CeRTI: facilitador de rampas digitales

Así es el proyecto de la IMM y la institución Creática para asesorar sobre tecnología accesible

Tiempo de lectura: -'

15 de octubre de 2017 a las 05:00

Las herramientas tecnológicas puedes convertirse en rampas digitales para aquellas personas que presentan algún tipo de discapacidad, ya sea intelectual, motriz, visual o de cualquier otro tipo.

Con esto en mente, la Secretaría de Accesibilidad para la Inclusión de la Intendencia Municipal de Montevideo y la Institución Educativa Creática, que trabaja para difundir herramientas técnicas y tecnológicas para las personas con riesgo de exclusión, desarrollaron en conjunto el proyecto CeRTI o Centro de Referencias en Tecnologías para la Inclusión.

¿Qué es CeRTI?

A través de distintas herramientas tecnológicas, el CeRTI busca potenciar el aprendizaje dentro de espacios educativos, en todos sus niveles y modalidades, así como también facilitar el desempeño en la vida cotidiana de las personas con discapacidad.

"Lo que nosotros hacemos es ver como la tecnología puede ayudar a las personas con discapacidad a vencer barreras y a desarrollar sus competencias," dijo Roxana Castellano, directora de Creática y una de las encargadas del proyecto CeRTI, en entrevista con Cromo.

Si bien Creática es una institución educativa privada, esta brinda sus servicios de forma gratuita en el marco del convenio con la IMM.

"Atendemos discapacidades de todo tipo y a toda edad. No importa la discapacidad, sino lo que puede hacer la tecnología para ayudar a cada persona", explicó Castellano.

Los servicios que ofrece el CeRTI incluyen asesoramiento a docentes, profesionales e instituciones educativas, orientando sobre propuestas y recursos específicos para apoyar a las personas con discapacidad a desarrollar sus competencias.

Su labor incluye informar sobre distintas herramientas tecnológicas tales como aplicaciones, recursos informáticos, mouse adaptados, teclados en pantalla, pulsadores, así como otros instrumentos que posibiliten el acceso a los dispositivos cuando existan limitaciones.

"Lo que nosotros hacemos es traer dispositivos y accesorios del exterior para nosotros, no las vendemos. Cuando son herramientas simples enseñamos a los padres a construirlas. En el caso de que quieran comprarlas, sugerimos lugares. Por ejemplo, en Argentina o en Estados Unidos", comentó Castellano.

En el caso de las apps y programas con los que trabaja CeRTI, se trata de recursos gratuitos que están a disposición de cualquier usuario en las tiendas de aplicaciones.

Los usuarios de las rampas

Gregorio Fernández tiene 69 años y perdió la vista progresivamente. Hoy se encuentra recibiendo asistencia de parte de CeRTI.

"Cuando yo veía, jamás tuve una máquina de escribir adelante porque mi vida siempre fue de obrero, nunca realicé trabajo administrativo. Yo no sabía dónde estaba la A en la máquina de escribir, y tuve que aprenderlo todo en el teclado, sin ver. Ahora ya escribo normalmente", dijo a Cromo.

Actualmente, Fernández recibe asesoramiento sobre cómo usar su teléfono celular.

Por su parte, Viviana de los Santos contó su experiencia con su hija Malena, de 4 años, quien tiene un retraso en su desarrollo motor y dificultades para comunicarse.

En el CeRTI y posteriormente en Creática la orientan sobre las diferentes opciones de hardware y de software para que pueda mejorar su comunicación.

A través de aplicaciones como Araboard y Let Me Talk, Malena ha logrado comunicarse a un nivel de detalle que le era hasta entonces imposible.

"Yo paso mucho tiempo con ella y para mí resulta bastante fácil entender lo que necesita. Pero está bueno que pueda tener estas herramienta alternativa para comunicarse con el resto del mundo", expresó de los Santos.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...