21 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,05 Venta 39,45
4 de octubre 2023 - 18:31hs

Rusia informó que su defensa aérea derribó al menos 31 drones ucranianos durante un ataque nocturno múltiple en regiones fronterizas, una de las mayores incursiones desde que comenzó la guerra en febrero del año pasado. Al mismo tiempo crece la incertidumbre en Ucrania sobre la continuidad de la provisión de armas y municiones para su esfuerzo bélico por parte de Occidente.

Ucrania sigue adelante con la lenta contraofensiva que lanzó hace tres meses para expulsar a los invasores rusos, pero recientes declaraciones del almirante Rob Bauer, jefe del Comité militar de la OTAN hicieron sonar la alarma entre los altos mandos del ejército ucraniano.

“Ahora es visible el fondo del barril”, dijo Bauer sobre el aprovisionamiento de los sistemas de armas y municiones.

Más noticias

Dado que es probable que la guerra de desgaste continúe durante el invierno hasta el próximo año, Bauer instó a la industria de defensa a impulsar la producción. “Debemos tener un ritmo mucho más alto, ya que necesitamos grandes volúmenes”, dijo en el Foro de Seguridad de Varsovia, una conferencia anual de dos días que continuó el miércoles.

Las preocupaciones sobre el reabastecimiento de las fuerzas armadas de Ucrania se profundizaron en medio de la agitación política en Estados Unidos y la destitución sin precedentes este martes del presidente de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy.

Estados Unidos es el mayor proveedor militar de Ucrania, pero una facción de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes y muchos votantes republicanos se oponen a enviar más ayuda militar a Ucrania.

El Pentágono advirtió al Congreso que se está quedando sin dinero para reemplazar las armas que Estados Unidos envió a Ucrania.

Mykhailo Podolyak, asesor del presidente ucraniano Volodímir Zelensky, cuestionó públicamente los motivos de lo que llamó “élites conservadoras occidentales”.

“¿Por qué estás tan insistentemente en contra de destruir al ejército ruso, lo cual fue aterrador?”, escribió en su cuenta de la red social X, antes Twitter.

Las preocupaciones sobre la financiación llevaron al presidente de Estados Unidos Joe Biden a mantener una llamada telefónica el martes con aliados clave en Europa, así como con los líderes de Canadá y Japón, para coordinar el apoyo a Ucrania.

Mientras tanto, el miércoles, las sirenas sonaron en toda Rusia y las estaciones de televisión interrumpieron brevemente las transmisiones regulares para transmitir advertencias de emergencia como parte de simulacros a nivel nacional para probar la preparación de las agencias de emergencia del país.

Los medios rusos dijeron que los ejercicios, que comenzaron el día anterior, preveían el creciente peligro de un conflicto entre potencias nucleares. El objetivo del ejercicio era simular una situación en la que el 70% de las viviendas y toda la infraestructura vital están destruidas y amplias zonas están contaminadas por lluvia radiactiva.

Los ejercicios siguen a una serie de advertencias de funcionarios rusos de que el apoyo occidental a Ucrania aumentó la amenaza de un conflicto militar directo entre Rusia y la OTAN.

 

(Con información de agencias)

Temas:

Ucrania

Seguí leyendo

Te Puede Interesar