Cargando...
La pelota siempre al 5: así juega Wanderers

Fútbol > EL TAPADO DE LA FECHA

César Araújo: 20 años de puro profesionalismo y afán de superación

El volante de Wanderers César Araújo es uno de los mejores volantes centrales del fútbol uruguayo y de su mano el bohemio es líder del Clausura: creció en Marconi, tiene cinco hermanos y sorprende por su gran profesionalismo 

Tiempo de lectura: -'

28 de septiembre de 2021 a las 05:02

Maximiliano jugó en la selección y emigró a Puebla. Rodrigo tiene 17 y está fichado en Bella Vista. Lautaro tiene 7 y juega al baby en Marconi FC. Y César, que en abril recién cumplió los 20, es el que maneja el fútbol del líder del Torneo Clausura, Wanderers. En la casa de los Araújo, el fútbol es juego, ambición, oportunidad, progresión y dedicación. Salir adelante en la vida. Así lo vive, días tras día, el número 5 del bohemio

Creció en el barrio Cerrito de la Victoria, hizo el baby en Marconi FC con muchos amigos del barrio que hasta el día de hoy son sus compañeros en Wanderers, mira mucho fútbol, admira a Federico Valverde, Toni Kroos y Rodrigo Bentancur y con Daniel Carreño busca agregarle más valencias a su juego. 

César Araújo llegó a la captación del bohemio de la mano de Santiago Charoná. Cuando estaba en Séptima, Boris Acuña lo apodó como "Cachete", como lo conocen en el club. 

Álvaro Almada, su entrenador de baby fútbol y Carolina, su esposa, lo ayudaron mucho en su crecimiento. "Tengo una gran relación con Álvaro que ahora es el presidente del club", dijo a Referí. Su madre, Virginia, fue una leona que sacó sola adelante a sus seis hijos, ya que los cuatro futbolistas también tienen además dos hermanas. 

Sus representantes le pagaron nutricionista y todos los días, después de cada entrenamiento, se queda a hacer gimnasio para mejorar físicamente.

Contra Plaza en el Viera, la zurda también se usa

En 2018, en sub 17, y 2018, su primer año de Cuarta, su entrenador fue Diego Franco, actual ayudante técnico de Román Cuello en Montevideo City Torque. 

"Sus características más fáciles de distinguir pasaban por lo técnico y por lo físico; un despliegue brutal y una capacidad para pasar y controlar que se ve poco a esa edad. Otro aspecto fue su mentalidad, siempre con la cabeza en mejorar y hacer mejor a sus compañeros. Pero lo que más me llamaba la atención era su facilidad para entender el juego y encontrar soluciones a las situaciones de manera lógica. Se preocupaba por tener claro el modelo y porque el equipo funcionara bien tanto en los entrenamientos como en los partidos.  
Fue mejorando en todo junto a sus compañeros, que también lo hacían mejor a él. La 2001 fue una generación brutal de Wanderers de la que espero puedan disfrutar los hinchas. Por suerte algunos de ellos, además de César, ya están allí y otros aparecerán muy pronto", dijo Franco a Referí.  

Su constante evolución en las formativas del club lo llevaron, con 18 años, a debutar en el primer equipo de Wanderers contra Corinthians, el 1º de agosto de 2019, por la Copa Sudamericana. 

Desde entonces, acumula 51 partidos en el bohemio con cuatro asistencias. Con tan pocos años, es el dueño de la pelotita del equipo que lidera el Clausura con tres partidos jugados y ganados. El próximo domingo enfrentarán al escolta Peñarol en lo que promete ser un partidazo. 

"Una racha como la que estamos viviendo nos cambia la semana, nos da confianza y la confianza es todo. Además, los compañeros me dan esa tranquilidad de poder jugar tranquilo para demostrar lo que puedo aportarle al equipo", dijo a Referí.

Cabecita levantada siempre, para leer el juego

"Vamos partido a partido, necesitamos seguir trabajando día a día, siempre es lindo trabajar para mejorar y corregir se hace más fácil ganando", agregó. 

El volante también reveló que con Daniel Carreño está agregándole nuevas valencias a su estilo de juego: "Daniel me pide que juegue rápido, que esté siempre en línea de pase a los compañeros y ahora le estoy agregando llegar al área, más ida y vuelta. Con el cuerpo técnico siempre hablamos de los partidos y tratamos de agregarle cosas a mi juego para ser un jugador más completo".

Uno de los referentes del plantel bohemio, Diego Riolfo, vaticinó que Araújo tiene un futuro enorme: "Hay jugadores que resuenan en el ambiente, por el nivel que muestran el fin de semana, pero puede ser que dentro de un plantel no se destaque tanto en los entrenamientos. Con Cachete nos pasa que hablamos mucho con los referentes del plantel del grado de profesionalismo que tiene a pesar de su corta edad: es el primero en llegar al gimnasio en la mañana, termina el entrenamiento y se va al gimnasio a estirar o a hacer ejercicios de estructura", dijo a Referí.

"Tiene muy claro el objetivo de poder crecer en su carrera, de poder avanzar, jugar en la selección uruguaya. Tiene una madurez que no es normal en un jugador tan joven. Adentro de la cancha parece alto y de marca, pero tiene muy buena técnica y juego asociado. Es muy vertical para romper líneas. Ahora que está jugando como volante mixto nos da alternativas para salir jugando y también para llegar de atrás, eso lo hace un jugador muy completo. Le tengo mucho aprecio como compañero, lo veo como un jugador con mucha proyección por la parte mental y el profesionalismo que tiene para cuidar la parte física, los detalles del entrenamiento y también del relacionamiento con los compañeros, más allá de las condiciones técnicas que todo el mundo las está viendo los fines de semana", dijo el volante ofensivo, uno de los referentes del líder del Clausura. 

Franco, por su parte, siguió su evolución en Primera División: "Sumó bastante a su juego, sobre todo en el apartado defensivo. Siempre fue un muy buen jugador tanto en ataque como en defensa, pero noté un paso al frente notorio a la hora de recuperar balones, no solo gracias a su entendimiento del juego, sino también en duelos defensivos, que era donde tenía más margen de mejora, a mi entender. En ataque está muy bien con un piso muy alto, algo que siempre ha mostrado: calidad en las conducciones, en la protección del balón, en el pase y en el armado del juego a partir de la facilidad que tiene para identificar las ventajas". 

Ya jugó una Sudamericana y una Libertadores

"Su rol y responsabilidades han ido aumentando con el paso del tiempo, al igual que su importancia en el equipo y eso es algo que él asume con mucha naturalidad para la edad que tiene. Su techo aún está muy lejos", agregó. 

"Con César teníamos una relación muy cercana. Hablábamos mucho sobre el juego, por su interés, pero también de otros temas. Es una persona, un chiquilín, que siempre te está enseñando, aunque no quiera hacerlo o ni siquiera se dé cuenta. En mis cuatro años como entrenador he aprendido de casi todos los jugadores con los que he trabajado, pero César ha sido de los que más me ha enseñado. Sobre cómo sobrellevar y superar adversidades, sobre cómo luchar por los sueños, sobre dedicación, compromiso, carácter y sobre el juego; me ofreció soluciones que yo nunca había ni imaginado", concluyó Franco.

Porque como suele decirse, no es solo fútbol. El humilde botija surgido en el Marconi FC, ahora la rompe en la Primera de Wanderers sin ponerle límites a sus ganas de superarse. 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

Espacio habilitado solo para suscriptores. Suscribite y viví la experiencia más completa de información.

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...