Nacional > Entrevista

Abogado de Mónica, señalada como líder chinga, dice que la mujer "lleva adelante una política social"

Raúl Estomba defiende la inocencia de Mónica y sostiene que tiene a su cargo a ocho niños a quienes les da comida, casa y abrigo

Tiempo de lectura: -'

15 de agosto de 2018 a las 11:55

Raúl Estomba es el abogado de Mónica, la mujer señalada por la Policía como la cabecilla de la banda de narcotraficantes los Chingas, y la única voz que defiende su inocencia. Desde que la representó en la audiencia del 19 de marzo en la que fue acusada de cómplice en las extorsiones que determinaron el desalojo de 110 vecinos de Casavalle en 2017, asegura que se confunde a su cliente con la Toto, la "verdadera líder" de este grupo criminal.

Mónica fue detenida este martes y enfrentará una audiencia en la tarde, cuando la Fiscalía intentará acusarla por delitos de hurto y usurpación, por no pagar la luz, el agua, y por ocupar una casa sin títulos de propiedad. Además, la Justicia libró una intimación para que abandone su hogar este miércoles.

Lea también: Mónica, ¿la mujer señalada como líder Chinga o la que da cobijo a niños de la calle?

Fue denunciada por la Intendencia de Montevideo, UTE y OSE, organismos que están interviniendo en el Plan de Convivencia que el gobierno lleva adelante desde fines de junio en la Unidad de Casavalle –que comprende Los Palomares– y que tiene por objetivo mejorar la movilidad interna de ese barrio y realojar a aquellos vecinos que residían en viviendas irregulares.

¿Cuál es la situación de su clienta en este momento?

Tanto mi defendida como otros (N de R. son siete en total) que están en su misma situación, fue detenida por el uso que da a sus viviendas y las conexiones que existen con respecto a OSE y a UTE. Es decir, esto no tiene ninguna vinculación con los hechos vinculados a los Chingas ni que las personas fueran expulsadas de las casas.

Lo que se está planteando ahora exclusivamente es producto de la intervención del gobierno en este barrio para sacar a estas familias. Y el mecanismo que se está usando es que la Intendencia, UTE y OSE hagan estas denuncias a los efectos de que la Fiscalía pueda usar esa estructura y la Justicia intimarla a dejar su casa en 24 horas.

Sigue detenida hasta hoy.

Sí. La Justicia dispuso que se mantenga su situación hasta hoy. El fundamento de la Fiscalía es que todavía no se habían cumplido todas las pericias: calcular cuánta luz y agua había consumido sin pagar. Porque la idea de la fiscal (Mónica Ferrero) es que se realice un convenio para pagar esas cuentas.

¿De qué otras cosas se acusa a su defendida?

Delitos de hurto y usurpación, porque tampoco tiene títulos de propiedad de su casa. Pero yo considero que esto no es una cuestión penal, sino social. Estamos hablando de familias que están viviendo allí desde hace muchos años. Ellos pretenden que abandone su casa de un día para el otro, que se lleve lo puesto, pero sin ser realojada.

Para las autoridades, Mónica es la líder de los Chingas, la banda que extorsionó, amenazó y desalojó a muchas familias hasta fines del año pasado...

Fue su familia la que participó de esas conductas, pero no se estableció que ella tuviera participación directa en esas cosas. Por eso fue que la Fiscalía consideró que la figura que le correspondía era la de cómplice, y eso significa que ella no participó materialmente de esos actos. Puede haber colaborado en forma moral, por ejemplo. Pero ahora, reitero, no fue detenida por estos temas.

Yo sé los rumores que hay sobre ella. Yo conozco donde vive: ayer (martes) de noche fui hasta su casa, y lo único que tiene allí son dos máquinas de lavar ropa y dos para secarla. No es una casa que tenga lujos como se ha dicho. Es cierto que no es un rancho y que contrasta con sus casas vecinas: simplemente tiene piso, sus paredes están pintadas, y tiene toda la instalación eléctrica hecha. Y el barrio no es como ha trascendido: ayer paré en la vereda, entré por el corredor, estuve en la casa y me fui. No me robaron. Ahí realmente no pasa nada. Si bien hay peleas de bandas, no sucede en la zona donde esta gente vive.

Y se ha omitido decir que tiene ocho niños a su cargo. Ella lleva adelante una política social: les da abrigo y comida a los niños que están en la calle y vela por que tengan ropa limpia y vayan al médico.

¿Usted dice que no es integrante de los Chingas?

Es que los Chingas como tales ya no existen, y ella tampoco integra ese grupo ni nunca lo integró. Se la intentó vincular a los hermanos de esta señora, y además se la confunde también con otra hermana, que le dicen la Toto. Pero no es mi clienta y mucho menos se trata de la líder de esta banda.

Estas no son cosas que sostenga solo yo. Ella fue condenada en marzo como cómplice de las extorsiones. Si ella fuera quien dirigía todo hubiera sido condenada como autora. Los que continuaron la banda de los Chingas –que son nietos de los primeros– son todos hermanos y sobrinos de Mónica, no hay más vinculación que esa.

¿Qué cree que va a determinar la Justicia con Mónica?

Se maneja la posibilidad de que esta vez vaya presa por los delitos que le mencionaba.

¿Cuál es el sustento de su clienta?

Lo que hace es comprar ropa nueva y usada en el Barrio de los Judíos y luego la vende.

Quiero decir que este tema de Los Chingas está siendo instalado por la parte política y por el gobierno a los efectos de sacar a estas familias de sus casas. Lo que está pasando es una locura, las familias llevan años ahí. Mónica lleva 15 viviendo en su casa. No tiene título porque la adquirió bajo derechos posesorios, por decirlo de alguna manera. No hay un título en los registros, porque ese piso nunca perteneció a nadie. Se vendía informalmente y los nuevos dueños se metían en ella, pero pacíficamente, nunca con violencia.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Cargando...