Cargando...

Economía y Empresas > bloque regional

Con el etiquetado de alimentos, gobierno busca liderar discusión en el Mercosur

El Poder Ejecutivo pretende tomar esa postura cuando asuma la presidencia pro témpore del bloque en julio

Tiempo de lectura: -'

19 de junio de 2020 a las 05:02

Pese a que hubo idas y vueltas, e incluso una prórroga por 120 días, el gobierno de Lacalle anunció este jueves que continuará la misma línea respecto al etiquetado obligatorio de alimentos que estableció un decreto firmado por el expresidente Tabaré Vázquez. Esta decisión implicará ahora que Uruguay asuma una posición más fuerte sobre esta temática cuando asuma la presidencia pro témpore del Mercosur el próximo 2 de julio. 

Aunque en el Ejecutivo había posturas a fin de volver a prorrogar los plazos -por los problemas que podían generarse en el comercio con la región-, finalmente “se llegó a un consenso político entre varios ministerios para mantener el rotulado de alimentos”, dijo el ministro de Salud Pública, Daniel Salinas.

La idea del gobierno es aplicar una nueva normativa que mantendrá las principales líneas del decreto de la administración pasada pero con algunos cambios.

Entre esos ajuste ya acordados, uno de los más visibles será el de la palabra “exceso” -que se puede ver en las góndolas uruguayas en la actualidad- por la advertencia de “alto en”. El etiquetado inicial de Uruguay se basó en el modelo chileno, pero una de las diferencias era esa, ya que en los octogonales negros del país trasandino las palabras usadas son “alto en”.

Según pudo saber El Observador, ese cambio se debió a una propuesta del Ministerio de Industria de Energía y Minería (MIEM) al de Salud Pública (MSP), que la aprobó. La idea del gobierno uruguayo, a su vez, es liderar ahora la discusión sobre etiquetado en el ámbito del Mercosur. 

Uno de los principales focos que se busca atender con estas medidas es la competencia “desigual” –según palabras de ambos ministros–, particularmente en los productos importados y también para las exportaciones, dijo el ministro de Industria Omar Paganini.  

La visión del Poder Ejecutivo es lograr una armonización y tratar el tema como bloque, una temática que también compete a cancillería, al Ministerio de Economía y al de Educación y Cultura.

Por otro lado, desde la industria nacional se comparte esta preocupación del gobierno por sus intereses en el negocio de exportación. El presidente de la Cámara Industrial de Alimentos, Fernando Pache, dijo a El Observador que entendía lógico el anuncio del Ejecutivo y ve con buenos ojos “que se termine la incertidumbre”.

Valoró que no es lo mismo que diga que un producto diga “exceso de” que “alto en” y consideró importante la iniciativa de armonizar a los países miembros del Mercosur para facilitar el comercio.

“Sin un mismo régimen de etiquetado entre esos países, las empresas dejan de ser competitivas. ¿Quién quiere en Brasil -donde no hay norma- que le mandes un paquete de galletitas o un arroz saborizado con tres octógonos? Ningún importador brasilero te lo va a aceptar. Tienes que hacer un nuevo packaging para exportar y posiblemente los volúmenes que exportas no sean tan grandes para meterte en esa inversión. No vendés más. Si los cuatro países tienen la misma norma se facilitaría mucho más el comercio”, expresó Pache.

Misma política pero con cambios y flexibilidad

A partir del 28 de junio el rotulado frontal para aquellos alimentos procesados que contengan exceso de sodio, grasa y azucares será obligatorio, pero no se fiscalizará a las empresas por un tiempo aproximado de seis meses.  

Sobre este punto, el ministro de Salud manifestó que el objetivo de ese “período ventana” es que “todos tengan las mismas condiciones”. Destacó que a pesar de que hubo un período de adaptación de más de 18 meses, “algunas empresas no lo han hecho”.  

El decreto de la anterior administración data de agosto de 2018 y establecía un plazo de 18 meses a la industria para adaptarse a las nuevas exigencias, que comenzó a regir el 1° de marzo. Sin embargo, a 11 días de entrada en vigencia se postergó la obligatoriedad hasta el 28 de junio. 

Según indicó Salinas, las exigencias van a ser las mismas aunque habrá un equipo de técnicos que trabajará en el nuevo decreto, por lo que pueden darse algunas modificaciones en los requerimientos para tener la obligatoriedad o no del etiquetado. 

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...