Espectáculos y Cultura > The Crown

El romance de Carlos y Camila llega a The Crown

La tercera temporada de la serie, que ilustra el reinado de la reina Isabel II de Inglaterra, retrata al príncipe en los años juventud

Tiempo de lectura: -'

23 de octubre de 2018 a las 15:53

The Crown –la serie de Netflix que retrata la historia del reinado de la reina Isabel II del Reino Unido– redobla las apuestas y vuelve con con una nueva batería actores y así seguir avanzando en la madurez de sus protagonistas. Desde octubre de 2017 –cuando se confirmó la continuación de esta producción audiovisual– salen a la luz nuevos detalles de lo que vendrá. 

El rodaje de la tercera temporada (que aún no tiene fecha de estreno, pero será en el correr de 2019) de The Crown comenzó a mediados de este año y gracias a las distintas imágenes que han circulado cada vez se conocen más detalles. Una de las últimas que apareció es la recreación de la imagen icónica que sacó a relucir en su momento que el príncipe Carlos y Camila Rosemary Shand –su actual esposa– tenían una relación afectiva juntos pese a tener otras parejas formales.

La foto que se hizo pública en 1975 mostraba a los dos jóvenes semiocultos atrás de un árbol durante un partido de polo en Cirencester Park; él con remera deportiva y ella con jeans y una remera roja.

Tras estar juntos un tiempo, se casaron y tuvieron hijos (en los ochenta) con otras personas. En 1995 la actual duquesa de Cornualles se divorció de su primer marido, Andrew Parker Bowles; y en 1996 el hijo de la reina Isabel II se divorció de la princesa Diana de Gales. Luego de mantener la relación durante varios años, finalmente, se casaron en 2005. En esta parte de la serie, Carlos será representado en su juventud, a finales de la década de 1970 y comienzos de 1980.

La relación del príncipe y la duquesa comenzó en 1971 pero, en 1973, cuando Carlos se embarcó en la Marina Real el vínculo se cortó; entre los tantos motivos estaba que los miembros de la famila Windsor se oponían a la relación porque Camila era católica y ellos eran anglicanos. Ese rechazo empujó a que ella avanzara en su noviazgo con Parker Bowles con quien contrajo matrimonio en 1973.

La boda de Camila, lejos de separarla de Carlos la unió más él, a tal punto que el príncipe fue padrino de Thomas Parker Bowles, el primero de sus hijos.

Entre los rumores que circularon por los años ochenta y la vorágine de los paparazzis siguiéndolos constantemente –sobre todo a ella–, los distintos medios británicos hacían alusión a que Camila y Carlos eran amantes. Una historia sin confirmar pero que con el tiempo encontró su desenlace en los hechos: ambos se divorciaron de sus respectivas parejas y a los años unieron en matrimonio.

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...