16 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,60 Venta 40,00
26 de junio 2019 - 13:08hs

El general retirado Guido Manini Ríos declaró durante más de dos horas ante el fiscal de Flagrancia, Rodrigo Morosoli, que investiga si hubo delito en la demora de los jerarcas a la hora de elevar a la Justicia las actas del expediente del Tribunal de Honor con la confesión del represor José Nino Gavazzo de haber tirado el cuerpo del tupamaro Roberto Gomensoro al río Negro, en 1973. En una breve declaración ante la prensa a la salida, en la que no respondió preguntas, Manini Ríos acusó a Morosoli de tener una "clara intencionalidad política" y dijo que el caso era un "circo mediático".

"Se me cita cuatro días antes de unas elecciones internas en un tema que lleva varios meses y que podría haber sido en cualquier otro momento la citación, lo cual demuestra la clara intencionalidad política de este circo mediático que han armado desde hace dos meses", aseguró el excomandante del Ejército.

Fuentes de la Fiscalía señalaron que el precandidato de Cabildo Abierto es el más comprometido en la línea de la investigación de Morosoli, en un caso en el que ya han declarado semanas atrás  el presidente de la República, Tabaré Vázquez, el secretario de Presidencia, Miguel Ángel Toma, y los tres generales que integraron el Tribunal de Honor que juzgó la conducta de Gavazzo: Gustavo Fajardo, José González y Alfredo Erramún.

Más noticias

En la primera comparecencia ante el fiscal Morosoli, Manini Ríos repitió lo mismo que ha venido diciendo ante la opinión pública y es que él y los integrantes de los Tribunales de Honor hicieron lo que debían, de acuerdo a la versión que dio a la prensa.

Los generales, que ya declararon ante el fiscal, han declarado que le avisaron a Manini Ríos y que él les ordenó que siguieran porque consideró que las revelaciones eran una maniobra de los militares retirados para dilatar los juzgamientos. "Todos los demás detalles no los voy a decir porque están en manos de la Fiscalía y no corresponde que los haga públicos", señaló el precandidato.

Según supo El Observador, en los últimos días también declararon ante el fiscal la secretaría del anterior ministro de Defensa, Jorge Menéndez, quien murió el 11 de abril. El presidente Vázquez había decidido cesarlo junto con el entonces subsecretario de su cartera, Daniel Montiel y los seis militares integrantes de los tribunales –el de Honor y el de Alzada, que confirmó el fallo del primero–, al otro día de conocerse el escándalo de las confesiones en una publicación de El Observador.

La Fiscalía intervino en el tema por decisión del fiscal de Corte, Jorge Díaz, quien adjudicó a la fiscalía que por competencia y turno le correspondiera asumir la investigación, y así fue como el caso cayó en manos de Morosoli

Manini Ríos fue cesado por el mandatario el 12 de marzo, luego de que elevara, junto con el expediente de Gavazzo, duras críticas contra el Poder Judicial por los fallos en casos de violaciones a los derechos humanos cometidos por militares en la última dictadura militar.

La defensa de los tres generales del Tribunal de Honor, representados por los abogados penalistas Gustavo Bordes y Gastón Chaves, se basa en que ellos siguieron el protocolo y comunicaron la confesión de Gavazzo al entonces comandante en jefe del Ejército.

Temas:

Guido Manini Ríos

Seguí leyendo

Te Puede Interesar