Polideportivo > ATLETISMO

El oro, el tendón y el perfume de Emiliano Lasa

La vida del saltador uruguayo tras consagrarse en los Odesur de Cochabamba con récord

Tiempo de lectura: -'

02 de agosto de 2018 a las 05:00

Emiliano Lasa sigue lo más campante en San Pablo. Cerquita de la pista donde entrena con el brasileño Nelio Moura y siempre con un objetivo entre ceja y ceja. Esta vez el Campeonato Iberoamericano de atletismo que comenzará el 24 de este mes en la ciudad peruana de Trujillo.

Ahí defenderá la medalla de oro ganada en Río 2016, poco antes de los Juegos Olímpicos, donde fue campeón del salto largo con una marca de 8,01 metros.

Confía en llegar y en poder competir en las mejores condiciones físicas posibles.

Es que después de los Juegos Odesur disputados en Cochabamba se fue para Europa y se lesionó.

Llegó a Madrid y disputó el tradicional Meeting de Cáceres que este año se llevó a cabo en Plasencia. Ganó con un magro registro de 7,48 metros realizando solo cinco saltos.

Fue como un apronte para trasladarse a Suiza a una competencia de mayor nivel. Pero ahí se lesionó el tendón de aquiles en el calentamiento y se quedó con las ganas de saltar.

Volvió a Madrid para tratarse la lesión. ¿Cómo hace un uruguayo solo en España para lograr atención médica? Lasa tiene un largo recorrido en el atletismo de elite y ya es una cara conocida.

"Me encontré con un fisioterapeuta brasileño que estaba con un grupo de atletas. Después, cuando se fue, apareció un fisioterapeuta argentino que también conozco. Además, me dieron una mano un fisio y un médico del centro de alto rendimiento de Madrid. Estaría bueno que me pueda acompañar un uruguayo alguna vez", dijo a Referí a las risas.

Tras retornar a Brasil, comenzó un tratamiento de recuperación: "Ahora estoy mejorando, me hice exámanes y era solo inflamación lo que tenía".

"Todavía no estoy 100% recuperado pero ya estoy saltando. Hago fisioterapia en la zona para que baje la inflamación y también ejercicios para fortalecer el tendón de aquiles", explicó.

La inesperada molestia física le impidió volver a Rabat para competir y también quedaron en el aire varias posibles invitaciones a otros torneos de jerarquía.

Sin embargo, Lasa está tranquilo de que el principal objetivo del año está en su repisa y tiene color dorado.

Fue en los Odesur de Cochabamba donde no solo ganó la medalla de oro sino que también mejoró su récord nacional y batió el récord de la competencia que estaba en manos del panamaño Irving Saladino desde Santiago 2014 con una marca de 8,16 m.

Fue el 5 de junio pasado cuando ya la mayoría de los ojos y los oídos estaban más pendientes del arranque del Mundial de Rusia 2018.

El atleta de 28 años saltó en 8,26 m mejorando el 8,19 m que tenía desde febrero de 2017 en una prueba donde también llegó a saltar en 8,24 m. Dos brasileños lo acompañaron en el podio con saltos también por encima de los ocho metros.

La altura ayuda a los saltadores y a los velocistas. "Te favorece en la carrera y también en el salto, pero las condiciones son iguales para todos. Pasar los 8,20 y ganar el oro era mi gran objetivo y por suerte lo pude cumplir", dijo Lasa que nunca parece transmitir sus emociones al hablar de sus logros. Y eso que sus logros han sido enormes en los últimos siete años.

"Venía de poca competencia en el año porque el posterior que me estaba molestando; no había poder saltar bien durante la temporada, pero me sentía bien y sabía que se podía dar una buena marca", expresó.

Saladino lo felicitó a través de sus redes sociales. El oro olímpico en Beijing 2008 fue quien le ganó a Lasa el oro en los Odesur de Santiago 2014 donde el uruguayo fue plata con 7,94 m, marca con la que superó en cuatro centímetros su récord nacional. Sí, mire por donde se mire, este hombre ha progresado siempre.

"Había bastante gente, muchos deportistas uruguayos de los que ya conocía a gente de otras selecciones y también pude conocer gente nueva. El problema es que el atletismo siempre es sobre el final y antes de competir uno siempre está enfocado entrenando. Después de la competencia pude ver al hockey sobre césped femenino y al fútbol masculino que ganaron medalla de plata", contó.

Poco después a Lasa se lo pudo ver como una de las caras del perfume Armani Uruguay. "Me llamó una agencia y participé en la campaña junto a Tonga Reyno, el Loco Abreu y algunos artistas", reveló.

Ahora se enfoca en cerrar el año en el Iberoamericano. Pero sabe que debe terminar sano porque el 2019 es muy importante: Sudamericano, Juegos Panamericanos en Lima y Mundial en Doha. Y además se abrirá la clasificación para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 que será por ranking. A saltar se ha dicho.


REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...