo referencia a Leonardo da Vinci que “clasificó como colores básicos al amarillo, verde, azul y rojo de acuerdo a aquellas categorías de Aristóteles, agregando el blanco como receptor de todos los demás colores y el negro -la oscuridad- como su ausencia. Recién empezado el siglo XVIII, Isaac Newton plantearía los fundamentos de la teoría lumínica del color, base del desarrollo científico posterior. De todas formas, el precursor de la psicología del color fue el poeta y científico alemán Johann Wolfgang von Goethe (1749-1832) que en su tratado Teoría del color se opuso a la visión meramente física de Newton, proponiendo que el color en realidad depende también de nuestra percepción, en la que se halla involucrado el cerebro y los mecanismos del sentido de la vista. De acuerdo con la teoría de Goethe, lo que vemos de un objeto no depende solamente de la materia; tampoco de la luz de acuerdo a Newton, sino que involucra también a una tercera condición que es nuestra percepción del objeto. De aquí en más, el problema principal pasó a ser la subjetividad implícita en este concepto novedoso. Sin embargo, tal subjetividad no radica en los postulados de Goethe, sino en la misma base física del concepto de color, que es nuestra percepción subjetiva de las distintas frecuencias de onda de la luz, dentro del espectro visible, incidiendo sobre la materia. Hoy en día el estudio mas famoso basado en la teoría de los colores de Goethe es Psicología del color, de Eva Heller. Este libro aborda la relación de los colores con nuestros sentimientos y demuestra cómo ambos no se combinan de manera accidental, pues sus asociaciones no son meras cuestiones de gusto, sino experiencias universales que están profundamente enraizadas en nuestro lenguaje y en nuestro pensamiento.”

*Esta nota fue originalmente publicada en Blog Delicatessen.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...