Cargando...
Foto: Twitter Marcelo Abdala<br>

Economía y Empresas > Industria

Sherwin-Williams cerró su planta industrial en Uruguay

PIT-CNT dice que la empresa incumplió con los mecanismos de negociación colectiva previstos por ley

Tiempo de lectura: -'

21 de agosto de 2017 a las 13:55

La empresa de pinturas Sherwin-Williams anuncio el viernes el cierre de su planta industrial en Uruguay. Un comunicado emitido este lunes por la compañía señala que la decisión fue adoptada a partir de una evaluación de sus operaciones de fabricación en todo el mundo y tras la adquisición de Valspar Corporation, dedicada a la industria de revestimientos.

La planta, ubicada en la zona de Sayago, fue adquirida por Sherwin-Williams en el año 2007. Ahora el abastecimiento de los productos que la fabricaba será cubierto por la planta de la empresa en Brasil y otras de la región. En la planta trabajaban alrededor de 80 personas.

Según se explica, ahora la empresa "apuesta a mantener y desarrollar su actividad comercial a través de sus tiendas propias y su red de distribución".

"La empresa lamenta la situación de los trabajadores afectados por este cierre, reconoce los años de dedicación y trabajo conjunto, y se compromete a brindarles un programa de asesoramiento laboral desarrollado para apoyarlos en su reinserción laboral, dice el comunicado.

"Sherwin-Williams refuerza su compromiso con el país y seguirá apostando a desarrollar su presencia comercial y liderazgo en el mercado nacional", agregó la empresa.

Críticas del PIT-CNT

Por su parte, el secretario general del PIT-CNT. Marcelo Abdala criticó el procedimiento utilizado por la multinacional. "La empresa actuó de manera absolutamente reaccionaria, violando toda la normativa de negociación colectiva del país. Estaban reunidos con los delegados del sindicato en el Ministerio de Trabajo y en ese preciso instante con guardias de seguridad, mientras la gente estaba trabajando, desalojaron la planta y despidieron a la totalidad del personal", dijo el dirigente en rueda de prensa.

"Acá hay una cuestión de sensatez y de sentido común. Ningún personal obrero debe ir a la huelga sin antes conversar con la empresa. Al revés es lo mismo, ninguna empresa tiene que poder cerrar, hacer una reestructura o despedir sin dar los mecanismos de negociación colectiva que están en la ley y en el convenio de la química", añadió Abdala.

En la planta de Sayago trabajaban alrededor de 80 personas.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...