Cargando...
El Día Internacional del Libro se festeja oficialmente desde 1995

Espectáculos y Cultura > LITERATURA

Día Internacional del Libro: ¿por qué se celebra hoy?

Desde 1995 se festeja esta jornada impulsada por la Unesco y que tiene detrás de la elección de su fecha una coincidencia bastante engañosa

Tiempo de lectura: -'

23 de abril de 2021 a las 05:01

Al igual que las películas, las series, la televisión o la música, los libros han tomado otro valor en estos tiempos de covid-19. Son formas de escape a otros mundos, espacios de refugio o recreación ante la tensión y la incertidumbre constante, formas de conectar con otras personas o de resistir el aislamiento más o menos estricto al que cada uno se pueda ver sometido. En estos tiempos de virtualidad, distancia y escuelas cerradas son también formas de aprender y descubrir. En ese contexto particular, este viernes 23 de abril se celebra el Día Internacional del Libro. 

Esta conmemoración, auspiciada por la Unesco bajo el nombre oficial de "Día Mundial del Libro y del Copyright" se celebra oficialmente desde 1995, como homenaje a la literatura y a sus autores. Desde el año 2000, además, esa organización perteneciente a las Naciones Unidas, junto a editoriales, librerías y bibliotecas de todo el mundo, elige a una ciudad del mundo como Capital Mundial del Libro, un reconocimiento que este año le correspondió a Tiflis, la capital de Georgia. 

Al ser elegida, esa ciudad se compromete a realizar actividades y a fomentar los libros y la lectura. En este caso, la ciudad europea será el centro de un programa de incentivo de la lectura entre niños, adolescentes y jóvenes, a través del uso de herramientas tecnológicas para acercar la literatura y alentar a la lectura entre esos grupos, sobre todo en el caso de aquellos que tienen mayores dificultades de acceso a los libros. 

Pero la celebración del Día del Libro el 23 de abril viene de antes de la aprobación oficial de la Unesco, y tiene que ver con una coincidencia en el calendario vinculada al nacimiento y a la muerte de varios de los autores más reconocidos, influyentes y populares de la literatura mundial. Una coincidencia que, sin embargo, es engañosa y traída de los pelos, pero que no se puede negar que tiene encanto y un buen impacto a nivel de marketing. 

Cabe destacar que en Uruguay la celebración más importante para el libro y la literatura es la del Día Nacional del Libro, que tiene lugar cada año el 26 de mayo, fecha en la que se conmemora la fundación de la Biblioteca Nacional en 1816 bajo el impulso de Dámaso Antonio Larrañaga, fecha en la que además se realizan las actividades vinculadas a la celebración y la promoción de la literatura. 

¿Por qué el 23 de abril?

El escritor español Vicente Clavel Andrés tuvo una idea. A este autor, periodista y editor nacido en Valencia pero establecido en Barcelona, promotor de la literatura hispana, se le ocurrió celebrar a las letras españolas con un día propio. En 1923 propuso la idea a la Cámara del Libro de Barcelona, cuya directiva ocupaba, y tres años después, la iniciativa se había concretado, aprobada por decreto real para toda España. 

Pero al principio la celebración era en otra fecha, el 7 de octubre, día del nacimiento de Miguel de Cervantes, la figura literaria más importante de la historia española y también una figura clave en la literatura en español. 

En 1930 se cambió para el 23 de abril, fecha de la muerte de Cervantes, por una simple razón climática: en el hemisferio norte abril es primavera, por lo que es un clima más favorable para leer al aire libre y salir a distintas actividades que el otoñal octubre. 

Al momento de internacionalizar la celebración, la fecha española generó una coincidencia literaria: es también la fecha en la que murió William Shakespeare, figura fundacional de la literatura inglesa. También es el aniversario de la defunción de otro autor importante de las letras hispanas, el español-peruano Inca Garcilaso de la Vega. Por si faltaban razones para elegir esa fecha, es también el aniversario del natalicio de escritores como Vladimir Nabokov, Maurice Druon, Josep Plá y Manuel Mejía Vallejo. 

Sin embargo, la coincidencia entre las dos figuras centrales, Cervantes y Shakespeare, es algo engañosa. El autor del Quijote murió en realidad el 22 de abril de 1616, pero se toma como fecha oficial el día siguiente, en el que fue enterrado. Mientras que el bardo británico murió, en realidad, el 3 de mayo. 

¿Por qué se dice entonces que el autor de Hamlet, Macbeth y Romeo y Julieta, entre otras obras, murió el 23 de abril? Porque en sus tiempos, Inglaterra se regía con el calendario juliano, y no con el gregoriano, que es el que rige actualmente en el mundo occidental, y que se ha convertido en el "estandar" al momento de hablar de fechas en el mundo moderno. El Imperio Británico no adoptó el cambio de calendario hasta 1752 (lo que para sus habitantes significó pasar del 2 de setiembre al 14 de setiembre de un día para el otro). Es decir que Shakespeare murió el 23 de abril de 1616, pero según otro calendario.

Aunque la coincidencia entonces, tiene un sustento endeble, el 23 de abril ya se ha consolidado a nivel internacional como una celebración de la literatura y sus creadores, un reconocimiento para una rama del arte que en el último tiempo se ha convertido en una herramienta de apoyo y escape.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...