Cargando...

Nacional > ANÁLISIS - GONZALO FERREIRA

Una ayudita de Mujica

La crisis institucional por la que pasa el gobierno deja la pelota en el pie del expresidente

Tiempo de lectura: -'

29 de julio de 2017 a las 05:00

Verano del 2005. Tabaré Vázquez era el rey. Primer presidente electo por el Frente Amplio en la historia, con niveles de popularidad enormes y sin nadie que se animara a discutirle mucho.
José Mujica, el otro líder que a base de votos llevó a la izquierda al gobierno, estaba internado con una enfermedad rara que hasta el día de hoy no se sabe al detalle de qué se trataba. El rol que tenía Vázquez previsto para él era el de ministro de Ganadería, pero las dudas sobre su salud llevaron a otros planteos. Ante la eventualidad de que no pudiera asumir, Mujica le envió el mensaje a Vázquez de que sugería a su esposa, Lucía Topolansky, para el Ministerio de Vivienda.

La respuesta del presidente electo fue categórica: "no". Sabido es que en los 12 años que transcurrieron, la relación de Mujica y Vázquez pasó por varios altibajos, hasta llegar a hoy, donde el diálogo es casi inexistente. Pero la distancia entre Vázquez y Topolansky es mucho mayor. Y no es de ahora. Si no la quería en el gabinete y luego tampoco en la fórmula presidencial para las elecciones del 2014, ¿por qué la aceptaría ahora como eventual reemplazo de Raúl Sendic?

La crisis institucional por la que pasa el gobierno deja la pelota en el pie de Mujica. Y si hay algo que nadie duda es que el expresidente tiene habilidad para manejar situaciones de este estilo.
Este jueves cerca del mediodía, cuando todos los medios esperaban las palabras de Sendic, Mujica hizo una movida. Se plantó frente a las cámaras de diferentes medios, gesticuló, se mostró molesto y dijo que no haría declaraciones porque con el clima que se respiraba en el FA se estaba afectando la tarea de los organismos que analizan la situación de Sendic.

Pese a que aseguró que no hablaría, dijo más cosas. Ante la andanada de rumores sobre quién sucedería a Sendic en caso de renuncia (¿Lucía Topolansky o Eduardo Bonomi?), dijo que sería el MPP quien lo decidirá llegado el caso.

Con otras palabras, el mensaje fue claro: "el sucesor no lo define el presidente, sino yo".
En ámbitos políticos el run run sobre que Vázquez prefiere a Bonomi suena fuerte desde hace tiempo. Con el ministro del Interior construyó una buena relación desde el primer gobierno, cuando fue su ministro de Trabajo. Alienta la especulación sobre que Bonomi puede ocupar el rol de Sendic en caso de renuncia el hecho de que Topolansky, al igual que Mujica, anunciaron tiempo atrás que abandonarían sus bancas. Incluso la habían fijado para el 1° de abril de 2016. Nunca sucedió.
Este segundo gobierno de Vázquez no se parece en nada al primero. Y una de las grandes diferencias es que el poder de Vázquez no es el mismo que el del 2005.

Y el presidente, en vez de apoyarse en Mujica para gobernar, lo dejó de lado.
La Constitución es clara y todos los expertos así lo dejan establecido: Mujica no puede ser el vice ante la salida de Sendic.


Siguiendo esa interpretación, siempre que no renuncie al Senado, Topolansky sería la primera en la línea sucesoria de Vázquez (es decir que si el presidente viaja ella queda en el cargo), pero Mujica sería el presidente del Senado y de la Asamblea General. Más allá de que es díficil que se concrete, Mujica sería un candidato ideal para ayudar a Vázquez desde la presidencia de la Asamblea General.

Le serviría para alinear a toda la bancada frenteamplista (su sector ha cumplido ese rol pese a que Vázquez no se lo pidió en cada rendición de cuentas) y para vincularse con la oposición.
Pero, suponiendo que ni siquiera se pretenda seguir el rebuscado mecanismo legal para dividir en dos los roles de Sendic entre el presidente del Senado (Mujica) y el suplente del presidente (Topolansky), es también Mujica quién puede ayudar a Vázquez a unir al Frente Amplio luego de la delicada situación en la que quedará si se produce la renuncia de Sendic.

Mujica lo sabe y envía señales. Como las decenas que ya mandó en estos últimos años, pidiendo la pelota. Pero Vázquez no se la da.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...