Economía y Empresas > DERES

Negocios sustentables y acción colectiva: fórmula del capitalismo del futuro

El despertar del "consumo responsable", el cambio climático acelerado y la disponibilidad de alimentos trae importantes cambios en el rol de las empresas líderes 

Tiempo de lectura: -'

15 de noviembre de 2018 a las 05:00

Diego Felipez
Responsable de Recursos Humanos de Unilever

Hoy estamos viviendo momentos importantes e interesantes: el mundo está cambiando radicalmente y de manera acelerada. Por un lado hay un despertar del “consumidor responsable”, que sabe que los recursos no son ilimitados y frente a eso elige aquellas empresas y marcas que tienen en cuenta a la sustentabilidad a la hora de producir y ofrecer sus productos. Al mismo tiempo hay millones de personas que pasan hambre y otros tantos con problemas de obesidad, en lo que representa un verdadero desafío de balancear riqueza y equidad.

Todo esto se da en un marco de cambio climático acelerado, que al tiempo que genera grandes inundaciones en una región, produce terribles sequías en otra, impactando económicamente a vastas regiones de nuestro planeta con costosísimas pérdidas. Mientras tanto la población sigue creciendo y en los próximos 30 años habrá 2.500 millones de personas más, poniendo en jaque la disponibilidad de alimentos. 

Frente a este escenario hay dos vías principales de acción: por un lado tenemos que adaptarnos nosotros, las personas, generando un cambio radical en la forma que tenemos de consumir, porque ponemos en riesgo la disponibilidad de los recursos naturales y su distribución equitativa. Y por otro lado, debemos adaptarnos desde las empresas a una nueva forma de hacer negocios: el capitalismo debe adaptarse, revisar sus bases e ir hacia un esquema más abierto y constructivo. 

¿Y cómo debe ser este nuevo capitalismo? ¿Cuáles son sus bases? Tenemos que pensar en un capitalismo circular, que crea un ciclo de valor, que transforma cadenas de valor lineales en ciclos de valor dinámicos. Debe desarrollar sensibilidad y flexibilidad; y mostrar resiliencia frente a las adversidades; debe cultivar la creatividad y mostrar un crecimiento inteligente que permita tanto crecimiento local y global.  

Es clave el rol de los líderes de las empresas, que tienen que lograr motivar a las personas dentro de las organizaciones, sumarlas al plan de conseguir un futuro más sustentable. Promover a través de los propósitos personales y con la fuerza que las organizaciones como medio, buscar proyectos que activen los ciclos dinámicos de valor. 

Las nuevas generaciones de consumidores están cada vez más preocupadas por el desarrollo social, económico y medioambiental. Por esto prefieren marcas que posean un propósito de valores únicos y significativos que les permitan relacionarse con ellas, construyendo un vínculo emocional afectivo.  

El impacto generado por un consumo no responsable en el planeta y la sociedad en su conjunto, cambia la lógica de los sistemas actuales.  

El poder de influir alcanza una gran magnitud, las personas comparten información en forma muy activa, convirtiéndose en amplificadores de todo lo que evalúan positiva o negativamente en un tiempo muy corto. Las marcas pueden sumarse al poder de la comunicación viral propia de las nuevas generaciones, donde las personas son los verdaderos protagonistas y los encargados de difundir la propuesta de la marca a destinatarios específicos. El nuevo activismo de las personas, realizado a través de las redes sociales y más que nunca a través de los actos de consumo, está marcando un hito en las relaciones de mercado, creando una conciencia de consumo responsable se traduce en un crecimiento diferencial de las marcas sustentables por sobre el resto, tendencia que se ve aún más acentuada en los mercados emergentes. 

Las empresas que quieran permanecer y desarrollarse en el mediano y largo plazo, evolucionarán hacia propuestas con impacto positivo social, económico y medio-ambiental, a través de marcas sustentables, con un propósito alineado a los objetivos de desarrollo sustentable. Esta es la responsabilidad de las marcas y de las personas para lograr una gran diferencia en el futuro.

El nuevo capitalismo está emergiendo de la mano de una nueva forma de hacer negocios tomando en cuenta la sustentabilidad como eje, y gracias a la creciente acción colectiva, que involucra no sólo a las empresas, sino también a los gobiernos y a la sociedad en todo su conjunto. La colaboración, la innovación y el trabajo articulado de las personas, junto a los organismos públicos y privados son imprescindibles para lograr un futuro mejor. Nunca hubo un momento mejor para crear un futuro sustentable.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...