Mundo > elecciones en brasil

Encrucijada para el PT: si no presenta hoy sustituto de Lula puede quedar fuera de elección

El candidato a la vicepresidencia, Fernando Haddad, es visto como el potencial reemplazo 

Tiempo de lectura: -'

11 de septiembre de 2018 a las 05:04

El PT no tiene más tiempo. Este martes tiene que presentar un candidato alternativo al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, ya que el Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil denegó este lunes un pedido para extender el plazo para su sustitución hacia las elecciones del 7 de octubre.

La presidenta del TSE, Rosa Weber, consideró que la demanda "no se justifica" y confirmó que el Partido de los Trabajadores (PT) tiene hasta las 19 horas del martes para sustituir el nombre del líder de la izquierda, favorito en los sondeos hasta su exclusión de la candidatura el 1º de setiembre.

Si no cumple ese plazo, el PT podría quedar fuera de la contienda.

El candidato del PT a la vicepresidencia, Fernando Haddad, visto por muchos como el potencial reemplazo de Lula, visitó este lunes al expresidente (2003-2010) en la cárcel de Curitiba, donde cumple una pena de 12 años y un mes de cárcel por corrupción pasiva y lavado de dinero y la expectativa entre allegados de Haddad es que en esa reunión Lula zanjara la cuestión de su sustitución, indicaron fuentes del PT. El directorio nacional del partido se reunirá el martes en Curitiba.

Inválida

La candidatura de Lula fue invalidada por la llamada "Ley de Ficha Limpia", que determina que ningún condenado en segunda instancia puede presentarse a cargos electorales.

Los abogados de Lula pretendían que el plazo que expira el martes se extendiese hasta el 17 de septiembre, cuando el TSE debe zanjar la totalidad de los casos relacionados con los comicios, veinte días antes de la primera vuelta del 7 de octubre.

Lea también: Está decidido: Lula no puede ser candidato a presidente

Weber también resolvió enviar al Tribunal Supremo Federal (STF) un recurso de Lula que busca dejar sin efecto la invalidación de su candidatura.

Pero es muy poco probable que el STF decida antes de este martes, cuando vence el plazo para nombrar al sustituto de Lula.

El expresidente, de 72 años, fue condenado como beneficiario de un apartamento en el litoral paulista ofrecido por una constructora a cambio de mediaciones para obtener contratos en Petrobras.

Lula enfrenta otras cinco causas penales, pero se declara inocente en todas y denuncia una persecución judicial y mediática para evitar que vuelva al poder.

Incondicionales acampan frente a la cárcel

Y mientras toda esta situación está en debate, cada día los partidarios más leales del expresidente de Brasil se reúnen para expresar a gritos su apoyo frente a la sede de la Policía Federal (PF) de Curitiba.

Son alrededor de un centenar de militantes incondicionales, 150 según los organizadores, en su mayoría trabajadores rurales del Movimiento de los Sin Tierra (MST), instalados frente a la prisión desde el 7 de abril, cuando el expresidente fue encarcelado.

Lea también: Comité de la ONU apoya que Lula haga campaña desde la cárcel

"Nuestro objetivo es mantener una solidaridad permanente con Lula, enviarle todas nuestras energías positivas para mantenerlo fuerte", dice Paulo Baggio, de 54 años, miembro de la coordinación del MST en Paraná (el estado cuya capital es Curitiba), uno de los principales responsables de la campaña "Vigilia Lula Libre".

Las ventanas de la celda de Lula no dan al exterior, pero los militantes saben que los oye. "Nos envía pequeñas notas, cartas (...), a veces nos pide algunas canciones y las cantamos", cuenta Baggio, luciendo una gorra roja con los colores del MST y el chaleco a tono en sus hombros.

El campamento está esparcido en varios puntos: una gran tienda plantada frente a la PF y algunas casas alquiladas dentro de un radio de un kilómetro de la prisión, ubicada en plena zona residencial de Curitiba. Los activistas reciben alojamiento, alimentos y pueden asearse.

Todo está financiado por una campaña de solidaridad. "Todo funciona como un gran trabajo cooperativo voluntario", afirma Baggio. En la tienda hay arroz, botellas de agua y papel higiénico donados por habitantes de la ciudad. Y una enfermería.

"Si Lula me pide votar por un mosquito, votaré por un mosquito. Haré siempre todo lo que él ordene. Es el único en quien tengo confianza, el único que ha hecho cosas buenas por los trabajadores negros y pobres", sostiene Malvina Joana de Lima, una de las activistas que apoya a Lula desde fuera de la cárcel.

 

'Bolsonaristas' se manifiestan después del ataque

En tanto, simpatizantes del candidato ultraderechista Jair Bolsonaro se manifestaron el domingo en ciudades de Brasil para demostrar su apoyo al actual líder de las encuestas, acuchillado el jueves en un mitin de campaña.

"No fue una cuchillada lo que eligió a Bolsonaro. Bolsonaro recibió una cuchillada porque ya está electo", dijo el hijo del candidato, Flávio Bolsonaro, apostado en la plataforma de un camión frente a la playa de Copacabana, en Rio de Janeiro, ante unos 2.000 seguidores que le ovacionaron a la vez que coreaban "primera vuelta". 

Flávio Bolsonaro, de 37 años e hijo mayor del excapitán del Ejército, usó la misma camiseta -amarilla con la leyenda "Mi partido es Brasil" en verde- que tenía puesta su padre cuando fue apuñalado en el abdomen el jueves, durante un mitin en Juiz de Fora (Minas Gerais).

El hospital Albert Einstein de Sao Paulo, a donde el presidenciable del Partido Social Liberal (PSL) fue trasladado el viernes, destacó este domingo que el paciente "presenta una nítida mejora". 

"Sigue en cuidados intensivos y con un aumento del tiempo que permanece fuera de la cama y camina. Mantiene el ayuno oral, recibiendo nutrientes por vía intravenosa", agregó el parte médico.  

 

AFP

 

 

Comentarios