21 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,25 Venta 39,75
17 de diciembre 2023 - 9:11hs

¿Alguna vez te preguntaste por qué tu perro se emociona tanto al escuchar ciertas palabras? Resulta que esas expresiones desencadenan en ellos una explosión de emoción y entusiasmo, y no es simplemente casualidad. La conexión entre el lenguaje y las emociones en los perros es un testimonio de su sorprendente capacidad para comprender y responder a las señales verbales de sus dueños.

Cuando pronuncias esas palabras específicas que a tu perro le encanta escuchar, es como si activaras un interruptor de emoción en su mente peluda. La anticipación de algo positivo, ya sea un paseo, jugar con su juguete favorito o recibir una deliciosa golosina, desata en ellos una excitación contagiosa, creando momentos llenos de alegría y estrechando los vínculos entre humanos y caninos.

Investigación reveladora

Un estudio realizado por el sitio de ventas en línea OnBuy arrojó luz sobre cuáles son esas palabras mágicas que más emocionan a los peludos amigos de cuatro patas. Entrevistaron a 4.389 dueños de mascotas en el Reino Unido para descubrir las palabras a las que más reaccionan sus perros y luego trabajaron con 60 perros de distintas razas y tamaños, monitoreando su frecuencia cardíaca después de pronunciar las palabras clave.

Más noticias

Las palabras ganadoras

Después de analizar los resultados, OnBuy identificó once palabras que más aumentan el pulso cardíaco de los perros:

  1. "Salir de paseo": Esta frase se llevó la corona, aumentando los latidos por minuto a 156.
  2. "Cena/comida/comer": Cualquiera de estas palabras provoca un aumento de 152 latidos por minuto.
  3. "Premio/premios": Obtuvo 151 latidos por minuto.
  4. "Ve por él": Aumentó la pulsación a 150 latidos por minuto.
  5. "Búscalo": Consiguió 147 latidos por minuto.
  6. "Juguete" o "consigue tu juguete": Recibió 144 latidos por minuto.
  7. "Buen chico/a": Logró obtener 139 latidos por minuto.
  8. "¿Qué es eso?": Alcanzó los 135 latidos por minuto.
  9. Mencionar su nombre: Llamar a la mascota por su nombre logró tener 128 latidos por minuto.
  10. "Encuéntralo": Aumentó a 124 latidos por minuto.
  11. "Galleta": Obtuvo 119 latidos por minuto.
Temas:

Perros

Seguí leyendo

Te Puede Interesar