Agro > ECOS DE LA EXPOACTIVA

"Para Grupo Erro aportarle al productor tecnología que baje los costos es un mandato"

Ramón Erro, director en Grupo Erro y director ejecutivo de Corporación de Maquinaria, apuesta a mirar a mediano y largo plazo

Tiempo de lectura: -'

16 de marzo de 2018 a las 05:00

Por Juan Samuelle, enviado a Soriano

Integra un grupo empresarial que, en 1992, estuvo entre los fundadores de la Expoactiva, ¿cómo aprecia a la exposición de la Asociación Rural de Soriano?
Está bien consolidada, eso nos da mucha alegría, nos sentimos parte de esta herramienta, hay que felicitar a la gente que la hizo crecer en todos estos años. Es una muestra que está en el corazón agrícola del país, con todas las innovaciones y siempre con el foco puesto en un futuro mejor. Su utilidad está intacta y más allá de las innovaciones, también como punto de encuentro para proveedores de tecnología, productores, bancos e integrantes del sector político, es un sitio en el que confluyen todos los actores vinculados al sector y que permite tomar en forma adecuada la temperatura que hay en esta actividad tan importante para el país y su gente.

Grupo Erro aporta desde hace varios años en el predio de la Expoactiva y en la jornada Erro DonMarioMas Corporación Te Activa, en el campo Media Lucha, que integra el calendario oficial de la Expoactiva.
Es así, eso implica un esfuerzo muy importante, pero creemos que es un aporte que debemos hacer. Somos un grupo de empresas de proponer, de innovar y la investigación que se hace, por parte de nuestros proveedores y de parte nuestra, hay que levantarla, difundirla. En unas horas en la jornada y en cuatro días en la Expoactiva uno exhibe lo que generó durante todo un año y eso entendemos que aporta para mejorar en los temas en los que hacemos foco, como la producción y la sustentabilidad.

¿En qué medida accionan por demandas tecnológicas de los productores o en base a lo que ustedes y sus proveedores de tecnología van generando?
Nos gusta ir un paso adelante, generando las respuestas antes que surjan las necesidades, pero por supuesto que en el día a día con el productor recibimos sugerencias que consideramos. En la jornada que hicimos este año en Media Lucha, entre otras cosas, se pudo ver un claro trabajo de grupo para una solución eficiente cuando se presentó una plantadora Great Plains, combinada con un tractor New Holland, realizando fertilización líquida. Barraca Erro aporta el fósforo líquido y Corporación de Maquinaria los equipos para la aplicación. Eso es típico de la sinergia en la interna del grupo para brindar tecnologías de última generación.

Más allá del valor del aumento de la productividad y de tener en cuenta la sustentabilidad, otro factor muy en cuenta hoy es el aporte a una disminución en los costos productivos.
Por supuesto, es uno de nuestros leitmotiv, hoy para el Grupo Erro aportarle al productor tecnología que baje los costos es un mandato. El productor hay muchos costos que no maneja, que no dependen de su deseo, lamentablemente, pero hay otros en los que nosotros podemos darle una mano y en cada nuevo material que se les brinda en semillas o en maquinaria y herramientas eso está presente.

¿Cómo ve al productor y cómo ve al sector de los agronegocios?
En algún momento, en estos años que pasaron, los fondos especulativos se metieron en este negocio de la producción y lo que parecía algo positivo terminó siendo negativo. Esos actores inflacionaron el negocio, hicieron crecer los costos y esos costos deben regresar a niveles objetivos. Al mismo tiempo, los costos propios en este país, lo vemos en la vida diaria, están fuera de sintonía y es necesario que también se vayan adecuando. El tema costos es el principal problema, el principal problema no está en los precios finales que se obtienen por los productos. En la agricultura hay una infraestructura actualizada recientemente, que es sana, con tecnología de avanzada. Además, lo que se produce tiene colocación, hay demanda por todo eso en un tema que no es menor, lo que se produce se vende, el año pasado hubo una cosecha récord de soja y se colocó todo. Además, en muchos de los rubros hay posibilidades de tomar coberturas de precio, lo cual le quita riesgo al negocio. Pero hay que aprender de la historia. En 1999/2000 hubo una sequía de agosto a marzo y hubo heladas tardías, los trigos rindieron un 50% menos, los maíces casi desaparecieron y el girasol que era un cultivo importante en el verano no se pudo plantar. Cada año Uruguay exportaba 100 mil toneladas de girasol y solo Erro pudo exportar 4.000 toneladas por barcazas desde Dolores. Hubo un quiebre productivo. Luego se incorporó la siembra directa y la soja, en 2001 desde Erro exportamos las primeras 14 mil toneladas que exportó el país y en maquinaria empezamos a tomar tecnologías para una etapa de gran crecimiento. Muchos uruguayos empujaron el negocio, llegaron argentinos que sumaron y desde más lejos los fondos especulativos que fueron parte del proceso. Hoy muchos actores externos se han ido y quedamos los autóctonos, pero muchos han quedado por el camino pese a sus ganas de seguir y los que quedan algunos tienen riesgos importantes y otros salen adelanta en base a un esfuerzo enorme. Entre todos, ahora que hay una nueva crisis por lo climático, por la sequía, debemos cuidar a los que quedan, que son un activo a proteger y en ese sentido hay que levantar la vista, mirar a mediano plazo, todos. En algunos días habrá que cosechar, empezar a plantar lo de invierno, el ganadero y el lechero tendrán que hacer sus manejos para recomponer las cajas... tenemos que estar preocupados, pero sobre todo ocupados porque esto sigue. Al productor lo veo preocupado, asumiendo la realidad y lo quiero ver con las ganas renovadas como suele suceder, pese a los problemas. En nuestro grupo queremos ser siempre parte del equipo que comanda la visión de salida en los momentos adversos. Es fundamental para el país que los productores no bajen los brazos. Esta sequía, lamentablemente, le mostrará a muchos el verdadero valor del agro porque estas crisis la paga toda la sociedad, porque le va a quitar mucho dinero a la economía del país.

La ficha

  • Datos: Nació el 27 de agosto de 1960, en Dolores, donde reside. Tiene cuatro hijos: Juan José, Juan Manuel, Juan Ignacio y María Isabel.
  • Responsabilidades: Preside el movimiento Reconstruyamos Dolores e integra el consejo directivo del Colegio San Salvador, en Dolores.
  • Fútbol y pasatiempos: Es hincha de la selección uruguaya y le gusta cualquier actividad al aire libre y en contacto con la naturaleza.


Comentarios