Cargando...
Surtidor de gasoil en estación de servicio.

Economía y Empresas > Combustibles

Por qué los números apuntan a una suba de las naftas pero una baja del gasoil

El Poder Ejecutivo deberá resolver en los próximos días las tarifas de combustibles que regirán para setiembre, una vez que reciba un informe de la Ursea 

Tiempo de lectura: -'

19 de agosto de 2021 a las 05:01

En pocos días el Poder Ejecutivo definirá los nuevos precios de los combustibles que regirán durante setiembre, de acuerdo con el nuevo mecanismo mensual de fijación de tarifas del gobierno, que acompasa las tarifas en función del comportamiento del Precio de Paridad de Importación (PPI), que releva la Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua (Ursea).

Hasta ahora cada vez que el Poder Ejecutivo comunicó una decisión respecto a las tarifas de los combustibles, siempre se refirió a la evolución internacional del precio del petróleo como la variable de peso que había tenido en cuenta. Lo hizo este año cuando en plena pandemia decidió mantener los precios congelados hasta mayo, y después en las tres ocasiones cuando hubo aumento.

Siguiendo ese razonamiento, si se mira la foto de cómo evolucionó el crudo en el mes móvil (cerrado al 15 de agosto) la puerta estaría abierta para una baja de tarifas de entre 3% y 4%. Pero las cosas no son tan simples y no existe una relación tan lineal entre el comportamiento del crudo y el precio que termina pagando el consumidor uruguayo. 

El insumo que el Poder Ejecutivo comenzó a tomar  para revisar mensualmente las tarifas de Ancap es el informe de la Ursea sobre PPI de los combustibles. La determinación de los precios de paridad de importación corresponde al ejercicio teórico de calcular el precio en el mercado local de productos terminados de similar calidad a la de los producidos por Ancap, en la hipótesis de que los mismos puedan ser importados libremente. 

En productos como naftas y el gasoil el mercado referencia para la metodología de la Ursea es el de la Costa del Golfo de México en EEUU (USGC). En el primer producto el precio internacional de referencia que toma en cuenta el regulador es la cotización promedio de dos tipos de gasolinas: CBOB Regular 87 y CBOB Premium 93. En el caso del gasoil el precio referencia es el Ultra Low Sulfur Diesel (ULSD 62). La metodología del regulador también incorpora otras especificaciones, de menor peso, como el costo del flete, seguro o la mezcla con biocombustibles tanto para la nafta como el gasoil. 

Según datos procesados por El Observador, tomando cuenta la cotización promedio de estos productos en el mes móvil que va del 16 de julio al 15 de agosto, el precio de la nafta debería subir alrededor de 1% pero el precio del gasoil bajaría en una proporción similar (1%) a partir de setiembre. Fuentes del mercado de combustibles consultadas por El Observador coincidieron en que la evolución de las cotizaciones en el Golfo de México sustentan esa proyección. La última palabra la tendrán las autoridades del Poder Ejecutivo, una vez que reciban el informe oficial de la Ursea. El tipo de cambio durante el período de análisis prácticamente no tuvo cambios al comparar los promedios mensuales de los últimos dos meses. 

Otra aproximación que resulta útil es ver qué ha pasado con el precio de la gasolina convencional de la Costa del Golfo de México en las últimas semanas (ver gráficos). A mediados de julio el valor del galón tuvo una baja y llegó a cotizar a US$ 2,055. Sobre fines de ese mes hubo un repunte hasta un máximo de US$ 2,3, y se estabilizó luego en valores entorno a US$ 2,2 entrado el mes de agosto, según datos de la Administración de Información de Energía (EIA) de EEUU. En el caso del diésel (ultra-low sulfur) su precio promedió los US$ 2,045 por galón, levemente por debajo de los US$ 2,076 que fue la media del mes móvil anterior. 

El precio del crudo viene mostrando una tendencia bajista en los últimos días y eso seguramente se verá reflejado en los valores de la nafta y el gasoil que hoy están mostrando las pantallas del Golfo de México que la Ursea toma como referencia para fijar el PPI. El crudo Brent registró este miércoles su quinta caída consecutiva (-1,15) y quedó a US$ 68 por barril, mientras que el WTI en Nueva York bajó 1,7%, a US$ 65,4. De todas formas, los valores actuales del crudo ya ingresan en el próximo período de análisis de la Ursea que va del 16 de agosto al 15 de setiembre, que definirá las tarifas al público en Uruguay de octubre. 

Los precios de los dos contratos de referencia abrieron al alza este miércoles pero comenzaron a perder terreno al publicarse los datos de reservas de crudo en Estados Unidos.

Las reservas comerciales estadounidenses de petróleo crudo tuvieron una fuerte baja la semana pasada, pero los stocks de gasolina aumentaron, según el informe semanal de la Agencia de Información sobre Energía (EIA) publicado este miércoles 18. 

Las reservas de crudo bajaron 3,2 millones de barriles (mb) al 13 de agosto, mientras los analistas esperaban una caída de existencias de 1,45 mb. En tanto las reservas de gasolina aumentaron 700.000 barriles, cuando los analistas preveían una caída de 2 mb por los viajes de verano boreal.

Hace algunos meses "muchos vaticinaban que la demanda de gasolina de los estadounidenses alcanzaría los 10 millones de barriles por día en el verano (boreal) con los automovilistas de nuevo en ruta por las vacaciones (...), pero la demanda decepcionó", resumió Andy Lipow, de Lipow Oil Associates, en declaraciones a la AFP.

Además "los precios del petróleo siguen confrontados a vientos contrarios, por la rápida propagación de la variante delta" del coronavirus, estimó Avtar Sandu, de Phillip Futures. Nuevas restricciones de movilidad "suscitan preocupaciones sobre la demanda en Asia", añadió el experto.

PPI a pleno

El nuevo esquema de fijación de precios se aplicó parcialmente con los ajustes de junio y julio que reportaron aumentos en nafta y gasoil. En tanto en agosto se incorporó por única vez el factor x ($ 2,97 por litro) para manejar los sobrecostos de Ancap, con lo que el PPI quedó vigente en plenitud.

Así el precio de la nafta Súper 95 aumentó $ 5 en surtidor (7,6%) y pasó a valer $ 70,81 por litro; mientras que el gasoil común también ajustó $ 5 por litro (10,9%) y quedó en $ 50,7. En tanto, el precio del supergás se mantiene en $ 56,7 por kilo.

“El sistema que estamos implementado es transparente. Hay una clara relación entre las tarifas de los combustibles y los costos de Ancap. Las tarifas no se van a determinar en base a  las necesidades del Estado, van a seguir principalmente el precio del petróleo. (…) Cuando el  petróleo baje van a bajar las tarifas”, dijo la ministra de Economía y Finanzas, Azucena Arbeleche el pasado 30 de julio en conferencia de prensa.

Con AFP 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...