Economía y Empresas > INDUSTRIA MANUFACTURERA

El núcleo de la industria creció en 2017 y cortó racha bajista de tres años

Esa expansión no implicó un mayor número de empleos en el sector o un incremento de las horas trabajadas

Tiempo de lectura: -'

14 de febrero de 2018 a las 18:53

El núcleo duro de la actividad industrial creció en 2017 luego de tres años consecutivos de contracción. De todas maneras, la industria en su conjunto mostró una caída debido al detenimiento de la refinería de ANCAP para mantenimiento. Aunque el núcleo industrial creció en el último año, la mayoría de las ramas manufactureras continúa mostrando una caída en sus volúmenes de producción.

Los datos difundidos este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE) muestran una caída de 11,1% en la actividad industrial en su conjunto en el promedio del último año. Sin embargo, cuando se observa el núcleo industrial –es decir, no se consideran los grandes actores como ANCAP, UPM, Montes del Plata y Pepsi, que por su tamaño distorsionan el análisis del grueso de las industrias– la actividad mostró un leve repunte.

Los datos muestran que el núcleo industrial creció 1,9% en el último año. Eso se dio luego de tres años consecutivos de caída y uno de relativo estancamiento en el sector.

Embed

Sin embargo, esa expansión no implicó un mayor número de empleos en el sector o un incremento de las horas trabajadas. Por el contrario, esos indicadores siguieron en caída.

Las horas trabajadas en la industria se recortaron 1,6% mientras que el número de empleos ocupados cayó 2,8% en el último año.De las 19 ramas industriales que releva el INE, la mayoría tuvo una contracción de su actividad durante el último año. Solo ocho mostraron un comportamiento expansivo durante ese período.
La mayor expansión tuvo lugar en la producción de vehículos automotores, donde la producción se más que duplicó respecto a 2016 (168%). Otros equipos de transporte aumentaron 22% su volumen producido y la maquinaria no eléctrica creció 12%.

Las mayores caídas tuvieron lugar en derivados del petróleo (-72%), aparatos eléctricos (-15%) y actividades de encuadernación (-14%). Por su parte, la industria alimenticia –la más importante en cuanto a producción y empleo– mantuvo su actividad respecto al año pasado–.

Comentarios