Estilo de vida > La casa post Covid

Más verde, más liso, más práctico: cómo la pandemia redefinió nuestra relación con el hogar

Espacios multidisciplinarios, superficies más lisas y limpiables y una inyección de naturaleza; diseñadores hablan sobre cómo el diseño del hogar se adaptó a las necesidades del 2020

Proyecto de diseño de interiores de Estudio Diario.

Tiempo de lectura: -'

11 de octubre de 2020 a las 05:10

Se abrió una ventana. Se abrieron miles. Vimos caras. Vimos fondos. Paredes. Bibliotecas, livings, baños, estudios, sala de reuniones, percheros, roperos, televisiones de 23 pulgadas y de 50. Fuimos voyeurs itinerantes, saltamos de zoom en zoom. La pandemia nos abrió la puerta de casas que nunca creímos ver. Vimos la sala de estar de Cate Blanchet, el recibidor de Mick Jagger y el estudio de Charlie Watts, la biblioteca de Barack Obama. Pero también nos vieron a nosotros. Nuestro desorden. O nuestro orden extremo. El home office metió en el espacio propio a un montón de gente ajena. La casa quedó desnuda. Su exposición se resignificó.

No fue lo único que cambió. Además de cómo la mostramos, la disposición del hogar y nuestra relación con ese espacio pasó a escalar posiciones en la lista de cosas que importan. De repente, estar sentados ocho horas seguidas mirando una pared gris salpicada de estanterías no nos pareció tan armónico. Y armónico tampoco fue el dolor que se nos comió la espalda después de un día entero de postura incómoda en una silla todavía más incómoda.  

Al mismo tiempo, quisimos romper con la paleta de colores y mezclar el verde. Meter la naturaleza por la ventana. Se colaron los tonos que nos bajaban la ansiedad de la cuarentena. Buscamos reorganizar los espacios. Sentir que vivíamos en mutación, en ese cambio que no podíamos experimentar por estar metidos siempre en el mismo lugar. Quisimos romper la matriz del hogar. Lo volvimos a pensar.

Proyecto ELLAURI, Menini-Nicola

La cuarentena en Uruguay fue corta. Y qué suerte. Pero así cómo redefinió estilos y percepciones en otras partes del mundo, en este país también rompió esquemas. Modificó nuestro vínculo con la casa al instante. Y le cargó nuevas tendencias al diseño de interiores, aviones cargados de nuevas corrientes estéticas que, al parecer, aterrizaron en tránsito y se quedaron como destino final.

Así lo explica, por ejemplo, el diseñador industrial Agustín Menini, del estudio Menini Nicola: “Aumentó el interés y la preocupación por el lugar donde vivimos. El hogar retomó un rol preponderante. Además, las inversiones destinadas a viajes y a vehículos quedaron canceladas, por lo tanto se dispuso mayor dinero para este rubro. En Uruguay no hay cultura de invertir en el hogar, pero la pandemia logró cambiar eso”.

En el caso de la grifa fundada por él y Carlo Nicola en 2008, y que alcanzó el éxito internacional en el rubro del diseño de muebles, la pandemia acompaña las últimas puntadas de un proyecto que ya tiene alrededor de tres años y que se basa en la ampliación del mercado y la incorporación del home planning a su portfolio.

Proyecto A.S. , Menini-Nicola

Con este nuevo foco, Menini lo tiene claro: la principal tendencia de estos meses –y probablemente del 2021– marca que lo que más importa a la hora de pensar el diseño y la decoración de interiores es la funcionalidad. Se buscan muebles y sillones que puedan ser parte de la vida diaria de una casa que, de golpe, se transformó en oficina, salón de clases, espacio de ocio y más.

“Esto llega asociado al teletrabajo. Se está buscando que aquel rincón de la casa en el que de vez en cuando apoyaba la computadora, ahora sea un poco más cómodo. Se miran escritorios, sillas de trabajo. Por otro lado, los ámbitos de entretenimiento también se redefinieron; se buscan sillones más cómodos para poder pasar los ratos de ocio, se utilizan más las mesas”, explica.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Home Planning :: 2019 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Proyecto: Residencia AC - Colinas de Carrasco Proyecto arquitectónico.: @mil_constructora Photo: @dievilphoto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . No encontramos mejor forma de lanzar un nuevo producto del estudio que presentar el primero terminado. Home Planning es una metodología desarrollada por el estudio Menini Nicola para diseñar un hogar juntos, clientes y diseñadores, planificando cada etapa del mismo y evaluando las decisiones desde todas las perspectivas posibles. Paso a paso, permite visualizar la inversión en las diferentes áreas de interés de la casa, evaluar dónde poner foco, planificar la ejecución en base a la disponibilidad del cliente, y principalmente, enfocarse en lo más importante de este proceso: tener el hogar que soñabas. Trabajamos en un proyecto de interiorismo a medida de los clientes, con propuestas basadas en referencias acordadas en conjunto, sin imposición de estilos y con un seguimiento en cada paso. - - - BENEFICIOS - - - - Honorarios fijos de diseño, sin porcentaje sobre la ejecución. - Optimización de la inversión disponible (cuánto, cómo y cuándo vamos a invertir) - Traslado de descuentos a profesionales por parte de las tiendas a los clientes. - Acuerdos con marcas con descuentos adicionales. - Diseño de productos a medida con la experiencia que ofrece Menini Nicola. - Relacionamiento fluido y coordinado con los arquitectos a cargo de la obra. #menininicola #mueblesdeautorentucasa  #designuy #diseñouy #uruguaydesign #productdesign #furnituredesign #industrialdesign #lifestyle #diseñodeproducto #designstudio  #design #interiors #interiorismo #consultoría #homeplanning #interiordesign #home #homesweethome #homedecor #homestyling #instahome

Una publicación compartida por menini nicola (@menininicola) el

Otros especialistas en diseño de interiores y arquitectura residencial coinciden en este punto y, sobre todo, en el interés por redefinir el hogar en un año en el que pasamos mucho tiempo en él.

Ana Faget, del estudio La Mar en Coche, cuenta por ejemplo que pasaron de tener proyectos destinados casi en su totalidad a espacios comerciales, a tener una enorme cantidad de consultas residenciales. “La gente empezó a mirar su casa con lupa. Se dio cuenta de qué uso le estaba dando a su hogar, qué le servía y que no. Aparecieron nuevas necesidades y se intensificaron ciertas demandas. A nivel de mobiliario, los escritorios pasaron a ser una preocupación generalizada. También las sillas, que se busca que sean cómodas pero que mantenga el perfil hogareño. También se reforzó la búsqueda del sillón ideal”, dice.

Diseño de interiores de La Mar En Coche

Para Carolina Arias, del estudio MUAR, la funcionalidad es también un sinónimo de adaptabilidad. “Se busca salir de los espacios acartonados y definidos para determinada actividad, y se buscan espacios adaptables para la convivencia de las personas que habitan la casa. La casa tiende a responder a eso: se generan pequeños microclimas dentro de un espacio que no está tan definido y que puede alojar a todos los integrantes con comodidad.”

En ese sentido, Arias considera que hay un giro hacia el confort, pero en no necesariamente desde lo ergonómico o los materiales que se utilizan, sino de las preferencias particulares de casa usuario. Hay, digamos, una tendencia creciente a adaptar la casa a lo que la persona sienta que necesita.

Diseño de interiores de MUAR Diseño

“Es un confort que lo arma el propio individuo en un espacio en el que se siente a gusto. El sentirte cómodo en tu hogar y en tu espacio tiene una nueva importancia”, agrega.

La limpieza también ha sido una consulta frecuente a la hora de rediseñar un espacio de la casa. Ana Sosa, de Estudio Diario, asegura que en gran parte de los proyectos en los que se han involucrado en el último tiempo ese rol ha jugado un papel importante.

“En la parte de tapizados tuvimos muchas consultas por la limpieza, si podían limpiarse fácilmente con agua”, cuenta. “También vimos que se está tendiendo a despojarse de los muebles con recovecos y que se está apelando a superficies lisas, sin mucha mezcla de materiales o texturas. Se siguen teniendo souvenirs de viajes y cosas así, pero a la vez se está prescindiendo de tener demasiados, sobre todo por la limpieza y por su relación con la pandemia. También se ha disminuido el uso de alfombras”, repasa Sosa.

Proyecto de diseño de interiores de Estudio Diario.

La higiene y cómo los materiales responden a ella no deja de ser un tema menor. Y seguramente empezará a tener aún más importancia en el hogar, pero también en los espacios públicos. Sobre eso, Arias dice: “Empieza a ser fundamental el uso de materiales que le den confianza al usuario. El cobre, por ejemplo, presenta propiedades que garantizan mejor higiene frente a otros materiales, pensando en las bacterias y los virus”.

A lo verde

Estuvimos un mes y poco encerrados, la cuarentena fue bastante benigna comparada con países vecinos, pero la abstinencia de verde parece haber sido fuerte. Porque incluso a pesar de que Montevideo es una ciudad particularmente arbolada, la necesidad de meter a la naturaleza por la ventana catapultó una tendencia en el diseño de interiores que se venía gestando con fuerza y se arraigó en los pedidos de muchos de los que solicitaron el auxilio de los estudios de diseño.

Espejo CANUTO.

“Hubo una explosión en el interés por tener plantas, de fijarse cuáles puede servir para determinado lugar, y buscar asesoramiento. Se está pensando en  la luz, el cuidado, el tamaño. Se ve una necesidad de traer el verde hacia el centro del hogar” dice Sosa.

Para Arias, en tanto, el interés se da en la medida de que el mantenimiento no sea un problema: “Se precipitó la tendencia de tener a la naturaleza dentro del espacio hogar, pero con facilidades de mantenimiento, porque las personas no quieren complicarse la vida. Hay más plantas, green walls, espacios en los que antes no se pensaba ver tanto verde ahora hay más presencia. Y luz también. Se hace todo lo posible por tener espacios bien iluminados con luz natural”.

Diseño de interiores de MUAR Diseño

En ese sentido, la inyección de verde en el hogar tiene vínculos con otro punto que ha estado en auge. Según explican los expertos, las decisiones del hogar responden cada vez más al consumo consciente y a la reutilización, ya sea tanto de muebles como de espacios. “El foco en la sostenibilidad implica que todas las decisiones tengan en cuenta el impacto y reduzcan el consumo”, agrega la diseñadora.

Un escenario propio

Se dijo: la cantidad de casas en las que pudimos espiar por zoom fue directamente proporcional a la cantidad de personas que miró en la nuestra. Nos guste o no, las infinitas reuniones y charlas digitales del 2020 hicieron que nuestro hábitat natural se expusiera como nunca y, quizás por pudor o la necesidad de “redecorar” a las apuradas, es que elementos de dudoso gusto, como los fondos digitales, se popularizaron.

Por este mismo motivo, y a expensas de una realidad que impulsó a los usuarios a seleccionar la porción de hogar que deseaban mostrar, es que empezó a ser cada vez más común la diagramación de un escenario pensado espacialmente para esos momentos. Sí: ese retazo de pared que no está despintado, ahí donde cuelga con gracia el potus, el área en la que se asoma la punta de una biblioteca llena de libros sesudos. Ahí mismo.

Mesa DOS, de Estudio Diario.

“Se armaron pequeños escenarios caseros. Ya no solo importa que el home office encuentre un lugar cómodo para quien lo hace, sino que hay una escenografía armada que puede utilizar bibliotecas o lámparas”, explica Faget, y luego cuenta que, durante la pandemia, desde el Instagram de La Mar en Coche se lanzó una convocatoria fotográfica para que los usuarios mostraran su casa y la cantidad que se sumó las sorprendió.

“Puede no ser una palabra muy linda, pero hay una suerte de nuevo exhibicionismo. Las personas tienen la necesidad de mostrar sus casas”, acota.

“Si la casa es un caos o está simplemente más desorganizada porque no nos preocupamos en que convivan diferentes actividades, va a haber un interés por tener un espacio reservado, pequeños rincones que permitan mostrar otro look, que estén destinados a hacer esa conexión más amigable”, agrega Arias.

ZAG Coliving, Menini-Nicola

Con escenario montado o no, con una casa llena de plantas o sin un tono verde a la vista, la importancia de estar en comunión con el hogar, de sentirse bien en él, se instaló. Y en un país en donde el apostar económicamente al diseño de interiores no se encuentra entre en las prioridades de quienes no pertenecen a los estratos más altos de la sociedad, los expertos esperan que la pandemia expanda el rubro y evidencie que allí, también, está la calidad de vida.

Con esa reflexión cierra Menini: “Uruguay siempre ha sido un mercado muy inmaduro a nivel consumo de equipamiento para el hogar, o de pensar nuestro hogar como un lugar más lindo, en comparación a la región. Me gustaría creer que el impacto de esta situación se va a mantener en el tiempo. Que vamos a empezar a concebir la imagen de la casa como una inversión en lugar de un gasto”.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...