Patricia Martín

Nacional > SEBASTIÁN MARSET

"Me preguntó si me animaba a hacer una nota personal": cómo fue el contacto entre la periodista de Santo y Seña y Marset

La primera charla telefónica fue el 3 de noviembre y habló Marset y su pareja
Tiempo de lectura: -'
26 de noviembre de 2023 a las 21:37

La periodista de Santo y Seña Patricia Martín contó cómo logró contactar al narcotraficante Sebastián Marset, a quien entrevistó en su mansión. Martín logró hablar por teléfono el pasado 3 de noviembre con Marset y su esposa, Gianina García Troche, luego de que en un programa emitido a pincipios de setiembre la periodista dijo al aire que estaba dispuesta a que él de su versión.

Además, según contó, le hizo llegar su disposición a entrevistarlo por varios lados.

En la charla telefónica del 3 de noviembre les dijo a Marset y a su esposa que ella no era "juez, abogado" y que hacía "su tarea como periodista". La conversación fue a través de un celular de una persona que tenía contacto con él, que está prófugo. 

El narcotraficante felicitó a Martín por el programa de principios de setiembre, donde ella expuso la vida del uruguayo. Luego de ese programa, una fuente le dijo a la periodista que el entorno de Marset había quedado "conforme" con el informe. "Yo no sabía cuál era el entorno, pero en esa conversación telefónica supe que ellos directamente estaban conformes con la entrevista".

También en esa conversación telefónica, Marset le preguntó a Martín si estaba dispuesta a ir a su casa y dos días después tuvieron un segundo contacto, donde ella le dijo que "lo mejor" era hacer una entrevista presencial, algo a lo que él accedió a los dos días.

"Me preguntó si me animaba a hacer una nota personal, yo le dije que agradecía la confianza (...) y le dije que si él me daba la tranquilidad de que a mí no me iba a pasar nada iba".

La periodista le puso tres condiciones para viajar: que pudiera ir con Santiago Moratorio, el abogado de Marset en Uruguay, que le dejara avisar a su familia y a Ignacio Álvarez que estaba bien al llegar y preguntarle sin restricciones.

El jueves 9 de noviembre, Martín y Moratorio tomaron un avión con destino a Paraguay, luego de que Marset les confirme que había coordinado los traslados. Al llegar a Paraguay, Martín tomó un taxi hasta una camioneta, donde la esperaba personal de Marset, que le pidieron que pusiera su celular en modo avión, lo apague y se los entregue. "El patrón me encomendó especialmente tu celular", le dijo uno de las personas a la periodista.

Además, le hicieron un control con detector de metales y le cambiaron las valijas que llevaba por unas nuevas. "Nos llevaron a un lugar alejado de donde nos habíamos tomado el taxi", contó Martín.

El plan era tomar un helicóptero que no pudo salir ese día por las condiciones climáticas, por lo tanto, la periodista y el abogado fueron trasladados a una casa. "Hasta ese momento no sabía que eran seguridad de Marset", dijo. Durante la cena Marset hizo una videollamada con su personal. "Eso a mí me tranquilizó, me dijo estás con mi gente, nos preguntó cómo había estado el viaje y que al día siguiente íbamos a salir", contó Martín, que agregó que en ningún momento le taparon los ojos ni la encapucharon en los trayectos.

Esa noche durmieron en una casa, sin celulares. "Pedí que me despertaran", dijo. Al otro día tomaron un helicóptero, en el que voló al menos una hora. La seguridad de Marset les pidió que miraran para abajo antes del aterrizaje. "No era en el medio de la selva", aclaró. Allí tomaron una segunda camioneta para tomar otro vuelo en helicóptero. Al bajar, le pidieron que mirara hacia el piso y se diriga a una camioneta. "Ahí ví gente armada, más de 10 personas seguro (...) había gente uniformada".

En ese momento la periodista sintió "olor a campo", allí se subió a otra camioneta que los trasladó hasta la mansión de Marset en un descampado. "El propio Marset nos abre la puerta, junto a Gianina su esposa y sus cuatro hijos". 

Martín le pidió llamar a su familia. El narcotraficante le dijo que luego del almuerzo podría llamar. "Había un chef" que preparó la comida, contó. "Lo primero que me generaron a golpe de vista fue que son jóvenes uruguayos". 

La entrevista se comenzó a hacer durante esa noche, luego de que los hijos de Marset se habían acostado. Sin embargo, el jefe de seguridad cortó la entrevista porque en los planos se veían detalles de la casa que podían ser reconocibles. Por lo tanto, la entrevista se retomó la noche siguiente, pero con los sillones tapados y con cortinas blancas de fondo.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...