Reflexiones liberales > Mundo

Libertad para elegir

Hace un un siglo nació un auténtico liberal que revolucionó la teoría económica y cuyas principales ideas siguen vigentes:Milton Friedman

Tiempo de lectura: -'

08 de agosto de 2012 a las 00:00

El pasado 31 de julio se cumplieron 100 años del nacimiento de Milton Friedman, premio Nobel de Economía y uno de los economistas más influyentes del siglo XX y seguramente también del XXI. Destacó tanto por sus trabajos científicos (“Una historia monetaria de los Estados Unidos”) como por su tarea de divulgación de las ventajas de la libertad económica y política (Capitalismo y Libertad y Libertad para Elegir).

Tuve el privilegio de conocerlo en 1981 en una reunión de la Sociedad Mont Pelerin (que había fundado junto con Frederick von Hayek y otros destacados profesores en los años oscuros de la guerra) en Viña del Mar junto a su esposa Rose y me impresionó por su sencillez y simpatía. Aproveché un viaje en ómnibus para charlar con él y se mostró de lo más amable y atento.

Friedman, además de ser un brillante economista y de ser el primero en descubrir los errores del manejo financiero y monetario que agudizaron la Gran Recesión, era un notable divulgador.

“Capitalismo y Libertad”, escrito a comienzos de la década de los sesenta cuando de la libertad económica casi nadie hablaba y muchos menos practicaban, es un libro donde muestra la relación entre la libertad económica y la política y donde deja claro que no pueden ir separadas, ya que la pérdida de una terminará, más pronto o más tarde, erosionando la otra.

Con “Libertad para elegir”, escrito en 1980 junto con su esposa Rose, llega a un público mucho más amplio y desarrolla innovadoras ideas para extender la libertad en toda su extensión imaginable, como decía Artigas en las Instrucciones del Año XIII.
Allí propone la idea del cheque escolar, para facilitar la liberad de elegir en el campo fundamental de la educación. Y si bien aún es aplicado en pocos lugares, es una idea sumamente atractiva para que los padres puedan tener control de la educación de sus hijos.

Ciertamente a veces fue demasiado lejos en algunas propuestas (en particular no comparto su defensa de la legalización de la marihuana, que sí en cambio puede ser útil para el gobierno del presidente Mujica cuando decida defender su iniciativa de producirla y comercializarla) pero en general sus libros, conferencias y discursos no dejaban a nadie indiferentes.

Con una gran agudeza, sabía sintetizar en pocas palabras conceptos muy complejos y tenía una desconfianza muy grande de la capacidad de gestión del Estado y de su influencia sobre las libertades individuales. Una vez dijo que “si al gobierno federal americano se le encomendara gestionar el Sahara, en menos de 5 años habría escasez de arena”.

Criticado por viajar a Chile bajo la dictadura de Pinochet, él señalaba que otro tanto hizo con China, país al que visitó varias veces invitado por el gobierno comunista de ese país. Y decía que no terminaba de entender por qué lo criticaban cuando fue a Chile pero no cuando viajó a China.

La influencia de Friedman ha sido enorme y sus 94 años de vida fueron muy fructíferos. Los defensores de la libertad le están muy agradecidos por su lucha a favor de la defensa de las libertades de todo tipo. Y sus estudios han sido de gran utilidad, incluso para adoptar políticas en épocas tan recientes como la crisis financiera de Estados Unidos en 2008.

Es por todo ello, que no puede dejarse pasar este aniversario sin rendir tributo a este formidable luchador de la libertad.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...