Cargando...
Se le atribuyó una medida de prisión preventiva por 180 días al culpable

Nacional > Justicia

Su abuela decidió no darle más plata para drogas, la asesinó y le robó el auto

La Justicia de Paysandú lo imputó con 180 días de prisión preventiva por homicidio especialmente agravado por parentesco y premeditación

Tiempo de lectura: -'

20 de septiembre de 2021 a las 13:13

Iris Noemí Baldi Villalba, de 84 años, fue encontrada asesinada en el piso de la cocina de su casa de Paysandú con heridas en la cabeza y corte en el pecho y el abdomen.

El hijo de la víctima advirtió que faltaban algunos objetos de la casa y el auto que estaba guardado en el garaje. Ante esto, surgió la sospecha de que el autor (o autores) tenía “conocimiento exacto de la casa y tal vez hasta eran de confianza de la anciana”, informó El Telégrafo y confirmó El Observador.

Las sospechas recayeron sobre su nieto, de 24 años, luego de que surgiera de las averiguaciones que era una persona conflictiva, y que tenía problemas de consumo de drogas. A su vez, constataron que se filmaba conduciendo a alta velocidad. También averiguaron que visitaba a su abuela paterna todos los días y le pedía 500 pesos.

Según relató la fiscal Carolina Martínez en el dictamen con el que pidió la prisión a la Justicia, el imputado fue a casa de su abuela con un cuchillo de pequeñas dimensiones. La finalidad de su visita era hurtarle dinero y la tarjeta del cajero, obligándola a que le diera la clave, ya que necesitaba el dinero por tener una deuda grande. Él sabía que su abuela tenía dinero en el banco. 

Llegó y cuando se dirigían a la cocina le dio un golpe en el rostro y la destabilizó. Le exigía la clave del cajero bancario mientras apuñalaba a su abuela en el dorso, torso, espalda, hombros y cabeza. Sus heridas defensivas muestran que la víctima intentaba cubrirse. Baldi Villalba cayó al piso y su nieto se dirigió al dormitorio. Allí revisó cajones de la cómoda y del ropero, tomando el dinero que encontraba.

Antes de marcharse y dejar a su abuela, retiró un rosario y una Virgen que se encontraban en el dormitorio. Puso el rosario en la mano de su abuela y la imagen religiosa a su lado como mirándola, relató la fiscal. Se retiró llevando consigo $1.200 y tres botellas de bebida alcohólica. Al marcharse tomó el control del portón eléctrico del garaje, encendió el automóvil de la víctima y se retiró del lugar. 

Mientras lo buscaban, los policías encontraron el auto abandonado cerca de la casa de un amigo del sospechoso. El dueño de la casa dijo que su amigo —el nieto de la víctima— había llegado en el auto y pidió para cambiarse de ropa. Dejó el auto allí y tomó una motocicleta para retirarse. De noche visitó a otro amigo y subió varias fotografías a su historia de Instagram, que luego borró. 

Al ser detenido, admitió que había matado a su abuela porque ella no quiso darle plata y dijo que actuó solo.

El sábado 18 fue imputado por la Justicia. La fiscal pidió imputarlo por “un delito de homicidio complejo muy especialmente agravado por haberse cometido para consumar otro delito y especialmente agravado por el parentesco y la premeditación, en régimen de reiteración real, con un delito hurto especialmente agravado”. La Justicia hizo lugar a la imputación y dispuso prisión preventiva por 180 días.

 

Comentarios

Espacio habilitado solo para suscriptores. Suscribite y viví la experiencia más completa de información.

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...