Mundo > PROPUESTA DE BOLSONARO

La mayoría de los brasileños rechaza el libre uso de armas

El 73 % de la población esta en contra de la flexibilización que impulsó el presidente Jari Bolsonaro, según encuesta  

Tiempo de lectura: -'

03 de junio de 2019 a las 13:28

Siete de cada 10 brasileños se posiciona en contra de la flexibilización del porte de armas para ciudadanos comunes, promovida por el gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro, según una encuesta que divulgó este lunes  la cadena Globo, elaborada por el Instituto Brasileño de Opinión Pública y Estadística (Ibope).

El sondeo, que se realizó en marzo a 2.002 personas en 143 municipios tras el primer decreto de flexibilización de Bolsonaro, señala que el 61 % de los encuestados está en contra de las facilidades para tener un arma en casa, frente al 37 % que está a favor y un 2 % que no respondió. Los resultados indican que hay una diferencia de opinión en las regiones del país, donde el mayor apoyo se registró en la zona sur de Brasil con 48 %. En la zona norte y centro oeste, el apoyo llegó del 43 % de los encuestados, en el sudeste fue del 35 % y en el nordeste del 33 %.

La encuesta también marca una distancia en relación al sexo; el 50 % de los hombres apoyan la flexibilización de la posesión de armas frente al 27 % de las mujeres y con respecto al porte de estas, el 34 % de los hombres está a favor frente al 18 % de mujeres. Asimismo, la mitad de la población (51%) no cree que el aumento de personas armadas suponga una sociedad más segura, el 37 % tampoco piensa que tener un arma en casa signifique más seguridad aunque el 31 % se muestran totalmente convencidos de que con un arma en casa están más seguros.

El libre uso de armas es una de las medidas más polémicas que impulsó el presidente de Brasil y una de las principales promesas de su campaña electoral; la iniciativa ha levantado críticas entre los gobernadores del país, así como organismos de derechos humanos nacionales y globales y entidades del Poder Judicial.

Antecedentes

En los cinco meses que lleva el gobierno, Bolsonaro ha flexibilizado la tenencia y el porte de armas en Brasil, aunque por cuestionamientos de la Justicia, el mandatario tuvo que modificar el decreto sobre porte. El pasado 22 de mayo aclaró que la norma solo tendrá valor para pistolas o revólveres y que quedará excluido todo tipo de fusil, carabina y escopeta, que estaban incluidos en el texto original.

Según el reglamento, entre los autorizados a portar armas están los políticos que ejerzan un cargo electivo, camioneros, periodistas volcados a la crónica policial, abogados, agentes de tránsito y empleados de empresas de transporte de valores, entre muchos otros, que incluyen a cazadores y socios de clubes de tiro.

La nueva normativa mantiene la liberación de la importación de municiones y armas para todas las personas autorizadas a portarlas, aunque solo después de que las operaciones sean aprobadas por el Comando del Ejército, que junto con la Policía Federal estará a cargo de la fiscalización de todo lo relativo a los permisos. Para tener derecho al porte, los interesados deberán tener al menos 25 años de edad, carecer de antecedentes penales y comprobar "idoneidad moral", "psicológica" y "capacidad técnica" para el uso de armamentos.

FUENTE: EFE.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...