17 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,45 Venta 39,65
2 de diciembre 2022 - 5:03hs

Los excónsules uruguayos en Rusia, Fructuoso Pittaluga y Gustavo Piegas fueron citados por la fiscal que investiga el caso Astesiano, Gabriela Fossati. Ante dicho requerimiento, la cancillería decidió que Piegas viaje a Montevideo desde Washington, en donde estaba desempeñando funciones en la misión diplomática de Uruguay. 

Esta citación de la fiscal del caso se da luego que fuera imputado por fraude y suposición del estado civil otro exconsul en Rusia, Stefano Di Conza. Piegas asumió funciones en Moscú el 15 de febrero de 2019 y estuvo tres años en ese país hasta que fue trasladado a la capital de Estados Unidos. En tanto, Pittaluga se desempeñó como cónsul entre fines de 2010 y 2013.

Además de estos dos diplomáticos, la fiscalía ya informó a la cancillería que serán citados varios diplomáticos que estuvieron en Rusia durante la última década, entre ellos el embajador Aníbal Cabral, actual jefe de misión en México, y Enrique Genta Delgado, que actualmente está al frente de la Dirección General para Asuntos de Integración y Mercosur. Cabral estuvo en Moscú entre 2012 y 2015 mientras que Delgado lo hizo entre 2016 y 2020. 

Más noticias

Por el consulado en Moscú pasaban las partidas de nacimiento que eran adulteradas para que ciudadanos rusos lograran sacar pasaportes uruguayos. En esa investigación está imputado el exjefe de custodio presidencial, Alejandro Astesinao, y otras cinco personas, entre ellas Di Conza. 

De acuerdo al relato fiscal, en su tiempo en el consulado (2013 a 2018), Di Conza intervino en 77 expedientes. Los primeros años fueron pocos, pero incrementaron significativamente a partir de 2016. En audiencia, Fossati refirió a cinco de ellos donde detectó 11 inscripciones adulteradas. Según explicó, una vez que se documentaba —en forma legal— que un ciudadano ruso tenía derecho a un pasaporte uruguayo se desprendían varios trámites apócrifos.

La imputación del excónsul generó “preocupación" e “indignación” entre los funcionarios de Cancillería porque entienden que la interpretación de la fiscal sobre la función consular cambió un paradigma que dejó en situación de vulnerabilidad total a los funcionarios que cumplen dicha función. En este sentido, señalan que se siente "desprotegidos" y que lo que le sucedió a Di Conza perfectamente podría ocurrirle a cualquier otro. 

Los funcionarios del Servicio Exterior entienden que hasta ahora no hubo el debido "respaldo institucional" por parte de la cancillería tanto para explicarle a la ciudadanía algunos procedimientos vinculados con la labor consular y para moverse por la situación personal de Di Conza en prisión.

 

Temas:

Astesiano Excónsul Gustavo Piegas Gabriela Fossati

Seguí leyendo

Te Puede Interesar