21 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,05 Venta 39,45
3 de diciembre 2018 - 13:47hs

La aprobación del flamante Estatuto de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) demostró que todos los estamentos del fútbol ganaron y cedieron en algo. Referí habló con representantes de los clubes grandes, de la Organización del Fútbol del Interior (OFI), del G-10 y de los grupos de interés para saber su opinión.

La visión de Peñarol

“Peñarol siempre apoyó este proyecto, por lo que el balance es positivo ya que Jorge Barrera hizo un gran trabajo en la alta política. Era lo que se buscaba. A nivel individual como club, no perder la oportunidad de jugar la Copa Libertadores, y a nivel político era muy importante mantener buenas relaciones y buena imagen con la Conmebol y la FIFA. Nos parecía bien que el fútbol del interior, el de las mujeres, el fútbol sala, debían estar representados y por eso estamos satisfechos. Lo trascendente también será la liga profesional. Es el arranque. Junto con Nacional nos jugamos la parte económica en esa futura liga. Esto va a ser más democrático y habrá que habituarse a esa democracia. Se creó el ámbito para regular la liga profesional de manera que los recursos generados por el fútbol profesional, sean administrados por el mismo, al igual que en Argentina, España y otros países”, dijo el delegado Juan Antonio Rodríguez.

La visión de Nacional

Hernán Navascués, delegado ante el consejo delibertativo que trató el Estatuto por parte de los tricolores, también dio su opinión: “Lo más importante es que hay Estatuto. Tiene alguna deficiencia en ese tren de querer hacer concesiones, no se pudieron hacer ajustes debidos de la redacción del orden normativo porque siempre esas concesiones a último momento significan disposiciones que no son las más exactas posibles, pero eso se va a corregir. Es un Estatuto demasiado largo, se legisló demasiado, pero salió para contemplar a todo el mundo. Igualmente se toma como algo positivo porque se salió de la crisis, es hacia donde va el mundo. O nos adaptamos a los cambios o desaparecemos del fútbol asociación. A mí no me molesta que participen los denominados grupos de interés, porque además tiene como positivo que van a apreciar todas las dificultades que hay en la parte dirigencial. Hubo una excesiva exageración en la importancia en lo que refiere al fútbol profesional, es decir, partimos mucho de la base con lo que sucedía hasta ahora. Quien entrega mucha de sus facultades es el fútbol profesional, de eso no hay duda. Lo que queríamos los grandes es que quedara claro que la liga profesional tendría su propios estatutos y su propia personería jurídica. No podíamos quedar supeditados en un Estatuto con un ordenamiento inferior al de OFI. De eso se preocupó mucho Nacional”.

La visión de OFI

El presidente de OFI, Mario Cheppi, habló con Referí dio su postura. “Esto ha sido algo trascendente para todo el fútbol uruguayo, no solo para OFI. Es una herramienta que vamos a tener todos para trabajar en el futuro. Tenemos la herramienta, habrá que ponerle mucho trabajo para sacar adelante al fútbol en general. Estoy muy contento con lo que se ha logrado porque hay una labor de mucha gente que estuvo antes que yo en OFI durante seis años. Siempre fui optimista en los últimos días. Sabía que se tiraba de una cuerda, pero lo que no había que hacer, era que se cortara. Hubo un momento muy tenso y cedimos un poquito, porque teníamos 10 votos y la ex C cuatro, pero era un Estatuto con muchas probabilidades de que no se votara. La OFI cedió a los efectos de que se votara el Estatuto con un solo fútbol para el Uruguay. El logro fundamental es tener un miembro en el Ejecutivo y otro en la comisión de contralor y transparencia y la mayoría absoluta en el fútbol amateur. Son tres puntos muy importantes. OFI tiene hoy el 50% más de representatividad que la ex C y eso tiene lógica. El fútbol del interior tiene hoy 743 clubes, 61 ligas y no podíamos quedar en igualdad de condiciones”.

El G-10

“Quedamos todos conformes porque a nuestra manera, sacamos lo que queríamos ya que el fútbol profesional tiene cerca del 60% y dentro del verticalazo que querían dar a las 16 del viernes con un Estatuto que venía de la FIFA que supuestamente había que votarlo sí o sí, en ese momento hicimos una reunión y ese Estatuto no salía, lo trancábamos con nuestros votos. Después se pudo negociar que la liga profesional fuera independiente, el jugador -integrante del Ejecutivo- debe tener venia al congreso y otros puntos que fueron buenos. Al verticalazo de FIFA, pudimos negociarlo. Era un gaucho que querían meternos, pero luego se pudo negociar. Es un estatuto más corregido y en vez de 37 votos el congreso pasó a 76. En 120 años, los clubes profesionales fueron los que bancaron a la AUF y eso es lo que queríamos que siguiera. De un día para el otro no podía pasar a ser la OFI quien bancara ya que es amateur. No hubo ganadores ni perdedores, quedamos todos satisfechos”, explicó Álvaro Chijane, expresidente de Fénix.

Los grupos de interés

Marcelo De León habló con Referí en representación de los árbitros. “Fue algo positivo. Todos dejamos algo de lado, pero la idea era mejorar el fútbol. La participación de todos los estamentos del fútbol es lo fundamental, hasta el viernes no existía eso. No nos complica que nos hayan sacado un voto porque ya estaba medio acordado. Todos pusimos un poco para que esto saliera, OFI también por ejemplo”, dijo De León.

76 votos tendrá desde ahora el nuevo congreso de la Asociación Uruguaya de Fútbol, tras la aprobación del estatuto.

Más noticias de Referí

Te Puede Interesar