Contra viento y frío polar: el sol brilla en la Antártida

La Base Científica General Artigas será la primera en poseer energía 100% renovable

Tiempo de lectura: -'

12 de agosto de 2018 a las 05:00

En tres días, soportando condiciones de ventisca y temperaturas bajo cero, se logró un récord en la Antártida: dar el primer paso para que la Base Científica Antártica General Artigas sea la primera en el continente blanco en poseer energía 100% renovable.

Hasta ahora, toda la energía eléctrica consumida por el pedacito uruguayo en esa tierra era provista mediante grupos electrógenos diésel. Pero, en el marco de un acuerdo entre el Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM), UTE, el Instituto Antártico Uruguayo y Tecnova Renovables, se instalaron los primeros paneles de energía solar fotovoltaica.

Según explicó Camilo Neiro, el gerente general de Tecnova, a Cromo, "este es un proyecto que busca medir cómo funciona la energía solar durante un año en la Antártida, trabajando en condiciones de temperaturas extremas; buscamos medir la energía solar, para posteriormente combinar la fuente de energía solar fotovoltaica con biocombustible".

antártida solar casas.jpeg

Resistentes

La energía solar fotovoltaica transforma de forma directa la radiación del sol en electricidad. La energía excita los electrones de un dispositivo semiconductor que genera una diferencia de potencial. Existen tres tipos de paneles solares: fotovoltaicos, térmicos (con recepción directa de sol) y termodinámicos (que funcionan a pesar de la variación meteorológica).

Los cuatro paneles que se instalaron en la Base Científica Antártica General Artigas con 1,2 kilovatios convierten la energía solar en energía eléctrica que se acopla o se inyecta al consumo o a la red de UTE.

¿Cuál fue el mayor desafío? Las condiciones inhóspitas del lugar: los fuertes vientos y la acumulación de nieve. Por tal motivo, la estructura se montó en un punto determinado donde resistiera las ráfagas.
"No podíamos poner los paneles inclinados porque podían no soportar el viento; por eso se optó por colocarlos de forma vertical", explicó Neiro. Y agregó que se hizo una estructura con rieles para amurarlos, ya que la acumulación de nieve sobre los paneles en posición horizontal iba a ser un obstáculo para la generación de energía.

Con respecto a las expectativas sobre la obtención de energía, el gerente explicó que a partir de datos ya obtenidos se tiene un indicio de la cantidad que se puede generar. "Hay que tener en cuenta que la Antártida es particular, ya que hay días de muchas horas de sol y días totalmente oscuros" relató.

Por eso, a partir del fin del verano, en marzo, los técnicos de la empresa pudieron medir la obtención de energía en los días de mayor luminosidad. "Obtuvimos un estado óptimo y favorable de la radiación solar. Esto demuestra que la combinación de la energía fotovoltaica con otras fuentes de energía renovables dan condiciones óptimas para pensar algo a futuro", concluyó.

El suboficial Juan Pavón, encargado de generación de la Base Artigas, expresó en el momento de la conexión del sistema fotovoltaico: "Comienza una nueva era para nosotros".
UTE fue responsable del montaje de la planta y realizará el mantenimiento anual de los generadores.

Promovidas

Actualmente Tecnova tiene instalados 200 paneles en plantas privadas y algunos más en casas de familias. Según Neiro, el objetivo de la instalación de esta tecnología "es el ahorro de una porción importante del consumo de energía". A su vez, explicó que la iniciativa cuenta con la promoción de la ley de inversión. Las empresas que utilizan este tipo de energías renovables obtienen beneficios fiscales "al complementar su producción diaria a través de fuentes de energías renovables".

Por la Política Energética 2005-2030 se apostó a la incorporación de fuentes de energías autóctonas, fundamentalmente las renovables, para alcanzar una soberanía energética, disminuir costos, activar la industria nacional energética y reducir la dependencia con el petróleo.

De esta forma la Ley Nº 16.906 en su último decreto (02/120) incluyó el uso de las energías renovables como tecnologías limpias, como generadoras de incentivos adicionales. Por tanto, se dan beneficios fiscales, como explicó Neiro, a las empresas que hagan uso de fuentes de energías renovables.

Comentarios