Running > ULTRAMARATÓN

Subirán el Cerro San Antonio 24 veces en 24 horas en campaña por la esclerosis múltiple

Con el fin de difundir el trabajo de Esclerosis Múltiple Uruguay EMUR, los ultramaratonistas Juan Carlos Beroqui, Ricardo Fernández y Carla Dadomo realizarán el desafío "24 por su 24"

Tiempo de lectura: -'

01 de octubre de 2020 a las 05:01

En un año 2020 diferente para los corredores, sin carreras ni competencias por causa de la situación sanitaria, tres reconocidos ultramaratonistas se unieron para llevar a cabo este sábado un reto deportivo con un fin benéfico: dar a conocer la realidad de la esclerosis múltiple en Uruguay.

Juan Carlos Beroqui, Carla Dadamo y Ricardo Fernández, finishers y poseedores de recórds nacionales en pruebas de larga distancia, le fueron dando forma a las ganas de concretar un desafío solidario haciendo lo que más le gusta: correr.

“La idea surgió a partir de los que ha sido este año, un año difícil, en el que todos tuvimos que replantearnos objetivos y se suspendieron las cosas que íbamos a hacer”, dijo Fernández a Referí. “Cuando vi hace unos meses que un conocido iba a hacer una movida para una fundación, tenía muchos sentido hacer algo así, me acerqué y al final no salió la idea de acompañarlo. En eso contacté a Carlita, que también se sumaba, y cuando decidimos no hacerlo con él, vimos que sí teníamos ganas de hacer algo de este estilo por nuestra cuenta”.

Luego, otra ultramaratonista, Jennifer Domínguez, les contó sobre el trabajo que hacía Esclerosis Múltiple Uruguay (EMUR) en el país y decidieron que esa sería la causa a la que iban a ayudar.

“Nos pareció que tenía muchísimo sentido”, agregó Fernández, quien contó con el apoyo de Beroqui, su entrenador, desde el primer momento, y que luego, al gustarle la propuesta, decidió sumarse al equipo que llevará adelante el desafío: subir el Cerro San Antonio de Piriápolis 24 veces en 24 horas.

“24 por sus 24” es el nombre del reto al que se le fue dando forma. Constará de 24 ascensos, uno por hora, representando las 24 horas que los pacientes de esclerosis múltiple conviven con la enfermedad.

En total sumarán 120 kilómetros, con los 5 kilómetros de subir y bajar el cerro durante todo un día. “Vamos a experimentar lo que son esas horas”, señaló Fernández, quien es el actual récord nacional de 12 horas y 24 horas, además de haber participado en varias pruebas de ultradistancia, incluyendo el mundial de 24 horas de Francia.

“Simbólicamente, para nosotros es muy fuerte en general, cuando fuimos planteando el reto y dándole forma a la idea, buscamos que tuviera relación con lo que vamos a hacer, de poder difundir lo que es la enfermedad y en alguna forma sentir lo que es estar exigido, todo el tiempo haciendo fuerza y sin abandonar”, agregó.

A Carla Dadomo le pareció una gran iniciativa en un año en el que se quedó sin objetivos de carreras. “Cuando Ricardo me comentó de hacer el reto, me encantó la idea de poder ayudar a alguien haciendo lo que nosotros sabemos hacer, que es correr”, expresó la corredora que actualmente tiene récord sudamericano de 6 días (690 kms, que además es record nacional absoluto), el récord nacional de 48 horas y el de 24 horas. Además, en 2019 compitió en el mundial de 24 horas de Francia, siendo el mejor uruguayo en la competencia.

Así será el desafío

Luego de prepararse sumando horas de entrenamiento y repechos, como se pudo ver en la App de Strava de Ricardo con sus pasadas por Coimbra, definieron cómo será el evento, el que contará también con la presencia de deportistas y pacientes de EMUR que harán algunas subidas.

La largada será entre las 8 y las nueve de la mañana del sábado desde la base del San Antonio, donde instalarán una base para descansar algunos minutos luego de cada bajada y también para alimentarse.

“Cuando surge la idea de este reto redoblamos los entrenamientos y ya estamos bien motivados”, contó “el Lobizón” Beroqui, quien es múltiple finisher de carreras de 48 horas y otras de larga distancia en Brasil como la UAI (ultramaratón de montaña de 235 kilómetros, la cual completó dos veces).

Con tantos kilómetros corridos, la inquietud que surge es qué tan difícil puede ser el desafío para ellos. “Ninguno de los tres pensamos que sea una locura, no es una gran altimetría y no nos parece que vaya a ser más exigente que las carreras”, dijo Ricardo. “Pero son 24 subiendo un cerro, nada está dicho, puede pasar cualquier cosa y no es algo que sea fácil. Esa es la gracia, por eso es un reto o un desafío”, agregó.

Los tres ultramaratonistas van a hacer las 24 subidas juntos porque quieren mostrar que son un equipo y que de esa forma también se trata la esclerosis múltiple.

“Entre subida y subida vamos a estar unos 10 o 15 minutos.  Van a ser unas 22 o 23 paradas. Nunca hicimos eso en carrera. Y eso puede ser lo más complicado, volver a arrancar después de enfriarse, anímicamente y físicamente”, señalaron.

"La primera subida la hacemos los tres solos a las 9:00 y con una cinta negra cada uno en honor a Julio Martínez (el periodista especializado en running y atletismo recientemente fallecido)". Ricardo Fernández

El formato de la iniciativa, de hacer un ascenso por hora, también permitió invitar a deportistas y pacientes para que se sumen a la prueba.

Así, atletas como Déborah Rodríguez, Jennifer Domínguez, los no videntes Laura Paipó y Jorge Albarracín, Lourdes Porro en silla de ruedas, formarán parte del reto, al igual que pacientes de EMUR como Nacho Infante, y la presidenta de la asociación, Susana Carballido, entre otros.

“Van a subir con nosotros como para inspirar y motivar. La idea es dar una imagen positiva, no tratar de dar lástima”, dijo Ricardo. “Creo que la exigencia viene por el lado de mantener el ánimo, movernos, o estar acompañados por personas que a nivel emotivos nos va a hacer más fuerte que el reto en sí”.

La actividad será filmada, con entrevistas y testimonios de los participantes, con el fin de hacer videos y también un documental para que la movida quede registrada y sea una fuente de inspiración y motivación. Además, tendrá cobertura en vivo en las redes sociales de EMUR y de los corredores.

Por causa de la situación sanitaria, el desafío, que cuenta con el aval del Municipio de Piriápolis, no tendrá una convocatoria masiva y solo lo realizarán los organizadores y quienes los acompañarán.

“Fue una idea que empezó a crecer, que se nos ocurrió porque teníamos ganas de hacer algo y de ayudar a alguien. El desafío es la excusa para hablar del tema”, señalaron los ultras que retarán al San Antonio.

La esclerosis múltiple en Uruguay La EM es una enfermedad neurodegenerativa que ataca el sistema nervioso central y que aún no tiene cura. Uruguay es el país en América Latina con mayor prevalencia de esclerosis múltiple. Jóvenes de aproximadamente entre 30 y 40 años son los que mayormente se encuentran afectados por esta enfermedad.Una de las principales barreras que enfrentan los pacientes es la incomprensión del entorno por falta de información. “Por eso mismo utilizaremos este “desafío deportivo” como excusa para dar mayor difusión a la existencia de la enfermedad y a la asociación que en nuestro país es el referente de dicha patología”, indicaron.

¿Cómo entrenaron en la pandemia?

Carla Dadomo: “Te afecta deportivamente, pero más anímicamente”

“Me fui adaptando a esta nueva realidad. Cuando recién comenzó todo, suspendí, lo que eran las salidas en la calle. Con mi entrenadora armamos una rutina para seguir entrenando otras cosas en casa, como fuerza, estabilidad, movilidad… Después de esas cinco semanas comencé a salir a correr a la calle, pero sola y tomando todos los protocolos de seguridad necesarios. Con mi grupo realizábamos entrenamientos en vivo. Fue otra manera de mantenernos motivados. Te afecta deportivamente, pero más psicológicamente y anímicamente. Porque al no saber qué va a pasar y cómo va a seguir todo, la cabeza te comienza a trabajar y me parece que el deporte era una de las formas que te podía hacer salir de ese mundo, distraerte y no pensar en otros factores que no podes controlar y sin saber qué iba a suceder. Pensando en 2021 ya hay algunos objetivos, hay una fecha del Mundial de 24 horas que, si Dios quiere, vamos a estar presentes y dar lo mejor”.

Juan Carlos Beroqui: “Cuando se suspendió las 48 horas fue un golpe duro”

“En enero del año pasado pierdo a mi señora tras una enfermedad de unos cuatro años que fue muy complicada. Dejé de entrenar y de ir a carreras, solo iba a algunas para desestresarme un poco. En febrero retomo los entrenamientos con la carrera de 48 horas en la pista de 2020 como objetivo. Bajé de peso, me puse muy fuerte y me preparé bien. Cuando se suspendió, fue un golpe duro, estuve un mes si entrenar, y para no perder lo que había conseguido, retomé los entrenamientos a media máquina. Yo vivo en las afueras de Montevideo, done hay caminos vecinales pocos transitados y se puede hacer entrenamientos de calidad sin cruzarte con gente casi. Cuando surge la idea de este reto redoblamos los entrenamientos y ya estamos bien motivados no solo para este desafío, sino para luego continuar con miras a las 48 de pista de 2021 que va a ser teóricamente en abril del año que viene”.

Ricardo Fernández: “Un domingo, en el patio, hice 25 kilómetros y terminé muy mareado”

“El entrenamiento en la pandemia fue muy particular. A mí me agarró en plena mudanza y al final me terminé quedando donde estoy, que tiene un patio grande. Yo estoy acostumbrado a salir a correr seis veces por semanas y a veces dos  veces por día, y me cambió todo de golpe, porque venía aprontando una carrera de 48 horas que la final no llegue a debutar. El segundo domingo de estar encerrado, en el patio hice unos 25 kilómetros, unas dos horas y media, y terminé muy mareado de dar vueltas. No me sentí muy bien. Luego “el Lobizón” por suerte me pudo conseguir una cinta y pude retomar. Es muy distinto. Aparte había subido cinco kilos rápidamente. Pero en la cinta me fui acomodando antes de salir a la calle, que cuando volví fue muy raro porque se me movía todo en la calle, fue rarísimo. Así volví a retomar. Luego se planteo este desafío y me terminó de acomodar, me volví a sentir yo al tener un objetivo y algo para ser, y de tener este marco tan lindo de compartir y conocer un montón de historias. Eso motiva muchísimo”.

Las redes sociales para seguir el “24 por sus 24”:

Instagram:
@emur2019
@ultra_carlitadadomomanfredi
@_ricardo.fernandez
@juancarlosberoqui
Facebook:
Esclerosis Múltiple Uruguay
Carlita Dadomo Manfredi
Ricardo Fernández
Juan Carlos Lobizón Beroqui
YouTube de EMUR:
https://www.youtube.com/channel/UCLwKRVPTh7NEJmXo-GjiTGA
Web de EMUR:
http://www.emur.org.uy
REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...