21 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,05 Venta 39,45
27 de septiembre 2018 - 5:00hs


El mate, que contó con el apoyo y la validación de la red temática de emprendedurismo de Udelar (Emprenur), “fue un boom”, dijo Pereira, cuando se conoció su innovador funcionamiento en 2015.


Hoy, casi tres años después y luego de haber presentado su proyecto en el “Elevator Day” de Santander a fines de agosto,  Pereira le cuenta a Café y Negocios cuál es la situación del producto que tiene como objetivo principal cuidar el bolsillo de los amantes de esta infusión.

Más noticias


Luego de haber determinado el prototipo y modelo de negocio de la mano de Emprenur, acudió a la Agencia Nacional de Investigación e Innovación (ANII), organización que lo apoyó mediante un instrumento para emprendedores innovadores.


“Hicimos un testeo apoyado por la ANII y ahora estamos buscando inversores para industrializar el producto” contó. La prueba consistió en presentar a mate koKKo en diferentes puntos como oficinas administrativas o clubes deportivos. Logró vender varias unidades. Además,  obtuvo un feedback claro sobre el nicho de mercado.


También, detectó durante el proceso que la fabricación artesanal significaba un atraso dada la alta demanda: “con mi tutor decidimos congelar la empresa y buscar otra inyección económica para industrializar el producto, fabricarlo en plástico y sacarlo a gran escala”. 
Con la industrialización del mate y el cambio a plástico el precio estimado sería de $750.


¿Cómo funciona?


Se trata de un mate que tiene como objetivo principal el ahorro de yerba. Al estar dividido en cuatro sectores se puede utilizar un sector a la vez cambiando la bombilla. En un mate tradicional es frecuente desperdiciar grandes cantidades de yerba ya que al cebar se humedece en su totalidad.  Con el nuevo sistema de mate koKKo se puede conservar sectores de yerba seca y volver a tomar mate sin necesidad de rearmarlo.

Pereira garantiza que “es una excelente opción para quienes toman mate todo el día ya que permite gastar menos dinero al conservar la yerba no utilizada”. Aseguró que se mantendrá firme en la espera de un inversor:  “hace años que estoy perseverando y no me he rendido”. l

Temas:

Mate koKKo emprendimiendo EMPRENUR Mate Café y Negocios

Seguí leyendo

Te Puede Interesar