Cargando...

Mundo > Pandemia

Después de 155 días, Argentina anunció el fin de la cuarentena en Buenos Aires y el conurbano

Fernández precisó que se siente "satisfecho" con la gestión de la pandemia y señaló que su gobierno logró que la crisis sanitaria "no se vaya de las manos". Además, contó qué otras vacunas llegarán a Argentina

Tiempo de lectura: -'

06 de noviembre de 2020 a las 13:00

Pasaron 155 días desde que el presidente argentino, Alberto Fernández, anunció, para una gran parte del país que no tenía entonces circulación comunitaria del coronavirus, el Distanciamiento Social, Preventivo y Obligatorio (Dispo). En el camino quedó, hasta hoy, la zona metropolitana de Buenos Aires que, en los papeles, continuó bajo la figura legal del aislamiento nacido a fines de marzo. Por eso, considerando las sucesivas fexibilizaciones que se fueron negociando al confinamiento, el presidente dio un anuncio bastante simbólico.

Las mejores estadísticas de las últimas semanas en la ciudad de Buenos Aires y el Conurbano, con una baja lenta pero continua de casos, animó incluso al gobernador bonaerense, Axel Kicillof, uno de los que más resistía las reaperturas, a revelarle en una videollamada a intendentes que se pasará a una fase más cerca de la buscada "nueva normalidad". El anuncio presidencial lo adelantó el jefe de Gabinete, Santiago Caero, en IP Noticias.

En la previa del aislamiento que vence el domingo, este viernes, el jefe de Estado recibió en la quinta de Olivos tanto a Kicillof como a Horacio Rodríguez Larreta, el jefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Como en las últimas extensiones, ambos mandatarios dieron una respectiva conferencia de prensa por la tarde para explicar los alcances de la nueva fase.

¿Qué implica el paso del ASPO (aislamiento obligatorio) al Dispo? Muchas de las situaciones que actualmente se dan en la práctica, aún impedidas por el decreto del aislamiento original, pasarán a ser legales.

El distanciamiento, por ejemplo, permite reuniones de hasta 10 personas. Después de la cumbre tripartita, Kicillof se quedó en Olivos para la llamada que tuvo Fernández con el presidente ruso, Vladimir Putin. Fue el broche final al acuerdo por el que Argentina comprará 25 millones de dosis de la vacuna Sputnik V. La secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, contó el jueves que el expediente "ya ingresó en Anmat para analizarla y avanzar en los debidos procesos". También aclaró, ante la polémica que se había desatado, que "ninguna vacuna contra el covid-19 será obligatoria".

En la charla virtual con los intendentes, Kicillof les adelantó que la provincia está preparando la logística para, en caso de alguna ya esté aprobada, poder iniciar en diciembre un primer operativo de vacunación. No es tarea fácil: la Sputnik V con respecto a la de Pfzer, por caso, necesitan distintas temperaturas para su distribución.

En conferencia de prensa, Fernández precisó que se siente "satisfecho" con la gestión de la pandemia y señaló que su gobierno logró que la crisis sanitaria "no se vaya de las manos" justificando que el sistema de salud le respondió a quienes demandaron su funcionamiento. Aunque una vez más, como en pasados discursos, alertó que "el problema" se haya superado.

Sobre las nuevas medidas, el mandatario detalló que las ocho semanas consecutivas de caída de contagios, sumadas a que la zona metropolitana se mantuvo en aislamiento social obligatorio desde marzo, concluyen en que las restricciones ahora puedan bajar a un distanciamiento social y preventivo con un pedido especial a la "responsabilidad colectiva y ciudadana".

Fernández se expresó sobre los servicios de transporte y aclaró que solo estarán habilitados para las personas que tengan actividades esenciales. "El resto podrá circular sin que le sea exigida una autorización, pero no podrá utilizar el servicio de transporte de pasajeros", dijo y agregó que por esa vía es donde "más fácilmente" se generan situaciones de contagio.

En el área metropolitana de la capital argentina, los bares y restaurantes atenderán en la calle y no en lugares cerrados. De hecho, se mantendrán prohibidos los teatros, cines y recitales, aunque funcionarán los locales de comida con "las condiciones que la autoridad local disponga". En tanto, para la ciudad de Buenos Aires Fernández indicó que el jefe de gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, piensa en habilitar un aforo para el 25 o 30% de la capacidad de los negocios de comida.

Acerca de la preparación para la vacuna contra el coronavirus, el presidente argentino sostuvo que en su dialogó con Putin conversó para trabajar de forma online los estudios de la fase 3 y que así el fármaco se apruebe apenas esté la información necesaria.

Además, resaltó que no es la única vacuna que recibirá su país que, aclaró, ya está negociando para tener en diciembre la Pfizer que se distribuiría a 750 mil personas, en marzo la de AstraZeneca y Oxford, y más adelante alguna que provenga de China.

 

Con información de El Cronista

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...