Fútbol > ENTREVISTA

Carrasco: "Olfateo cuando las cosas te llevan a hacer la planchita"

El técnico de Fénix habló del incidente con Martín González, lo que sucedió en el Tróccoli y del momento de su equipo, que esta a tres puntos en la Anual

Tiempo de lectura: -'

26 de agosto de 2019 a las 17:11

Juan Ramón Carrasco saluda y anticipa. Como en su etapa de jugador. “Acá estoy ya preparando lo que viene. Los muchachos tienen libre pero yo no descanso. Miro fútbol, repaso el partido. Porque de alguna manera te tendrás que preguntar por qué seguimos ahí arriba (Fénix está a tres puntos del líder de la Tabla Anual)”.

Carrasco lleva la charla al plano futbolístico. Lejos de la polémica que lo tuvo como protagonista el fin de semana donde mantuvo un entredicho con un jugador de Cerro, Martín González, que derivó en su expulsión.

Y la charla arranca enfocada en el fútbol.

¿Y qué hace con el partido, tiene gente que lo graba, lo pide?

Nosotros ahora trabajamos con la empresa que trabaja con la selección y me pasan los partidos. Las jugadas de ataque a favor y en contra, lo individual y analizo detalles de lo que veo en el partido. Por ejemplo, uno que era el segundo gol -que nadie te lo va a decir y pasa inadvertido-, que fue una jugada del pibe (Kevin) Alaniz que tiene 16 años, que es flor de jugador, y tiene una jugada que nos íbamos tres contra uno y engancha dos veces cuando era un solo enganche y pasarla. Pero se puso el balde, y me lo dijo. Eso me lo hace en un entrenamiento y lo corrijo. No quiero que hagan una moña de más, hay momentos y lugares para la moña de más. Hay que ser efectivo.

¿Y qué más visualiza en los videos?

En defensa, cuando no salen a quebrar. Y estoy con eso de salir a quebrar y no esperar el centro, que el golero tenga más espacio en el área para salir si el centro es anunciado y salir rápido para agarrar mal parado al rival. Para tener un equipo competitivo y aspirar a cosas importantes tenés que estar en el detalle, exigir, enojarte, hablar. No es fácil. Es la manera de ser competitivo. Sino solo tienen cabeza cuando estamos por el descenso, ahí como están con la cuerda al cuello y como han convivido con eso, lo tienen entrenando. Pero no vienen entrenado para convivir con el éxito arriba, se descansan y pierden. Perdemos partidos que son ganables y la preocupación tendría que ser volver al camino. Porque si miran la tabla estamos todavía en zona de clasificación a las copas internacionales, lejos de lo que Fénix es, que siempre pelea el descenso. Y olfateo cuando las cosas te llevan a hacer la planchita.

¿Cuántos jugadores perdió Fénix entre el Apertura y el Intermedio?

No soy de las estadísticas ni cuántos puntos tengo que hacer; yo soy de la semana. Me parece que me hace bien porque me mantiene activo. Miro qué pasó y preparo lo que viene. Quién está apto y quién está para jugar. Me hacen bromas con el tema de los años, cuántos años cumplo, y les digo que no sé. No sé cuantos cumplo. Las mellizas sí, porque tienen 14 y el año que viene van a cumplir 15 ¡y sabés la que se me viene! Después que pasen los 15 no sé más la edad de ellas. Vos me ves a mí y decís 'este loco está para jugar'. Es una forma de vida que llevo a la práctica. Mal no me hace.

Pero su equipo perdió una columna importante con las bajas de Abascal, Leo Fernández y Mathías Acuña.

Sé que perdí. No te olvides de Brian Olivera, que para mí es tremendo jugador. Compite en Liverpool con tremendos nenes. Armando Méndez,  Abascal, Acuña, Leo, (Diego) Barboza, Chiquito (Santiago) Fosgt. Todos los centrales, me quedaba solo Abascal y se lo llevaron. A eso sumen las lesiones. Y vas remendando. Cuando vuelva (Maximiliano) Cantera es titular, es como el Cebolla (Rodríguez) en Peñarol estando físicamente bien. Hace más de un mes y medio que se lesionó, y le falta.

Hay un tema que quedó colgado en medio de los dos torneos. ¿Qué pasó con Mathías Acuña? ¿Por qué se fue de Fénix a Liverpool?

Lo de Mathías es un tema simple, que por supuesto es económico. Siempre tuvo la aspiración de mejorar no tanto en lo deportivo sino en lo económico. Le da mucha prioridad, que no quiere decir que los otros jugadores no, pero los otros tienen el objetivo deportivo. Ello va de la mano en el partido a partido en el objetivo del club. A raíz de eso persiguen la gloria y después de la gloria saben que llega lo económico. Mathías va más adelantado en lo económico que en la gloria. Es muy del día a día. Para mí no es bueno para la carrera. Mentalmente Mathías es muy fuerte y físicamente igual. Si no tuviera eso sería más jugador, más efectivo, para mí, repito. Todo eso lo abruma, lo fastidia, cuando se dan retrasos de un mes (en los salarios) o no hace goles en un partido o lo cambiás, entonces no tiene la paciencia de la mayoría de los jugadores. No es que sea mal compañero, quiere jugar y tuvo esa posibilidad de Liverpool la consideró y se fue.

(Y antes de la próxima pregunta, Carrasco vuelve a anticipar y sale a aclarar una situación con Rodrigo Abascal)

Yo a nadie le saco la chance, mismo a Rodrigo Abascal que se filtró que yo me había molestado y se lo dije a él cuando expresó que 'Juan se molestó'. Le dije: 'A mí no me molestó que te fueras, lo que me molestó fue la forma'. Una semana antes de empezar el campeonato estábamos en Buenos Aires de pretemporada y de un día para el otro me dicen: 'Abascal se va a Peñarol'. Estamos todos locos. Hay confianza en la gente que lo maneja como para que me hicieran un aviso: 'Mirá Juan, tenemos tal posibilidad con Rodrigo para que vayas preparando algo', pero no pasó eso. Me molestó eso.

¿Qué pasó en el Tróccoli donde usted tuvo un cruce con el defensa de Cerro, Martín González?

Se puede contar todo. Yo estaba muy fastidiado con un hincha que se había metido con mi familia. En una jugada cerca de la línea le dije a un  jugador de mi equipo que se fuera y dije: ‘Salí, no le des bola a éste’, y Martín se enojó, me increpó y yo lo increpé.

Ahí el árbitro lo expulsó.

Me expulsa por un palpito, porque yo no hice nada. Se formó un entrevero, pero no pasó nada. Echó a Carrasco y quedó bárbaro, la típica. Yo no fui a agarrarlo ni él me agarró, no hubo golpes de nada. Se veía que vinieron los jugadores, palabras, vino con una roja, así no más. Me perjudicó a mí. Me echó por las dudas. Hay un cuento que está buenísimo. En Tacuarembó, era una final. Pasada la hora, córner y el juez, que no estaba en el área, cobra un penal. Todos los jugadores se le fueron arriba, a protestar, y el juez les dice: 'Me van a decir a que en esa montonera no hubo una patadita'. Bueno, esto es lo mismo.

¿Usted reconoció que se equivocó?

Claro, tengo que estar a años luz de tener un cruce con un rival de competencia. Si algo tengo es cariño y admiración hacia el jugador fuera de la camiseta que tenga. Tengo buena relación con la mayoría y tienen una alta consideración a lo que hago. Ya lo dije públicamente el equivocado soy yo. No tendría que haber pasado, nada más.

¿Vio las reacciones de la gente después?

Vi que hinchas cortaron el tejido y nada que ver. Terminó el partido con ellos atacando y nosotros defendiendo, no sé por qué se llegó al extremo que se llegó.

¿Los insultos al final iban dirigidos a usted?

Sería conmigo, pero nada que ver, lo mío con Martín González fue nada más que un momento de calentura que los jugadores vinieron a decirme: 'Andá para allá Juan', pero nada más. Se dan millones de veces esas cosas. Se llegó al extremo, pero no había pasado nada.

¿Supo lo que pasó después que los hinchas invadieron la cancha?

Me entero en mi casa. Mostraron las imágenes que habían roto eso y se quisieron meter para el vestuario. No daba. En el partido no hubo patadas ni nada.

¿Se enteró que el jugador de Cerro lo fue a buscar al Capurro?

Me dijeron a la noche que había ido, y que había tratado de bajar los decibeles.

¿Piensa llamarlo?

Pedí disculpas públicamente porque corresponde. No tengo problemas, si lo tengo que llamar, lo llamo. No quiero sacar chapa de guapo ni nada de esas cosas. Quiero que se me reconozca por lo que hago a través de los equipos, y no por este tipo de cosas.

¿Alguien le dijo de ponerle seguridad personal debido a lo que pasó?

No, que yo sepa no. Pero te vuelvo a decir. ¿En qué mundo vivimos? ¿Estamos en el lejano oeste?

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...